Divididos o dominados

El sol sale por el Este. Y “la política siempre tiene que ver con un ‘nosotros’ opuesto a un ‘ellos’“. La primera afirmación no causa demasiada controversia en esta Argentina, tan pero tan dividida. Eso sí. Tampoco ayuda a transformar nada. La segunda corresponde a la politóloga belga Chantal Mouffe. Y a pesar de ser tan obvia como la otra, parece tener efectos corrosivos sobre el sentido común mediático, la conversación de taxímetro y el bien pensar de los liberales amontonados en una miríada de partidos y partiditos.


Chantal se mete con cierta dirigencia europea que sostiene que “hoy en día estamos en la segunda modernidad, en la cual la clásica política de ‘adversarios’ está superada“. Así, “ya no habría que pensar más en términos de izquierda y de derecha porque no hay más antagonismos“. Nos ilustra: “por esa razón los partidos, los sindicatos, todos los movimientos colectivos son para ellos cosas arcaicas“.

Agrega: “...lo que hay que hacer es adaptarse, ‘modernizarse’, que es el término que emplean todos ellos. Habría que modernizar la política. Eso significa para ellos no plantearse más la lucha en términos de izquierda y derecha. Creen que se puede establecer una especie de consenso al centro, puesto que finalmente no hay más antagonismos fundamentales en la sociedad“.

Yo los conozco también. Yo los vi. Cobran cinco veces menos -salarios en pesos-. Pero dicen a quien lo quiera escuchar que la presidenta Cristina Kirchner divide (de manera innecesaria, agregan a veces) a los argentinos. El cuento llega incluso -con mejores dividendos, claro- a la prensa internacional. Si tiene tiempo puede leerlo aquí, aquí, aquí, aquí (este no se lo pierdan, por favor), aquí, aquí, aquí, aquí, aquí, aquí, aquí y aquí.

En estos días de conflicto agropecuario asistimos al primer intento de un gobierno democrático post-83 de meterse con la renta extraordinaria de un sector de la economía. Primero, definiendo de manera técnica pero también política que allí hay una renta extraordinaria. Y luego mediante una decisión técnica pero también política en el sentido que esa renta extraordinaria puede ser apropiada por el Estado democrático.

Usted podrá decirme que la medida salió por error. Que el Gobierno decide no tocar y hasta incrementar otras rentas extraordinarias en el país. Que al final era innecesario hacerlo porque no es tanta plata. Que lo hizo con impericia política. Que no diferenció a los “pequeños” de los “grandes”. Considero que aún así mis apreciaciones del párrafo anterior mantienen su validez.

¿Por qué me parece importante recalcar este punto? Porque ahora vemos en vivo y en directo qué ocurre cuando se tocan las rentas extraordinarias de un sector. Se producen fuertes tensiones. Se trata de tensiones que revelan las divisiones existentes en el país… Ay, se me escapó una mala noticia, pero alguien tenía que darla: Cristina Kirchner no divide a los argentinos. ¡Los argentinos ya estamos divididos! Y para peor ¡es una fantástica novedad!

Porque estamos divididos entre quienes les interesaría tener un país para todos y quienes no. Quienes entienden que es legítimo que haya transferencias de un sector a otro y quienes no. Quienes solo piden “no me saques la mía y si me la sacás, haceme la ruta acá en la puerta de casa” y quienes entienden que “redistribuir” implica quitarle a unos para darle a otros. Incluso para sacar del campo y ponerla en la Ciudad. Quienes creen que es legítima una medida de fuerza patronal por tiempo indeterminado con cortes de rutas nacionales y quienes no. Quienes creen válida la acción del Estado democrático y quienes no. Quienes consideran algo deseable que se logre alguna vez una distribución igualitaria del ingreso en la Argentina y quienes se llenan la boca hablando de eso pero piden a la vez dejemos-tranquilos-a-todos. Y así se puede seguir. No hablo aquí en ningún momento del Gobierno, que sus buenas cuentas pendientes tiene, como todos sabemos. Hablo del resto. De los que estamos divididos. (Si no cree, mire la foto que ilustra este post, tomada por una buena amiga de este blog hace pocos días en la populosa barriada de Vicente López).

Estas divisiones hacen ver algunas cosas más claras. Y facilitan la acción de la política. Claro que siempre están los llamados al “consenso” y al “diálogo” y a la negociación como sinónimo de entrega. Las clases medias -arriba, en el medio y abajo- son muy afectas a este discurso. Este que dice que en realidad estamos todos unidos pero el Gobierno nos desune. Que las divisiones son estériles y artificiales. Y que lo único-que-le-hace-falta-a-este-país-es-ponerse-a-trabajar-todos-juntos. Que estamos condenados al éxito, bah.

Es que las clases medias, quizás como una mella que dejó en la sociedad la dictadura, no soportan la tensión. No soportan verse a las puertas de una puja (re)distributiva -que es, lo lamento, la única forma de redistribuir-. Prefieren soñar que alguna vez los ricos los dejarán acoplarse a su pauta de consumo. Que un día les abrirán las puertas de los countries y les dirán “ahora, ahora pueden disfrutar ustedes también”. En algo parecido están “los chacareros”, que se ven a la entrada del shopping y no quieren que nada ni nadie los deje afuera esta vez (lea aquí).

Que haya quien, desde el llano pueda creer eso no me preocupa. Sí es complicado cuando cierta dirigencia lo quiere hacer creer. Y, para peor, cuando se trata de dirigentes que dicen estar a favor de una mejor distribución del ingreso. Ahora: un llamado a la solidaridad. Por favor, entiendan que si Alá es grande y alguna vez llegan al Gobierno y quieren una mejor distribución del ingreso y -uy- empiezan a tomar medidas en ese sentido, no deberán enfrentarse a uno, sino a mil lockouts. Y no tendrán que convocar a una Plaza de Mayo con trabajadores y organizaciones sociales, sino a cientos. Y no tendrán que alquilar quinientos micros, sino miles. Y que no necesitarán de un Hugo Moyano, sino de decenas. Salvo que no quieran gobernar nunca. O que lo que propugnan en cuanto a la “distribución del ingreso” sea puro cuento.

Tenerle miedo a la división entre “nosotros” y “ellos” sería clausurar la política. Creer que los argentinos estamos “unidos” pero fuerzas extrañas nos dividen es una niñería. Y, lamento el sacrilegio, pero me animo a decir que el Bicentenario debería encontrarnos “divididos o dominados”.

72 Comments on “Divididos o dominados”

  1. no mide la foto que ilustra su columna,a mi me inhibe de cualquie discusion politica,una foto de un cartel anonimo,que sirve para construir el enemigo imaginario ideal para el gobierno,como es la oposicion perfecta para el gobierno el macrismo.ojala el Bicentenario no nos encuentre divididos pero si es asi yo estare de la vereda de enfrente del kirchnerismo,eso no me hace un ingenuo(gracias por el consejo del final sobre futuras gestiones),lo cierto es que quien gobierna ahora tuvo su Plaza,su Moyano y la re,o distribucion del ingreso”…sigue siendo”puro cuento”.

  2. Redistribuir el ingreso no es taaaaan difícil tampoco. Hay que sacarle al 90% más rico para darle al 90% más pobre. Casi todos pagan, casi todos ganan y nadie se queja demasiado porque (casi) todos están en el mismo bote. El 10% más rico no tendría demasiado poder para quejarse porque serían demasiado pocos. Se podrían ir del país y no pagar impuestos, obvio. Pero ¿qué mejor país que la Argentina podría existir en el mundo una vez que se redistribuya el ingreso? Habría que ser completamente idiota para irse.

    Saludos, Escriba

  3. En primer lugar, es la primera vez que comento acá, pero he leído atentamente todos los posts y los felicito por la iniciativa.

    Vayamos al punto…. a ver escriba, que la puja por la apropiación de la renta (por parte del estado, o por parte de los privados) genera tensiones, que a veces quedan manifiestan públicamente como vimos semanas atrás, o muchas otras veces de manera mas sutil pero no menos eficaz (lobby – manejo mediatico y muchos otros elementos que el poder político pondera y se rinde ante ellos).

