El Gobierno debe recortar casi $170.000 millones para cumplir con el Fondo en 2018

El gobierno comenzó ayer a través del decreto presidencial que congela el ingreso de personal al Estado la primera fase de la reducción del déficit fiscal primario para 2018 exigido en el acuerdo con el FMI y por el cual la administración de Mauricio Macri debe aplicar un recorte de gastos extra este año de $164.533 millones. Con el decreto 632 publicado ayer en el boletín oficial, la reducción en las ergogaciones del estado llegaría a los 20.000 millones de pesos en este primer tramo, a la cual se le sumarian más jubilaciones y retiros para los empleados públicos este año. En el mercado afirman que el Fondo pide una reducción mayor de la plantilla estatal para aprobar nuevos desembolsos de dólares. La reducción de empleo público hasta 2019 podría alcanzar a casi 40.000 trabajadores.