Calvo: “La situación de Argentina es complicada”

El presidente del BCRA, Guido Sandleris, expuso hoy por la tarde en el panel de cierre de la Conferencia Internacional de Economía y Finanzas CIEF 2018, que organizó el Banco Ciudad junto con la CLAAF y la UTDT y se refirió a la política monetaria implementada por la entidad a partir de octubre. Allí y destacó que “el contexto requiere que el BCRA sea muy cauteloso”.
En ese sentido, agregó: “Eso estamos haciendo: ser muy cautelosos. Sobrecumplimos el objetivo de base monetaria de octubre, también el de noviembre, y ya anunciamos que vamos a sobrecumplir nuestro objetivo de diciembre”. También sugirió que, en el futuro, el país puede volver a un esquema de inflation targeting, más allá de su fracaso en 2017-2018.
El presidente del BCRA enfatizó: “El gran objetivo de este BCRA es que Argentina pueda vivir con tasas de inflación de un dígito. Esto no es algo que se logra de un día para el otro, tenemos que perseverar”.
También ponderó el esquema del plan 0% que ideó con el FMI, más allá de que pueda parecer “fuera de moda”, admitió. “Es simple, transparente y fácilmente verificable”, dijo sobre el control de los agregados monetarios. “Es una herramienta poderosa”, agregó y mencionó que “todo hace prever que la inflación, aunque sigue siendo alta, está bajando”.
Habló Calvo
Moderado por Miguel Kiguel, el panel de cierre lo completaron Augusto De La Torre, José Dario Uribe y Guillermo Calvo, quien pidió moderar las expectativas con el plan 0%.
“Seguimos en un proceso de sudden-stop y eso lo muestra el riesgo país”, advirtió Calvo y dijo que esos procesos cambian los precios relativos “y se mete en todos los vericuetos de la economía”. Eso implica, entre otras cosas, que baje el salario real, algo que nunca es fácil de digerir socialmente. “Todos quieren indexar”, señaló y dijo que aquellos sin poder de negociación, y que pierden más (y que también votan, señaló), “puede encontrar un Bolsonaro que le diga que (el actual plan) lo está destruyendo”. Sin colaboración de la oposición, dijo, “la cosa se va a complicar”. A la vez, expresó que “la cuestión real, con el desempleo subiendo, será más complejo y problemático que lo monetario” y sugirió que quizás sea necesario algún formato de pacto social o acuerdo de precios y salarios, como hizo Israel en los ’80. “La situación de Argentina es complicada”, remató y manifestó cierta preocupación porque el dólar “parece bastante planchado”.