    Ahora bien, no creo que estemos tan divididos entre los que queremos un país para todos y los que no. En todo caso, estoy seguro que somos una absoluta mayoría los que queremos el país “para todos”, tal vez diferimos un poco en el camino.

    Ahora bien, como dice ana, no es tan dificil redistribuir la riqueza, pensemos un sistema impositivo adecuado, que mas le cobre al que mas gana y en un estado eficiente que mas y mejor gaste para los que menos tienen.

    Ahora bien, una pregunta técnica, “una renta extraordinaria”, puede ser la base de una sociedad mas justa, de una riqueza mejor distribuida? O sea, la distribución de la riqueza depende de 5 fondos especulativos que si cambian de estrategia de inversión vuelven los precios de los granos a valores de un 50% o menos de los actuales?.

    saludos!

  4. Desde cuando la guita de las retenciones es para redistrubuir?

    Acaso va a un subsidio universal para los pobres o algo así?

    No me parecen mal las retenciones, y tampoco me parece mal que se las use para pagar deuda o lo que sea, si el estado necesita recaudar.
    Las retenciones no tienen nada de extraordinario o revolucionario, en la historia Argentina, siempre después de una gran devaluación se ponían retenciones, incluso gobiernos militares como el de Onganía.
    Son simplemente una herramienta para que los precios internos no se disparen, y para recaudar un poco más. Algo que me parece perfecto. Lo que no me gusta es que nos quieran meter el verso de que son para “redistribuir”.

  5. Ah, veo que no estamos tan errados en la seleción del tema, por lo que leo hoy del compañero Tokatlian.

    “La polarización, un arma peligrosa”
    http://www.lanacion.com.ar/edicionimpresa/opinion/nota.asp?nota_id=1002837

    Un poquito diferente el enfoque nomás:

    “En esta confusa y difícil hora política que atraviesa la Argentina, en medio de una relativa bonanza económica y con notables deficiencias en términos institucionales y distributivos, es fundamental que el rechazo a la polarización sea el epicentro de las acciones políticas, sociales, culturales y simbólicas. Es bueno recordar que ingresar en el sendero de la polarización es bastante fácil; salir de él es muy difícil. Por ello, mitigar su manifestación es imperativo e impedir su reaparición es un deber”.

    Saludos

  6. Escriba, encuentro algo culposo tu discurso estos últimos días. Coincido con los que cree que no es tan dificl redistribuir. 2xK lo que hizo fue elegir distintos socios a los de Menem, pero socios al fin, creo que mas concentrados, o sea que por ese lado el negocito esta cerrado. Lo que se trataría de hacer es una optimización de los recurso que el estado ya tiene y que facimente recauda via impuestos y retenciones que “ya tiene”. Si tiene los recursos, no se los tiene que sacar y no har “renta extraordinaria” solo hay facilidad contributiva.
    Digo, sin ser economista, si pone toda la torta de abajo en el banco de Esquenazi y reparte 2.000.000 de banelcos para que esa franja cobre un diezmo ( que alguna ya cobran) no estamos de “sacarle a los ricos” sino de optimizar los recursos desburocratizando y desclientilizando la renta.
    Después de todo no necesitas ponerte el gobierno al hombro.

  7. Escriba: Parcialmente de acuerdo, pero la dicotomía está planteada mejor por “ellos” que por “nosotros”.

    Es que “ellos” son los que se están uniendo. Primero la iglesia, luego la CC y ahora el campo y los grandes grupos de comunicación. No se confunda. El dialogo y la unidad que piden es entre y para “ellos”. Lock out, manejo de prensa, reducir el manejo de poder del gobierno, cacerolazos con ollas llenas. No piden que reflexionemos. Exigen que nos vayamos del gobierno, del espacio popular, de la militancia, del pensamiento crítico.

    Mientras tanto “nosotros” nos encontramos desperdigados. Perdidos. Cuasi resignados. Sin hígado para sostener lo viejo bueno (o menos malo) , y sin fuerzas para romper con las actuales estructuras y formar algo nuevo consistente y viable PERO que no sea funcional con “ellos”. “Nosotros” somos muchos (hasta mayoría me animaría a decir) pero nos encontramos desarticulados, como una infinidad de pequeños y curvosos rios que no terminan nunca por desembocar en el Paraná. Nos asustamos de Delia, Moyano o de los intendentes del conurbano, pero son ellos los que de última terminan planteando una fuerza de poder que confronte con “ellos”.

    “Ellos”, como diría la princial vocera del grupo clarin, “Vienen por todo”. Lo más preocupante es que desde hace tiempo se desarticularon las bases. Se quiso hasta ahora gobernar con ellos.

    Parece que no sirvió. Veremos.

    Fede SF

  8. Siempre es tan interesante pasearse por los pasillos de Artepolítica…!

    Creo que el tema de fondo es qué hacemos nosotros, concretamente, en tanto sujetos políticos, para aportar desde nuestra especificidad a la contrucción de un proyecto de país más justo. Hacia la patria liberada, bah.

  9. Lo mejor seria un “sistema impositivo adecuado, que mas le cobre al que mas gana” como dice chacall.
    Eso no quita la validez de las retenciones que son un recurso totalmente licito del estado,y que en este caso ademas, sirve para desalentar una produccion que es dañina en varios aspectos, y diversificar la produccion agropecuaria, pero tambien como forma de controlar los precios internos.
    Yo si creo que la guita de las retenciones se redistribuye, lo vivo todos los dias, cuando tomo el colectivo o el tren, cuando voy al mercado, cuando pago la luz, el agua, cuando me cuentan que el vecino sin haber podido completar las cuotas de la jubilacion pero, teniendo la edad, se puede jubilar, etc.
    Otra cosa es la tendencia (mundial)a la concentracion. El tema es; ¿se puede parar la concentracion, de la tierra?¿ ¿El poder de los pools de siembra, de los dueños de las semillas, de los fertilizantes? ¿Como?

  10. Uno no come vidrio, no tiene en su repertorio citas de pensadores ilustres (europeos preferiblemente, por favor) pero algunas veces, de vez en cuando y en ciertas ocasiones transita por las callecitas argentinas y, de nuevo, a veces se le ocurre mirar (viendo) y escuchar (atentamente) el monton de “carteles anonimos”, con 2 patas, voz para que los oigan y gestos ampulosos para que los vean.
    Salvo que uno se haga el idiota, o que lo sea, hay mucho cartel anonimo clasemediero repitiendo esa misma cantinela.
    Hay un problema, los versitos faciles nunca llegan a poesia, mucho menos cuando ademas de faciles son de mala leche.
    ¿Cual es problema con los K? …lo que hacen mal? – No jodan, a los que quieren vender a precios belgas, pagar los salarios de Pakistan y los impuestos de Haiti, no les va tan mal. (entre tanto economista opinante por los blogs, me parece raro que nunca aparezcan menciones a “balances” – estan pasados de moda o no quieren mostrar que ganan mas que antes?
    Porque convengamos que lo que hacen “mal” los K es asegurarle negocios a unos cuantos – ¿o no?
    Uno es medio bruto pero desconfiado (y como argentino con muchisimas y prudentes razones para serlo) y no cree que sea precisamente “facil” sacarles un peso a los que tienen mas para darle a los que tienen menos – les recuerdo a los desmemoriados que las dictaduras que supimos padecer fueron precisamente para lo contrario – sacarle a los que tienen menos para que los que tienen mas tengan mucho mas. ¿o no fue asi?
    Si convenimos en que esta “mal” que los K favorezcan a los grupos mas concentrados, podemos convenir en que si cambian ese rumbo estara “bien” – ¿no?
    Y no, tampoco esta “bien”, porque esa plata, dicen, es para gastarla en rolex y botox (mina tenia que ser para tirar la guita en porquerias…) y el pobre “campo confiscado” a vivir en la indigencia cacerolera de barrio norte y a que tipos feos como Moyano y D’elia los asusten (Pobrecitos, …con angelitos como Camps y Etchecolaz se sentirian tan a gusto – paciencia, les queda el pichoncito patti, esperenlo un poquito – lindos los fueros de la democracia, no?)
    Es extraño esto de defender lo que no nos gusta – a mi no me guste el gobierno K – pero menos me gustan estas “casualidades”, justo cuando se les ocurre sacarles un poco a las rentas extraordinarias de algunos, se arma un bolonqui descomunal (y sedicioso) que amenaza hasta la posibilidad de comer de la gran mayoria de la poblacion. ¿Que no era facil sacarle a los que tienen mucho? – Parece que no.
    En serio, seria bueno que en lugar de buscar coartadas para que no paguen los que tienen que pagar, se entienda de una buena vez que la guita, en este pais, no se discute entre arrumacos ni promesas de amor eterno. Es un camino arduo, sinuoso y largo que, si tenemos suerte, a los k se les dio por empezar a recorrer ahora. ¿O me van a decir que esta “mal” que lo recorran?
    Por las dudas, se discriminar entre los que ganan muchisimo y el ultimo orejon del tarro de la “cadena sojera” pero si esos orejones no aprenden a discriminar las malas compañias, no es culpa mia – ni de los K, ya que estamos.
    Saludos.

  11. Coincido Escriba, la división es previa.

    Ahora, yo me hago una pregunta: por que solo el discurso de Cristina es “divisionista” para algunos? Por que no se califica del mismo modo a expresiones como “el voto de los grandes centros urbanos es nuestro” o la más sincera en cuanto a juicios de valor “el voto pensante”? Ahi también se alude a un “nosotros y ellos”. O será que su “nosotros” tiene autoridad moral para calificar de “soberbio”, “intolerante” a quien piense diferente y lo exprese?

    Coincido con Federico Hoffman. Lo que están pidiendo es la rendición incondicional. Toda acción que exprese la voluntad de dar pelea se califica de divisionista, justamente por dar pelea.

    Por otra parte existe en nuestra sociedad una aversión al conflicto, una necesidad de que pronto se resuelva de alguna manera. Es por eso que muchos se vuelcan hacia el bando que consideran más circunstancialmente más fuerte. El LIc. Baleno lo expresa en dos posts en su blog: cuando “el campo” dominaba el discurso sus compañeros de trabajo apoyaban, luego de que Cristina hablase en Parque Norte muchos mágicamente habían cambiado de idea. No fue convencimiento sino táctica.

    Saludos

  12. Si, Escriba, son ellos O- con mayúsculas- nosotros.
    Como escribías, es un primer intento tímido de ir por la redistribución desde el 83.
    Pero en ese nosotros no puede pensarse que sea posible hacer política con mayúsculas, con proyecto nacional o con lo que sea haciendo movimientos de tecnócratas desde un escritorio.
    Cuadro formados con más de treinta años de experiencia no pueden cometer estos errores que regalan el terreno a el ” ellos”.
    La realidad es que se necesita un apoyo político que no se construye- no con los D’Elía- movilizando fureza de choque propia.
    Eso es comprar la forma de lo peor de la política nacional, lo peor de la forma de presionar del viejo sindicalismo vandorista- apreto y negocio- que ya el colectivo social mira con sospecha.Si fuera cierto eso de CFK montonera -vi el cartel camino a casa- alguien tiene que avisarle que lo que sirve es la mística de los primeros años,no el absurdo del uso del uniforme.

  13. Con su permiso, Escriba.

    Respecto de un comentario de Tute Cabrero sobre la concentración.
    El modo de producción capitalista impone, para el crecimiento, la necesidad de acumulación de capital. Esta característica marca una tendencia a la concentración (el que más acumula está en mejores condiciones para seguir acumulando que los demás, básicamente). Las políticas de intervención del Estado en la economía, tienden a paliar esta “enfermedad endémica del capitalismo” (aunque no siempre sean eficientes). El tema es que muchas veces estas políticas pueden coartar la capacidad de acumulación y, de esta forma, ser un freno, ya no a la concentración, sino al crecimiento (y en sentido más amplio, al desarrollo). Los equilibrios son complicados, y en general despiertan la capacidad crítica de quienes miran desde afuera, que empiezan a pegar por izquierda y derecha, creando confusión, aprovechada sagazmente por quienes no quieren que haya intervención (y por ende, vía libre a la concentración).

    Creo que hay confusión en torno a la “distribución de la riqueza”. Se alude a ella como sinónimo de “transferencia desde los ricos hacia los pobres” (instrumentada lógicamente, por la intervención estatal). En ese sentido, me parece que las retenciones no tienen esa finalidad (de ser directamente, un impuesto a los ricos para transferir a los pobres). Redistribuyen el ingreso (o intentan hacerlo) de un modo más sutil: dirigir inversiones desde actividades no consideradas estratégicas (a partir de limitar las famosas “rentabilidades extraordinarias”) hacia actividades consideradas estratégicas.

    Escriba, coincido plenamente con su trabajo, pero déjeme agregar un comentario para su consideración: la conflictividad en abstracto, existe siempre. Pero tienden a cambiar los motivos que la despiertan. A veces, porque el conflicto se resulve mediante una síntesis eficaz. Otras veces, el motivo queda latente y reaparece cuando más bajas están las defensas.

    Lo felicito. Un saludo

  14. Me sorprenden los comentarios que argumentan la facilidad de redistribuír el ingreso. Creo que sobran ejemplos en el mundo de lo duro y generalmente violento que es cualquier proceso que se proponga distribuir el ingreso. En la argentina de los cincuenta costó una plaza de mayo bombarbeada y la proscripción de la principal fuerza electoral (este uno en ella o no) por más de 17 años. Al Estados Unidos fundacional le costó una guerra civil. Y se podría seguir largo.
    Segunda sorpresa: los comentarios que vinculan la estructura impositiva actual a la concentración económica, o a las retenciones con un impuesto justo pero “no distribuído”. Invito a todos los que leen a viajar a Uruguay, Chile o Brasil y ver los precios de los alimentos, el transporte o los servicios públicos. Todos gastos de la canasta popular. Se sorprenderían, las diferencias son abismales. Eso es tímidamente redistribución del ingreso. Insuficiente, claro. Inexistente, no.
    Recomiento el último informe de la FAO (organismo de NU para la alimentación). Ahí dice (sorpréndanse si quieren) que la Argentina tiene el mejor nivel nutricional de latinoamérica, cerca de los niveles de un país desarrollado. Busco el link y lo pego en otro comentario.

    Saludos.

  15. 90/90, la famosa sociedad del 180%!!! Bueno, con las últimas cifras del INDEC no lo veo totalmente improbable. Escriba: lo de nosotros / ellos es demasiado simplón, no existe en la realidad. Solo en el mundo visto a través de ojos demasiados dogmáticos, me parece. Se me hace que la realidad es un poco más compleja que la vida binaria que proponeis. Por lo pronto, siguiendo al quebecano ese que el otro día escribió en Pagina/12 (no recuerdo el nombre… Ostiguy?) hay un nosotros 1, nosotros 2, ellos 1, ellos 2. Saludos.

  16. 1. ¡Qué cosa! Uno diría que existe una cultura de la división, ¿no?… que es explotada por el Poder real para quebrarnos por medio de las contradicciones.

    Lo de Chantal es una “chantalada”, es pensamiento de derecha para difusión y la captura de giles.

    Además, olvida la otra gran división del mundo: Norte vs Sur.

    Que la prensa internacional te tire cascotes es signo que se está peleando ese clásico de los clásico…

    3. La reactivación que me interesa es la que se siente en Quilmes Oeste, en La Matanza, en el Talar de Pacheco…

    El “Indec callejero” que dice cuantos choripanes se vendieron esta semana a los nuevos operarios, los talleres reabiertos, lo que se mide en los remiseros y las kioskeras de las barriadas, que florecieron en los úlimos años.

    Menos pendejerío al pedo se traduce menos violencia.

    Eso está!!! Tiene que ser mayor para que esos votantes se sean perdidos en la prepoteada multimedia!!!

    Además, de distribución tiene que haber DESAROLLO… eso al Norte no le gustó jamás!!!!

    4. Del cartel, elaborado con claridad semiótica, me interesa el adjetivo GRASA.

    Gran parte de los problemas de este gobierno reposan en no comprender adecuadamente la división “la gente como uno VS los grasas”.

    Cristina es para “ellos” grasa. No hay peinado que la salve de ese mote. Ella nació en Tolosa y ni siquiera en La Plata.

    El error estético que se transforma en político es intentar conformar una fuerza presentable a los ojos de las señoras de Vicente López puede pagarse caro. Obviamente, tampoco la podes hacer revulsiva, perooo… Muchos lo decían en los primeros años K: “vamos a las reuniones K y todos parecen salir del Cippec, de una cena de Macri, ni la comida nos gusta”.

    ¿Por qué no concentrarse en agradar a los que los votaron?

    Agradar sus votantes y no a los de los otros. Eso se hace con políticas nacionales y con la conformación un “algo” (movimiento, partido, línea interna) afín a sus votantes.

    Contenido, praxis, background y todo eso, sobra…!

  17. Esteban : es muy conocido el hecho que el monto de transferencias bancarias de orígen argentino a cuentas del exterior es casi exactamente igual al tamaño de la deuda externa de nuestro país.

    En consecuencia de ninguna manera puede considerarse de poca importancia este flujo de dinero.

    Muy distinta sería la situación de nuestro país si hubiera sido reinvertido aquí.

    En cuanto al pago de la deuda, reconozco que no resulta muy simpático, particularmente en mi caso, que ni siquiera aproveché para conocer europa en la época de la plata dulce, ni me beneficié en forma alguna con su generación (sólo me quedé sin trabajo).

    De todos modos hay que reconocer que excepto por el FMI (porque realmente se estaban poniendo muy pesados con sus imposiciones) y el arreglo con los bonistas (que logró una importante quita), no es mucho lo que se está pagando.

    Tu planteo de repartir los 50.000 millones que tiene el B. Central, no es creíble ni como chicana, aunque lo estoy escuchando tan seguido, incluso dicho por tipos que sí se consideran entendidos en economía, que merece una respuesta.

    Digamos como primera aproximación que esa suma de dinero puede repartirse una sola vez. Despues el pais se queda sin reservas y expuesto a muerte súbita ante la primer corrida cambiaria, o el primer estornudo del sistema financiero internacional, o la primera acción de los acreedores, que siguen esperando.

  18. Es que de lo que se trata es de quién genera el clivaje y sobre qué tema. Quién consigue definir “el” tema de división. No estamos divididos “solamente” entre quienes quieren repartir y quienes no. Hay mil divisiones. El problema está en creer que la división es una cuestión meramente moral.

    Otra cosa aclaracioncita: la división no siempre es “anterior”. La discusividad la funda: une y divide. Un discurso de un político, un acción concreta con un sentido manifiesto divide también. Cosas que antes no estaban relacionadas pero a partir de ese momento si lo están. Es el discurso lo que constituye un nosotros y un ellos, tampoco estamos separados con anterioridad “naturalmente”.

  19. Pero Raúl, el pan está más barato para TODOS, no solo para los pobres. Me podés argumentar que los pobres gastan una porción mayor de su ingreso en alimentos, por lo cual una baja del precio de los alimentos los beneficia más, pero de todos modos el efecto redistributivo es limitado. El aumento en los precios internacionales de los alimentos puede justificar las retenciones como herramienta para desacoplar los precios internos de los internacionales y para evitar una apreciación del peso, pero las retenciones como herramienta redistributiva no son gran cosa. O mejor dicho, si son la mejor herramienta que hay, la veo difícil.

  20. Con respecto a la politica de; golpeo y despues negocio, que alguen citaba mas arriba como un engendro K. Acabo de leer en clarin que "el campo" envio de 941 vacas lecheras a Liniers". Esto en las visperas de la reunion con la presidenta…

    Igual hicieron con el paro por "tiempo indeterminado" y el "paro hasta el miercoles" despues de aquella reunion del viernes, y cuando la perspectiva era volverse a reunir el lunes siguiente.

    Va a ser muy dura esta lucha entre el campo y el resto del pueblo argentino…

  21. Lo cierto es que el modelo 90/90 (que por supuesto no suma 180 sino 100, como cualquier porcentaje), aunque a algunos parece que les resulta risible, es el único modelo distributivo políticamente sostenible que se ha ensayado en el mundo con algún tipo de éxito, ya que hablamos de política. Todos los demás, o fracasan, o no distribuyen.

    Lástima que en Argentina no será nunca posible, a este paso.

  22. Realmente creemos que porque el gobierno aumenta las retenciones, estamos hablando de redistribucion?
    Yo pregunto, de puro ignorante que soy, si el agro se queda con esa “renta extraordinaria”, que hace? Compra oro y la mete en un pozo? No creo.
    Esa “renta extraordinaria” no queda en el limbo, en la nada, o en la declaracion jurada del agricultor como un simple numero y nada mas. Ese dinero se gasta, o se invierte o en el peor de los casos, se mete en el banco para que acumule intereses, pero no desaparece.
    En definitiva, se trabaja, creando a su vez, mas trabajo. Redistribuyendo, pero de tal forma, que el agricultor no pierda su ganancia.
    Por supuesto que un porcentaje importante seguramente se ira al exterior como alguna inversion extranjera, o algo similar, pero no es el grueso de la ganancia.
    Por otro lado, tenemos un gobierno que dice “redistribuir”…
    Pero no sabemos en que se va ir ese dinero.
    Si se gasta en pago de deuda externa, donde esta la redistribucion? Usa algo de los 50000 millones de dolares que tiene el banco central para eso, si tanto te interesa redistribuir.
    Si se gasta en el inutil tren bala de 4000 millones de USD, donde esta la redistribucion?

    Tenemos un pais que crece a un 8% aprox anual.
    Tenemos una inflacion real que esta entre 18% y el 25% anual.
    Tenemos los salarios que en promedio que crecen a un 20% anual con suerte.
    Y vienen a hablar de redistribucion?
    Donde? Perdonen, pero a mi este chamuyo de que tenemos un gobierno que intenta “redistribuir” me lo creo tanto como el “Sigame no los voy a defraudar” del Turco…

  23. Escriba, una cosa es la división que se genera por transformar la realidad (la única garantía de que el ingreso se redistribuye) y otra cosa son las divisiones por pilotear las consecuencias de una realidad que no se quiere/puede transformar.

    Es falso que haya que sacarle a los ricos para darle a los pobres. Eso es una economía de suma 0, como la actual.

    La realidad se transforma (cambio de geometría) para producir lo que las mayorías sociales necesitan, no sacarle a unos para darle a otros dentro de la misma geometría.

    Por eso tu consigna Divididos o Dominados es incorrecta, porque asumís que si estamos divididos es porque estamos cambiando la realidad, que no es lo mismo que decir que todo cambio de la realidad divide. Se puede estar divididos por muchas razones, no necesariamente porque se está cambiando la realidad.

    Pero sí, por lo general, la historia argentina ilustra que los cambios y rupturas generan divisiones, lo que no quiere decir que por que haya divisiones se hizo un cambio o ruptura.

  24. Escriba: Claridad y precisión cartesianas en lo suyo, felicitaciones !!
    Raul y Verboamerica: excelente análisis de lo precedente a un nivel mas concreto.
    Es claro que sin intentar el cambio del sistema (capitalista) por otro, hay dos planteos posibles para la acción del Estado:
    a) Priorizar el desarrollo de las fuerzas productivas en desmedro de toda otra consideración (Capitalismo Salvaje).
    b) Moderar los excesos teniendo en cuenta el costo social del desarrollo (políticas sociales, redistributivas etc.).
    Obviamente lo que se está discutiendo es esto.

  25. Concuerdo con la sorpresa, más arriba, de escuchar “redistribuir no es tan difícil”. En dónde no es difícil? En Bolivia, en Venezuela? Y esta experiencia del “campo” no es evidencia de que es difícil? Recordemos que acá se le estaba pidiendo a un sector que comparta con el resto la ganancia extra, no que comparta lo que tiene. Ganancia extra consecuencia de la posicion geográfica del país, no ganancia extra porque hayan implementado sistemas más eficientes de cultivo o hayan trabajado más duramente.
    Redistribuir es fácil cuando la redistribución le quita a otro, y ese es precisamente el tema acá.

  26. Técnicamente existen amplias posibilidades de redistribuir los ingresos (mejores impuestos sobre todos a las rentas, las ganancias y la riqueza- mejores servicios públicos con mayor alcance y universalidad – ayudas y políticas enfocadas a los mas postergados ).

    Existe una fuerte correlación entre presión fiscal y GINI (una vez lo discutimos aquí http://rambletamble.blogspot.com/2007/07/es-la-evasin-estpido.html )

    Que políticamente la dificultad sea grande y los escollos enormes y ni este ni ningún gobierno consideren seriamente a la redistribución como un objetivo serio, es otro tema. Si no hay decisión política, no diría que es ni facil ni dificil, es imposible.

    saludos!

  27. Che Nicolás, no andés boqueando con tus viajes por Uruguay, Chile y Brasil, que te van a pedir que empieces a redestribuir de la tuya.

  28. Al Nicolás viajero, según la FAO, Argentina no tiene sólo el mejor nivel nutricional de América Latina, sino el mayor consumo calórico del mundo. Que todavía haya nenes muriéndose de hambre y viejas desnutridas en el Chaco es un pecado mortal. Y para arreglar eso no hacían falta cinco años. Con políticas bien dirigidas se arreglaba en cinco meses.

  29. Esteban …¿sabes donde la bendita retencion es “distributiva”?; cuando vas a la panaderia y el pan no esta a 15 pesos el kilo, o la papa, o las ciruelas o la carne a pagar en cuotas o euros….
    Tambien esta para que no haya soja hasta en las macetas.
    Es todavia mas simple que la historieta del botox, sirven para que el habitante de Argentina compre barato lo que es barato de producir en su pais donde ademas ese habitante es barato como mano de obra.
    Y de ultima, si es tan malo el negocio con las benditas retenciones; ¿porque no plantan gladiolos? o venden los campitos a precio de saldo, como hacian apenas anteayer.
    Agregaria una division; los que piden estado cuando pierden y “libertad” cuando vienen ganando unos pesos. Perdon, me confundi, esos no estan divididos, son los mismos vivos de siempre… alias “el campo”.
    Saludos.

  30. Escriba:

    Lo de ellos-nosotros es una idea que me recuerda a toda la teoria de hegemonia desarolladas por Laclau.

    – La identidad de cada elemento se funda en su diferencia con el resto de los componentes. Es el deseo de constitur la particularidad que funda la diferencia en universal que genera la lucha hegemonica.

    La hegemonía se refiere a una instancia mas amplia y fuerte que implica que el grupo o clase que se constituye como universal emerja en una situación contingente en donde el particular encarna un orden como ausencia, un nivel imposible como horizonte político. Siendo que el orden es en si mismo un significante vacío a ser llenado contingentemente, el orden esta presente como aquello que esta ausente, como horizonte político, casi como momento utópico de la comunidad. Hegemonizar significa, ni mas ni menos, que llenar ese vacío en un momento dado por un tiempo determinado. La política es posible por que la imposibilidad constitutiva de la sociedad solo puede ser representada a si misma a través de la producción de significantes vacíos. Por ello, todo momento hegemónico, siempre amenazado por el excluido, fracasa irremediablemente.

    O sea, quienes reniegan de la voluntad de hegemonizar, al menos en estos terminos, niegan la política como instrumento valido para alcanzar un orden dado en un tiemo determinado. Confunden deliveradamente lo politico (problematica del bien común, fin) con la politica (gestion de lo politico, medio) pero los roles orientadores no estan vacios, no son espacios a ser llenados por la política, estan ocupado por actores invisibles: Organismos internacionales, bancos, multimedios, exprotadores agropecuarios e industriales, monopolios de servicios privatizados, formadores de precios. etc. Quienes no solo requieren preservar su poder y su tasa de ganancia, sino que ademas gustan de transitar sin mayores sobresaltos juridicos.

    Muchas cosas habra para reprocharle al kischnerismo, pero seguro que una habra que reconocerle, con su "ello vs nosotros" tan criticado han devuelto LA POLITICA al centro de la escena.

    Perdón por la extención y lo confuso pero salio así.

    Queria escribir sobre la redistribución pero lo dejo para otro día. Solo una cosa, si subir las retenciones causo semejante revuelo, que pasaria si se intenta poner un impuesto a las transacciones financieras.

    Con todo respeto.

    GALIMATIAS

  31. Ché Escriba, cuando el INDEC dice que la inflación en Marzo fue del 1.1%…¿ellos (Nestor, Cristina, Martin, Guillermo, Julito, Ishii, Pereyra, etc.) nos mienten o nosotros (vos y yo, entre otros tantos) somos desconfiados?.

    Vieron, todos esos que dijeron que el desabastecimiento iba redundar en un aumento de inflación que impactaría sobre los mas pobres estaban equivocados…nuestro gobierno nos muestra que prácticamente no tuvo impacto alguno el paro comercial del campo.

    Digo, porque si ellos nos mienten con algo tan evidente…¿porque nosotros debemos creerles proposiciones tan sutiles y etéreas como su vocación redistributiva o su afán de recuperar el rol central del Estado?

  32. Ana C: que en Argentina se verifique el mayor consumo calórico por habitante del mundo, como decís, no es algo malo para el gobierno, en todo caso habla de una política de precios internos que permite eso. En relación a la verguenza de que haya gente que todavía no come no tengo menos que compartir eso, pero también te llamo a la reflexión acerca de todos los comentarios de la clase media indignada por los subsidios de $150 para desocupados.

    Quesnay: con todo respeto, que concepto de la redistribución tan pobre. Si viajar a los países limítrofes me hace rico su economía personal debe andar por el suelo. Si hace falta le presto unos pesos.

    Saludo.

  33. Sobre que es fácil redistribuir, me parece que es una expresión que responde a una mirada "técnica" sobre el asunto. Es fácil en el sentido de que se saca de acá y se pone allá. Pero lo político está en la decisión de hacerlo, y para ello hace falta poder, voluntad, alianzas, visión del problema, etc. Entonces no es fácil redistribuir. Menos en Argentina, donde la concentración de poder de unos es enorme y, me temo, la debilidad política (de voluntad política y de diagnóstico del problema) de los otros es lo suficientemente grande como para reforzar el poder de aquéllos.

    Me parece que esa debilidad se expresa cuando no tenemos otro modo de decir que queremos un país integrado que diciendo "un país para todos". El problema está en otro lado, creo: ¿no sería mejor discutir qué política y qué Estado expresa o encarna ese "país para todos"? Por ejemplo, ¿qué modelo existente en el mundo nos resulta atractivo o posible? Insisto, ¿dónde está el conflicto central, adentro o afuera? ¿Quiénes son, en definitiva, "ellos"?

  34. Político Aficionado:

    Es verdad que hay mas de 100000 millones de USD en el exterior.

    Pero también es verdad que ese numero no es del 2008, sino de la década del 90 y de la crisis del 2001 y probablemente mucho antes.

    No se ha producido un aumento sustancial del monto de dolares invertidos en el exterior por parte de Argentinos desde el boom del agro del 2003 en adelante.

    De lo contrario, la cantidad de dolares que tiene el Banco Central no creceria de la manera que crece.

    Por otro lado, yo no plantee en ningun momento repartir los 50000 del central. Es una locura.

    Lo que digo es que se podria usar una parte de esas reservas, para hacer los pagos anuales de deuda externo. Cuanto va a recaudar "extra" el gobierno por las retenciones? 1000 millones de USD por año? No se podria en vez de poner mas impuestos, usar 1000 millones de las reservas por año para pagar deuda o hacer alguna otra cosa util? (que no sea el tren bala por favor)

    Despues de todo, el gobierno gasto casi 10.000 millones de USD de reservas para pagarle al FMI.

    Raúl:

    Realmente crees que con estas retenciones "redistributivas", van a bajar los precios?

  35. Voy.

    Jaime: "La redistribución del ingreso es puro cuento". Se ve que usted es de izquierda entonces. Bien por usted.

    Ana: "El 10% más rico no tendría demasiado poder para quejarse porque serían demasiado pocos". ¿A usted le parece realmente que un conciudadano del último decil tiene más o menos el mismo poder que uno del primero? No puedo creer la ligereza de la afirmación. Ana querida, la insto por favor a que reflexione. No quieren dar nada ¿A quién cree que responde los grandes montos de evasión? ¿a kioskeros? Hoy salio´una noticia que decía que 600 casas de un barrio privado de Tigre ni siquiera estaban declaradas. Aquí tuvimos el caso de un señor que tenía un BMW y que se atrincheró en él, frente a un country porque debía 4.000 pesos de patente. No quieren largar nada. Y si no, fíjese lo que pasó con los compañeros chacareros, a muchos de los cuales les quedan 100 mil dólares limpios al año y no quieren dar más.

    Chacall: Parece que usted está también entre quienes creen que esto es muy fácil. Quedó claro en mi texto que la decisión del Gobierno de tocar estas ganancias extraordinarias implica tambíen la de no tocar (o incluso aumentar, escibí) otras.

    Gualterio: Si no estuvieran las retenciones qué pasaría, creo que lo dice un lector más abajo.

    Charlie: ¿Más concentrados? No tiremos cualquier fruta, por favor. Si usted cree que para redistribuir no hay que quitarle a los que más tienen para darle a los que más tienen, bien. Se respetan todas las religiones en este blog.

    Federico: Creo justamente que el kirchnerismo no podrá juntar al "notostros". Creo que tiene limitaciones propias de las alianzas que ha tenido o ha podido tener y/o de las estrategias que ha tenido o ha podido tener.

    Loola: De acuerdo. Los problemas en eso tienen que ver con esto que acabo de poner, creo.

    Tute: No lo sé, pero qué bueno que dice alguns cosas porque parece que para algunos este gobierno es peor que la dictadura en términos de distribución.

    Raúl: De lo que estoy seguro es que Ud. no es Alfonsín. Varias verdades tiró.

    Néstor: El tema con el conflicto, creo es que tenés que elegir aliados y a las clases medias les cuesta mucho aliarse con los de abajo porque les teme.

    El Canilla: Interesante eso. Creo que varios hablaron de las falencias "políticas" para sumar apoyos que podrían ser afines, por parte del Gobierno. Por eso creo que ahí aparecen las limitaciones de este proceso.

    Mariano: Supongo que el conflicto toma muchas formas pero hay momentos en que las cosas se aclaran.

    Nicolás: De acuerdo.

    Ramiro: De acuerdo, pero hay un nosotros 1 y 2 que podrían unirse. Cierto que definir cuál con cuál no es nada fácil pero se podría hacer.

    Verboamérica: Interesante lo de Norte Sur. Interesante lo del conurbano. Interesante lo del núcleo de votantes. Creo que hay una idea de que con eso solo no se puede, pero temo que el gobierno deje de lado cualquier intento de seducir a las clases medias. Hace poco escuché a alguien que estuvo en una estancia escuchar la frase "No estamos en contra de ella porque sea una groncha, sino…" Genial.

    Camargen: ¿Y usted a quién elegiría de 4? ¿Y de 9?

    Primo: Se entiende. No es tampoco que antes de que hablara CFK estábamos todos callados. La cosa ya venía. Pero está claro su punto.

    Esteban: Algunas cosas son las que dijo Tute. Yo tengo una sospecha. No le diga a nadie. Pero con estas retenciones altas-altas la plata en el campo es tanta que igual fluiría. No se lo diga a nadie.

    Oti: Me guío por eso que dice de la histori. Quizás me equivoque.

    Político: Saludos

    Palo: Algo de eso pienso yo.

    Chacall: Eso lo puede hacer PRO y no me interesa. Poruque además sé que no lo van a hacer. Quieren privatizar las plazas, mire…

    Charrúa: Ya lo creo que no debe ser lo único. Hay varias, cosas lea lo que puso Tute si no.

  36. Ana again: Hay otros. Los japoneses por ejemplo tienen sociedades más igualitarias, con pirámides salariales más chatas (entre el cadete y el gerente póngale que hay 6 o 7 sueldos, no más). Y también está Cuba que vaya si se sostuvo (¡es chicana, es chicana! ¡no me conteste, por favor!)…

    Galimatías: interesante.

    Quesnay: Funny guy…

    Contador: Muy bueno eso.

    Diego: Qué suerte que le gustó.

    Uf.

  37. Donde ven valentía yo veo cobardía.

    Por ahí uno dijo, ¡te imaginás el bolonqui si hubiesen querido gravar la renta financiera!

    Y ese es el fondo de la cuestión, gravar pymes para no gravar los tiburones grandes, confundir un poco a la gente simple con el cuentito de la oligarquía de 1950, y confiar en que como estamos lejos de las luces del centro, nadie iba a notar el disfraz.

    Mientras le cuidan el culo a Paolo Rocca.

    Este último golpe no va a bajar ningun precio interno, y la épica nosotros vs ellos que querían imponer como cortina de humo esta bastante descolorida, porque a muchos no les molesta que Alfredo de Angelis se compre un diente y cambie la chata.

    Mientras se benefician mutuamente con los ricos de verdad, las 100 grandes empresas, los bancos, las multis, que por supuesto en el nosotros vs ellos estan incluídos en la tropa propia.

    Una cortina de humo transformada en una épica berreta.

  38. Mariano T :

    ¿Porqué será que me parece que lo suyo es: "sáquenle a cualquiera menos a mi, porque si no se pudre todo"?

  39. De vuelta está leyendo muy rápido, Escriba. Piense bien qué quiere decir "del 90% más rico al 90% más pobre" y descubra por qué es la única forma de redistribuir y que esa redistribución tenga apoyo político sostenible en el largo plazo.

    También hay otros, además de los japoneses y Cuba. Están en el norte del mundo y sus preferencias en cuanto a la relación trabajo-ocio son mucho más parecidas a las argentinas que las japonesas. Y no sólo tienen el Gini más bajito, sino también un nivel de eficiencia comparable. Ahí, la estructura de ingresos es la más comprimida del mundo y la diferencia entre el sueldo del gerente y el cadete después de impuestos no debe llegar a 3. La redistribución es masiva.

    Hay una cosa que me tiene un poco intrigada, sin embargo. ¿Por qué siempre le parecen más viables los modelos asiáticos que los europeos para aplicar en la Argentina? Yo siempre tuve la teoría que los argentinos normales queríamos un modelo social a la europea y que porque el peronismo no supo hacerlo sostenible la clase alta impuso, a la fuerza, uno a la yanqui. El resultado ese que ahora el modelo social argentino tiene lo peor de todos los mundos, injusticia e ineficiencia.

    Para que la redistribución sea posible, el modelo tiene que ser sostenible política y económicamente, Escriba. Si no, explota.

    Le dejo un link de paso. Un artículo fácil y bastante instructivo.

  40. Pensaba que el Gini japonés andaba por los 30, pero está justo entre el danés y el sueco. Igual, ponga a los argentinos a trabajar y sacrificarse como los japoneses, a ver qué pasa.

  41. Cuba ni siquiera tiene Gini. La economía cubana es una criatura fantástica, está en el mundo desafiando las leyes de gravedad.

    Divertido, Cuba sube en el HDI por salud y Dinamarca baja por lo mismo. La posición argentina es buena por ¡educación!

  42. Mariano: Hace ocho años se les sacaba a los empleados públicos y a los jubilados.

    Ana: Hablo de esos casos porque centro – periferia y norte – sur todavía son cuestiones que pesan. Y muchísimo. Su modelo apunta a sacarle a las clases medias para darle a los pobres, Ana. Eso es lo que nos quería decir el neoliberalismo con el vocablo "equidad". Por eso usted suele creer que un camionero con un buen sueldo es un oligarca. Pero no habla de los ricos de verdad. No somos Japón. Pero tampoco somos Europa, Ana. Sobre todo porque las clases altas de este país no quieren vivir con el resto. Y en Europa se resignaron a hacerlo o se convencieron de hacerlo o vieron lo bueno que sería hacerlo.

    Saludos

  43. Así que dividir la sociedad, con el gobierno y vos del lado de los ricos, y tratando de alinear al pueblo con ellos, versus los productores agropecuarios, QUE SALVO LOS 15 MAS GRANDES,EL RESTO SON PYMES, es LA lucha a emprender para no ser dominado?

    Podrías haber elegido a ls tintoreros.

  44. "Y en Europa [las clases altas] se resignaron a hacerlo o se convencieron de hacerlo o vieron lo bueno que sería hacerlo."

    De acuerdo, Escriba. Pero agregaría un matiz: el movimiento obrero los convenció a fuerza de una lucha larga, tensa, continua, dura, con muchos muertos, exclusión y persecución, mucha voluntad e imaginación políticas. No fue el liberalismo político que les abrió la puerta paulatinamente. La tiraron abajo y entraron. Por eso Mouffe es útil.

  45. Escriba, gracias por el elogio, better funny than boring, pero su respuesta no fue otra cosa que esquivar el bulto elegantemente.

    Comprendo su fé en el dogma Nac.&Pop., pero sinceramente le compadezco que para defender su fé tenga que salir a poner la trucha por semejantes profetas (¿se la hacen difícil, o no?).

    Nicolás Viajero, gracias por la oferta, pero gracias a mi sempiterna desconfianza en el sistema bancario argentino, todavía ando relativamente bien en lo económico (es más, el viernes que viene me llevo la flía. al interior de Uruguay -no a una zona turística- y comprobaré in situ si su afirmación acerca de los altísimos precios de la canasta familiar que padecerían los charrúas es cierta).

    Que les sea leve.

    Abrazo.

  46. Cierto Escriba. Muy cierto. ¿Y cual fue la inflación (también conocida como "impuesto a la pobreza") el mes pasado?. ¿1.1%?

  47. Mariano, tan preocupado que está por el culito de Roca – ¿Dónde y cuándo va a explicar el pañal que quiere usted? ¿Cargill es una PYME, Monsanto?

    Hablando de culitos, cuide el suyo y el de sus amigos chacareros, la rural y carbap son buenas repartiendo hemorroides.

    Esteban, no sé usted pero yo soy argentino y en ninguna de mis pesadillas ví que los precios BAJEN, eso acá no se usa, ahora bien, las retenciones sí impiden que suban más todavía.

    Y si los precios suben más, son más los que no morfan (a ellos se les "redistribuye" la escasez de los precios impagables)

    Saludos.

  48. Quesnay: Sigo las mediciones de Artemio López que hablan de un fuerte aumento de la Canasta Básica. Es mi fuente de información, no entiendo cuál es tu pregunta.

  49. Entonces Escriba, no les crees sus datos sobre inflación (cuestión simple y objetiva) pero si les crees su discurso sobre su vocación redistributiva (cuestión harto subjetiva) o sus declamados objetivos de estrategia económica subyacentes a una medida que terminó solivantando a medio país (cuestión harto discutible).

    Y esa fue mi primer pregunta: ¿porqué creerles -no ya defenderlos- cuando son, evidentemente, una caterva de mentirosos e improvisados?. ¿Porqué son "el progresismo realmente existente"?.

    Decí que Argentina es un país condenado al éxito, porque sino estamos sonados (y sinceramente, muy sinceramente, espero que ELLOS me tapen bien tapada la boca, que den vuelta la tortilla y que incluso hagan tan buena gestión que el pueblo argentino en agradecimiento les dé un par de períodos presidenciales más, porque NOSOTROS también vivimos acá).

  50. Usted parece que tuviera un caparazón, Escriba. Mire que da trabajo convencerlo. Pareciera que las ideas le resbalan y hay que explicarle todo hasta el más mínimo detalle.

    Decir "Hay que sacarle al 90% más rico para darle al 90% más pobre" no quiere decir para nada sacarle a la clase media para darle a los pobres. Quiere decir que se le cobran impuestos a todo el mundo y se le dan beneficios a todo el mundo. Pero se le cobran más impuestos a los ricos y se le dan más beneficios a los pobres. La idea es que el apoyo político se consigue porque el 80% del medio y el 10% de abajo están satisfechos. El modelo quedaría sellado porque la mayoría tendría algún tipo de interés en que se mantenga, además de que, al participar, todos se sienten parte del sistema en lugar de como ahora, donde están todos peleándose a los tirones. En términos netos los pobres ganan, la clase media sale hecha y los ricos pagan, nomás, pero no se van por lo que le dije en el primer comentario. Hay un tax churning que ni le cuento, pero ese es el costo de la equidad y además parece que no es para nada un problema. Encima, como resultado, tiene buenas escuelas, buenos hospitales, buena infraestructura and the like.

    En fin, si ahora no lo entendió, renuncio. Me aburrí del rol de maestra ciruela.

    A propósito, con esto de la globalización, eso de centro-periferia se ha diluído bastante, y si bien es cierto que hay y va a seguir habiendo una diferencia de ingreso abismal entre los países ricos y los pobres, hoy existen oportunidades para los periféricos que eran inimaginables 20 años atrás.

  51. Ana: usted no es justamente tampoco EL ejemplo de receptividad si vamos al caso. Yo le cuento nomás cómo han venido traduciendo algo de esto los neoliberales vernáculos en los últimos años amparados en el criterio de "equidad". Sumado a esto, sabemos que los efectos redistributivos del sistema en la Argentina están más bien pinchados por varios lados por un fenómeno latinoamericano llamado "evasión". Temo que mientras usted implementa su bello sistema europeo los que no quieren pagar seguirán no pagando. Sin contar que no les interesa tener buenos servicios públicos porque quieren y pueden pagar los privados. A ver si me explico, Ana, los sectoers altos: PREFIEREN vivir en un país segmentado porque ASI VIVEN MEJOR.

    Saludos

  52. Sí, yo también debo ser medio dura. Pero dígame, le estoy proponiendo una intervención estatal del 40-45% y hablando de impuestos y usted me viene a hablar de neoliberalismo. ¿Qué tiene que ver una cosa con la otra? Para mí el neoliberalismo siempre fue sinónimo de Estado mínimo y de no querer pagar impuestos.

    El bello sistema europeo está en continua lucha contra la evasión, también, porque a nadie le gusta que le metan la mano en el bolsillo. Nadie paga impuestos por placer. Pero la evasión es la eterna excusa, Escriba. Eso es más fácil de solucionar que la distribución del ingreso. Lo único que se necesita es un buen sistema informático y mecanismos de control bien diseñados. A veces alguno se le escapa, pero a la larga terminan cayendo, como en el caso Liechtenstein. Pero en la Argentina del 2008 hasta el Registro Civil funciona peor que cuando yo me hice el DNI, hace como 2 mil años. Y seguro que para mejorarlo contratan a alguna empresa francesa a la que le pagan sobreprecios en lugar de contratar informáticos argentinos y pedirle asistencia técnica al BID o a la CEPAL que para eso se les paga. ¿Cómo puede ser que haya 600 casas sin declarar? Eso no es culpa del que no declara, es culpa de la falta de controles.

    Ni hablar de esas amnistías tributarias que se dan de vez en cuando.

    Y no, Escriba, decir que los sectores altos prefieren vivir en un país segmentado porque así viven mejor es un supuesto muy fuerte. Yo creo que preferirían mil veces no vivir en un país segmentado. Vivir en un país donde a alguna gente le hace falta vivir con escolta permanente no le gusta a nadie. Vivir en un país donde cada tanto hay revueltas populares, saqueos, piquetes y desabastecimiento es emocionante por un rato, pero a la larga te deprime por más rico que seas. Ver pobres revolviendo basura por la calle y nenitas mendigando a la medianoche es desagradable para usted y para mí, pero también es desagradable para los ricos y los muy ricos.

    Ay, el problema mío es que me imagino a la Argentina con la infraestructura danesa y me imagino el paraíso sobre la tierra.

    Lo que no me queda del todo claro es qué tipo de modelo prefiere usted, así que trate de describírmelo.

  53. Uno que mezcle una distribución más igualitaria del ingreso con un posicionamiento externo en el que la división Norte – Sur no sea una mera entelequia. Creo que la única forma de salir es con Sudamérica más o menos unida. Sin Brasil, sin el Cono Sur, sin Venezuela ahora, en nuestro equipo, no hay chance. Este momento de gobiernos con bastante sintonía en lo político es fantástico en ese sentido.

    Y sí, tengo supuestos fuertes basados en la historia y la empiria. Claro que sería un país fantástico -y de hecho, en Sudamérica casi que lo es-, pero también veo cómo se comportan los sectores de ingresos altos. ¡Y no le digo los medios!

    Saludos

  54. Perdón que me meta, pero discutir un sistema impositivo (su fracaso, su aplicación, su éxito) sin tener en cuenta las percepciones o el sentido común dominantes es como hablar literalmente en el aire.

    No hace falta recordar que "el concepto de Estado supone el de lo político". Es decir, la institucionalidad, las reglas del juego, las formas y modos de organización del poder son un emergente de una concepción dominante. O a ver si vamos a creer que la debilidad del Estado en la Argentina cae del cielo, y que los que lucran con esa debilidadd (los que más tienen, obviamente, pues pueden resistir sus normas: léase, al menos, evasión impositiva o, incluso, pago de impuestos "africanos") no tienen nada que ver, que quisieran cambiarlo y no pueden. Ana C., por favor!

  55. Debuto con comentario en éste agora. No voy a decir nada de Mariano T. que me viene cascoteando por varios lados ;P

    Prefiero referir algo dicho por AnaC. Con ella, Mariano, el debate es siempre es más civilizado -además de "glam", claro.

    Dijo AnaC

    "Yo siempre tuve la teoría que los argentinos normales queríamos un modelo social a la europea y que porque el peronismo no supo hacerlo sostenible la clase alta impuso, a la fuerza, uno a la yanqui."

    No volvamos con que la culpa de todo la tuvo el peronismo!? No, no se preocupe, no voy a imputar ninguna asociación de ideas zoológicas. Sólo que la alternativa al peronismo estuvo mediada por muchos tanques, bombazos y fusilados.

    Parafraseando a Cooke, podríamos decir que el "estado de bienestar es un lujo de los países centrales que a nosotros, periféricos y dependientes, nos está vedado alcanzar". Y cuando se comenzaron a plantar sus cimientos, páfate, que "ni vencedores, ni vencidos", "leche de la clemencia", y "la letra con sangre entra".

    El problema -entre otros- de la fórmula 90/90, es que el 40 de más arriba considera lo que "le sacan" como una expoliación inadmisible propia de regímenes comunistas, y lo que "recibe" como lo que le corresponde por derecho natural, y muchas veces se resiste siquiera a "ver" eso que recibe.

    Hay un clasismo naturalizado que reina de la petit-bourgueoise p'arriba, que obtura cualquier consideración del "otro" en el "país para todos" que tiene en su imaginario.

    Es el mismo espejismo que los "ilustrados" del ochenta: instituciones y bienestar escandinavo para los "como uno", pero jerarquías zaristas para la negrada.

    Eso, precisamente, es lo que hizo insostenible y inestable a nuestra bendita Argentina durante décadas.

    salut y buen post Escriba

  56. Siri, usted sí que es perceptivo. Mi idea es que el peronismo no supo hacerlo sostenible, no que haya tenido la culpa de todo. Yo también anduve bastante orgullosa por el mundo contando que Argentina tuvo un Estado de Bienestar en los '40. Nomás es como que nos hizo creer que las cosas costaban menos de lo que cuestan en realidad, que se podía recibir sin contribuir demasiado. ¿Cuánta gente se olvida de asociar el derecho universal a la jubilación con las contribuciones sociales o los impuestos en general? El modelo distributivo peronista no cerraba fiscalmente (tampoco lo hacía el sueco por esas épocas, reconozcámoslo). Pero en Argentina los tanques, bombazos y fusilados no dejaron que evolucionara hacia un modelo mejor y más sostenible, mientras que en la democracia sueca sí se consiguió.

    ¿Se podrá ahora?

    Mire si tienen razón los que dicen que sólo se consigue cuando la población es homogénea, rubia y de ojos azules. Me asusta un poco usted con eso de los "como uno" y "la negrada".

    Un saludo

  57. Sí, Mariano, los que no pensamos como vos "estamos" con el gobierno – un análisis un poquitín primitivo el tuyo – pero en la ruta estabas vos y tus colegas del bracito de esos tipos cagándote en el resto de la población, no en el gobierno (que a la larga o a la corta va a arreglar con esos tipos y ahí sí, preparate para el hemorroides, que es ahí donde les va a ir a parar la "unidad" que cacarean)

    A lo mejor vos no estabas en la ruta "físicamente", pero andabas piqueteando en cuanto blog había y lo que nunca se vió es que entendieras lo ilegal e ilegítimo que es cagarse en la gente y las leyes, esa misma gente que tiene más problemas de guita que tus "chacareros" y que ahora y "gracias" a que "demostraron que pueden desabastecer" paga todo más caro. Son unos machotes bárbaros, tirando leche, frutas…. ¿en serio creés que tiene "apoyo popular" esa matoneada? No, D'elía no, ustedes, los chacareros sublevados?

    Un "paro" sorete e inflacionario, con el gobierno de coartada, muy poquita cosa como para presumir del "lado" en que estás.

    Permiso, corto acá porque tengo que pasar a cobrarle a Cristina por "estar de su lado…." contra los "hacedores del país" (hasta Bill Gates es más modesto que esta nueva raza de chacareros inflados a forraje sojero)

  58. Es cierto que "ellos" están mucho más unidos. No electoralmente, o todavía no electoralmente, y tal vez ni necesiten unirse electoralmente, tal vez estén unidos en los hechos, en la recurrencia a un repertorio bastante pequeño de ideas básicas y frases hechas, como para constituirse en factor de presión e imponer lo que quieren, sin necesidad tal vez de tirar abajo un gobierno o acceder al gobierno. Lo cierto, o lo que me parece cierto, es que la unidad de "ellos" es grande, notoria y fuerte, en la práctica. Pero, por lo que alcanzo a entender, el texto de Escriba apunta a otra cosa, bastante distinta de reclamar la unidad entre "nosotros" (término que uso provisoriamente, ¿quién sería "nosotros"? ¿cómo se formaría? Hasta hace algunos años Carrió parecía estar en el "nosotros"): apunta a denunciar el carácter esencialmente tramposo del reclamo de "unidad". Los que lo reclaman no creen en la unidad, lo usan como instrumento, como arma. Es como cuando dicen "reconciliación": no quieren reconciliación, quieren tapar las bocas de quienes los acusan. O cuando se habla de "memoria completa". ¿Unidad del zorro y las gallinas? Eliminar el conflicto y los antagonismos es imposible, y "ellos" lo saben, conscientemente o no. Pero necesitan que "la sociedad" o "la gente" lo crea para demonizar a los "confrontativos" que, casualmente, están confrontando con los intereses de "ellos". Todo reclamo de "unidad" se traduce casi siempre como "que se vuelva aceptable para todos lo que yo quiero". Y esto también aparece muchas veces en el discurso que viene desde el gobierno, pero con mucha menor eficacia, porque el gobierno -este gobierno al menos- tuvo cierto éxito en el manejo de la confrontación, aunque sea discursiva.

  59. Aclaración: cuando escribí "el gobierno" me refería tanto al actual como al de NK. Una hipótesis: tal vez a Kirchner le sirvió el estilo confrontativo porque los agarró desprevenidos. No estaban preparados para eso y durante bastante tiempo no supieron reaccionar. Pero ya aprendieron y fueron instalando de a poco su discurso y un sentido común a su medida en "la gente". Me refiero no sólo a los partidos opositores de derecha -incluidos el radicalismo, la Coalición Cívica y la jerarquía eclesiástica- sino también, y sobre todo, a la corporación empresaria y al imperio de los medios, ahora tan alarmados y acongojados -snif- por el totalitarismo y la intolerancia que emanan de la Facultad de Ciencias Sociales. Decía: ya apremdieron, instalaron la idea de "unidad" y "no confrontación" mientras dividen y confrontan. Ante eso, el gobierno está perdido como turco en la neblina, y los que no estamos con el gobierno, pero aun más, y mucho más, estamos contra "ellos", tambien. A los sentidos comunes, cuando se instalan, no se le discute nada: hablan desde la verdad y todo lo que uno diga lo reciclan en función de esa verdad que no piensan reconsiderar hasta que sean los hechos los que les obliguen a hacerlo.

  60. En mi contestación a raul, hacía referencia a de que lado estan los grandes grupos económicos concentrados (industria, comercio, banca sericios). No creio que nadie piense que estan del lado de los chacareros. Así que me parece que el campo del "nostros" es más amplio de lo que parece. Y los que se den cuenta, van a estar algo más incómodos.

    Quédense tranquilos, que Techint y de Mendiguren les cuidan las espaldas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *