Glasnost, Perestroika y la Caída del Muro de… Clarín.

Era un muro alto, extenso y poderoso que separaba a la gente. Su larga, paciente y laboriosa construcción llevó décadas y, como todo lo que es lento y progresivo, su erección pasó casi desapercibida para la mayoría. Cada ladrillo que se colocaba concretaba una etapa; y luego de casi tres décadas el enorme muro comenzó a derrumbarse.
El párrafo anterior se refiere al Muro de Berlín, erigido en medio de la antigua capital del Tercer Reich, pero también puede aplicarse al muro levantado por el Grupo Clarín en medio del público mediático argentino.

La caída del Muro de Berlín (como ahora parece suceder con el de Clarín) fue el corolario de un proceso que comenzó con las reformas conocidas como Glasnost y Perestroika, ya que la apertura de la población comunista hacia el resto del mundo ocasionó la llegada libre de información, algo inconcebible hasta entonces, lo que licuó su poder y finalizó con su derrumbe. Ese acontecimiento histórico, consecuencia lógica de ese proceso y de problemas internos, propios de aquella sociedad, constituyó el símbolo de una nueva era. Para quienes vivían del lado oscuro del muro comenzó el período de descubrimiento de una realidad que ignoraban, la que el poder del estalinismo que había construido el muro no les permitía conocer. Porque la información sesgada que recibían detrás de la cortina de hierro los mantenía obnubilados con el discurso oficial estalinista, el que precisamente estalló ante la avalancha de información antitética que se coló por las fisuras del muro.
La historia muestra que el control de la información brinda poder, y los constructores de ambos muros lo tuvieron muy presente al levantarlos. Como bien señala el historiador León Pomer en Poder Simbólico y Relato de la Historia: “Remotos pensadores ya habían advertido que para dar consistencia al poder y asegurar el equilibrio de la sociedad que lo sustenta era necesaria la conquista plena de las subjetividades. Había que modelarlas, limitando o anulando vuelos propios y razones autónomas. (…) Para el entero apoderamiento de las subjetividades y lograr una adhesión que no debe ser consciente el poder precisa conducir las percepciones, orientar las sensibilidades, imbuir al pensamiento de un instrumental estructurante: categorías lógicas clasificatorias, estereotipos verbales y conceptuales, “verdades” preconcebidas, significaciones y asociaciones emocionales. (…) El universo simbólico es una realidad construida mediante procedimientos que generan una visión de mundo y un sentido de la realidad: naturalizan lo existente. Bourdieu alertaba: “es necesario saber descubrirlo donde menos se deja ver, donde es más completamente ignorado y por lo tanto menos reconocido”; y si ruidoso y omnipresente, deslumbrante a veces, en esencia “es un poder invisible que sólo puede ser ejercido con la complicidad de aquellos que no quieren saber que le están subordinados o que lo ejercen” Me permito agregar: no saben que no quieren saber. (…) Lo notable del poder simbólico, su enorme contrasentido, su deslumbrante si que siniestra paradoja, reside en que su reproducción, no por cierto su gestación, está confiado a sus víctimas, encargadas de vehicularlo y consumirlo. Sometidos y dominados son quienes tienen en sus manos (en verdad en su cerebro) las armas del sometimiento contra sí mismos y contra su autonomía de pensamiento”.

La misma carencia de información completa padecen quienes estaban o están aún bajo la hegemonía del discurso oficial clarinista (de estilo estalinista), construido en estos últimos años y sustentado tras el muro del Grupo Clarín y sus socios circunstanciales, como trataremos de mostrar más adelante.
Para comenzar con las coincidencias repasemos primero qué significa cada término:

Glásnost y Perestroika
La glásnost (En ruso гласность, apertura, transparencia o franqueza) se conoce como una política que se llevó a cabo a la par de la perestroika el líder del momento Mijaíl Gorbachov, desde 1985 hasta 1991 En comparación con la perestroika que se ocupaba de la reestructuración económica de la Unión Soviética, la glásnost se concentraba en liberalizar el sistema político. En esta se estipulaban libertades para que los medios de comunicación tuvieran mayor confianza para criticar al gobierno. El objetivo mas expreso de la glásnost era crear un debate interno entre los ciudadanos soviéticos, y alentar una actitud positiva y entusiasmo hacia las reformas que se encaraban.
La meta de Gorbachov con la glásnost era en parte ejercer presión sobre los conservadores del Partido Comunista que se oponían a la perestroika.
La relajación del control gubernamental causó que el Partido Comunista perdiera influjo sobre los medios de comunicación. Pronto los medios masivos comenzaron a mostrar ante el público soviético serios problemas sociales y económicos que el Kremlin había negado o minimizado históricamente,
Este proceso tuvo lugar bajo la bandera de la perestroika (en ruso, reestructuración), que introdujo un mercado libre limitado y la descentralización de la economía nacional (…) Así, mientras que la perestroika se ocupaba de la reestructuración económica de la Unión Soviética, la glásnost pretendía atenuar las políticas restrictivas que impedían la libertad de expresión y la libre circulación de las ideas. Se cuestionaron los errores del estalinismo y de la historia de la URSS, se inició la libertad de prensa, el pluralismo político y la transparencia informativa.

Muro de Berlín
El Muro de Berlín (en alemán Berliner Mauer), denominado oficialmente «Muro de Protección Antifascista» (Antifaschistischer Schutzwall) por la socialista República Democrática Alemana – RDA (Deutsche Demokratische Republik – DDR) (…) fue parte de las fronteras interalemanas desde el 13 de agosto de 1961 hasta el 9 de noviembre de 1989 y separó a la República Federal Alemana de la República Democrática Alemana hasta ese año.
El bloque oriental dominado por los Soviéticos oficialmente sostenía que el muro fue levantado para proteger a su población de elementos fascistas que conspiraban para evitar “la voluntad popular”.
Fue uno de los símbolos más conocidos de la Guerra Fría y de la separación de Alemania. El Muro de Berlín cayó en la noche del jueves, 9 de noviembre de 1989, al viernes, 10 de noviembre de 1989, 28 años después de su construcción. La apertura del muro, conocida en Alemania con el nombre de die Wende (El Cambio), fue consecuencia de las exigencias de libertad de circulación en la ex-RDA .
El 9 de noviembre, los propios ciudadanos berlineses empezaron la destrucción del muro con todos los medios a su disposición (picos, martillos, etc.).

Ahora bien, ¿cómo es que podemos afirmar que existe un muro clarinista similar al estalinista? Obviamente, no son iguales, tanto porque uno es un cerco físico y el otro es un cerco mediático, además de que a uno el poder político dictatorial lo construyó para encerrar a su población y el otro el poder real lo levantó en democracia para aislar informativamente a su público cautivo. Pero de la misma manera que el de Berlín (la “Cortina de Hierro”, como la bautizó Winston Churchill) incomunicaba a los alemanes del Este con lo que sucedía en el resto del mundo, el muro mediático fabricado por el Grupo Clarín y sus aliados tapa, veda o ignora ciertas noticias y sesga otras para quienes se encuentran afectados por la “Cortina de Humo” levantada por sus múltiples medios de difusión.

De esta manera, tanto los alemanes detrás del muro estalinista como los argentinos detrás del muro clarinista vieron reducida su capacidad de recepción de noticias o información sobre la realidad en la que vivían, vieron progresivamente modificado su universo simbólico y su sentido de la realidad del país, (en el caso de Clarín, ya más desembozadamente en estos últimos años). Pasemos ahora a analizar algunos casos que evidencian lo expuesto:

Para quienes se encuentran dentro de la cortina de humo clarinista, el gobierno actual se parece a “una dictadura”, “no vivimos en una democracia”, en Argentina “no se respeta la libertad de prensa”, el triunfo de Cristina Fernández en las elecciones del año pasado “fue sorpresivo” y quizás por eso mismo hasta “sospechoso”, y lo mismo pasó con “el triunfo del dictador Chavez” en Venezuela este año. Dentro de esa nube mediática está establecido que la “polémica” Ley de Medios Audiovisuales (la “Ley de Medios K” para el discurso oficial del grupo) está diseñada sólo para destruir a Clarín”, y con el fin último de “limitar la libertad de prensa” o armar un “monopolio gubernamental de medios”. Estas premisas, dadas por ciertas por los clientes, usuarios, espectadores, oyentes o abonados a las empresas de ese grupo de medios hegemónicos, pueden evidenciarse en cualquier diálogo o discusión con ellos; y las mismas se vieron reflejadas multitudinariamente en los famosos piquetes-cacerolazos “espontáneos” de este año.

Pero, ¿es tan así como lo creen los que están detrás de ese muro? ¿O sólo se trata de “otro ladrillo en la pared” (Roger Waters dixit)?
Ahora sí, pasemos a ratificar o rectificar cada una de esas premisas y veremos si el “Muro de Clarín” existe o es una mera construcción dialéctica de este humilde bloguero.

* Según los medios detrás del Muro de Clarín, el gobierno actual es una dictadura.
Sin embargo, si analizamos fríamente, desapasionadamente esta afirmación o si comparamos esta época con cualquiera de las anteriores de nuestro país veremos de inmediato su liviandad o falacia. (En caso de duda podemos repasar qué es verdaderamente una dictadura aquí o qué es una democracia aquí.)

* Según los medios detrás del Muro de Clarín, la libertad de prensa en Argentina peligra o está restringida como nunca.
Sin embargo, la organización Periodistas Sin Fronteras afirmó el año pasado lo contrario, colocando a la Argentina al tope del ranking de Latinoamérica, y en el mismo escalafón de los EE.UU., Gran Bretaña, Francia, España y Australia. Y por encima de Brasil, Chile, Colombia, México, Rusia o Italia, como consignamos aquí.
O como se puede verificar claramente repasando (sin prejuicios) todos los canales de TV, las radios o leyendo los diarios y revistas cualquier día del año. Ante cualquier duda, se puede comparar la situación actual con los años anteriores aquí.
O se puede comprobar qué hay detrás de estas falsas acusaciones del “periodismo independiente” aquí.
O se puede verificar la amplia libertad de prensa que existe en nuestro país aquí.

El respeto a la libertad de expresión en nuestro país lo confirman además las organizaciones no gubernamentales pero no empresarias que monitorean la libertad de prensa en el mundo. Las opiniones de tres de ellas se resumen así:
Freedom House, Reporteros Sin Fronteras (RSF) y el Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ), emitieron en septiembre informes sobre el estado de la libertad de expresión, que incluyeron referencias hacia la Argentina.
Freedom House es una organización estadounidense caracterizada políticamente como conservadora, que monitorea el estado de diversos derechos, entre otros el de libertad de expresión. En su informe, presentado la semana pasada, focalizó la libertad de prensa en la web. En tanto, RSF es una ONG internacional con sede en París, Francia y todos los años difunde su monitor sobre libertad de expresión. El CPJ también tiene difusión global, pero tiene sede en Estados Unidos y su reporte tuvo como único eje a lo que ocurre en nuestro país.
El informe de libertad en la web de Freedom House incluyó a seis países de América: Argentina, Brasil, Cuba, México, Venezuela y Estados Unidos.
Nuestro país está catalogado en la categoría “Libre”, la misma que la organización utilizó para Estados Unidos y Brasil.

El informe anual de Reporteros Sin Fronteras llamado “Libertad de prensa en el mundo” afirma sobre América: “La ola de protestas mundial del año 2011 también atravesó el Nuevo Mundo. Ésta, hizo descender en la clasificación a Estados Unidos (47º lugar) y a Chile (80º), que perdieron 27 y 47 posiciones, respectivamente. En estos países los periodistas pagaron su cuota por la represión –o los disturbios– de los movimientos de protesta”.
A nuestro país le dedica apenas una línea, en la que señala que “Argentina mantiene un buen sitio (47º)” y asegura que “el año 2011 será recordado por los claros retrocesos de dos países: Brasil (que descendió 41 lugares y ahora ocupa el 99º) y Paraguay (bajó 26, ocupa el 80º). Esta vez, la inseguridad es la razón de tal evolución”.
En el mapa de libertad de prensa, RSF califica a la Argentina como “situación satisfactoria”, categoría que sólo comparte –en América Latina- con Uruguay. No así Brasil y Chile, que fueron ubicados en la categoría “problemas sensibles”.

Por último, el informe del CPJ tiene un formato más cercano a la nota periodística y de hecho lleva la firma de su investigadora Sara Rafsky. Lleva como título “En la confrontación entre el gobierno argentino y la prensa, pierde el periodismo” y el eje del texto es la pulseada entre la Casa Rosada y el Grupo Clarín.
Por otro lado, muchos creen que Clarín tiene demasiado poder y que utiliza su enorme red de medios para impulsar sus intereses comerciales particulares”.
Sobre el final y luego de recorrer otros. temas polémicos como la Ley de Medios y el caso Papel Prensa, el informe destaca: “Un factor importante en la óptica de los periodistas argentinos -factor que diferencia al país de otros de Latinoamérica donde la prensa es asediada por gobiernos con poca tolerancia a la crítica- es la independencia de su poder judicial. Como lo muestra la decisión en el caso de la Editorial Perfil, los jueces no tienen miedo de fallar en contra de la Casa Rosada”.
Nota completa

* Según los medios detrás del Muro de Clarín, el triunfo de Cristina Fernández en las elecciones del año pasado fue una sorpresa.
Sin embargo, un análisis “objetivo” e “independiente” previo a las elecciones ya anticipaba el resultado final, en cambio los medios hegemónicos intentaron fijar en la sociedad la “sensación térmica” contraria, como analizamos aquí.

* Según los medios detrás del Muro de Clarín, el triunfo de Chávez en Venezuela fue una sorpresa, y ellos venían anunciando la casi segura derrota del “dictador” Chávez y su “desprestigiada” revolución bolivariana, (lo que anunciaba el giro copernicano sudamericano hacia la democracia que hería de muerte al kirchnerismo -y así lo sugerían en sus medios-).
Sin embargo, la mayoría de los medios internacionales daban por muy probable un nuevo triunfo chavista, aunque más recortado que los anteriores, basándose en que las encuestas pronosticaban mayoritariamente un nuevo mandato de Chávez, como se señala aquí.

* Según los medios detrás del Muro de Clarín el gobierno mantiene una embestida contra el Grupo Clarín para destruirlo y así limitar las voces opositoras en el país.
Sin embargo, hoy ya pocos dudan de que Clarín no es “independiente” del poder sino parte del mismo, y que la línea editorial de sus cientos de medios es netamente opositora, y desde hace unos años desembozadamente antikirchnerista a ultranza. Hasta los mismos gobiernos de los EE.UU. consideran al Grupo Clarín como lobista, desinformador y desestabilizador de gobiernos, como consignamos aquí.

* Según los medios detrás del Muro de Clarín, a famosa Ley de Medios Audiovisuales (la “Ley de Medios K” para ellos) está destinada sólo a destruir a Clarín y perjudicar la libertad de prensa en el país.
Sin embargo, si analizamos el texto de la ley 26.522 y la situación real del espectro de medios audiovisuales argentino, veremos que la misma viene a solucionar el enorme nivel de concentración existente en los medios nacionales, el que perjudica precisamente la libertad de expresión e información de la población. Porque en Argentina existen “2.500 empresas que tienen 4.500 licencias, menos de dos cada uno. Después hay 25 grupos que tienen 250 licencias, que no cumplen con la ley por otros motivos, por ejemplo se exceden del 35% del mercado. Y hay un grupo que tiene 250 licencias y un porcentaje del mercado mucho mayor la 35%. Pero hay una diferencia: los 25 que tienen 250 licencias reconocen la ley y al Afsca, en cambio el que tiene 250, el Grupo Clarín, no.
Y tampoco es el Grupo Clarín el único que debe adecuar su plantilla de medios audiovisuales a la ley, sino todos los que exceden lo permitido por la ley.
Además, al igual que “las regulaciones en Estados Unidos o Europa, la Ley 26.522 no considera la información y el acceso a bienes culturales como una simple transacción comercial. Por eso sigue vigente en EE.UU. la prohibición al periódico local de poseer el canal de televisión en la misma ciudad, y un conjunto de restricciones en la estructura horizontal y vertical de las corporaciones, además de los límites a la concentración del cable en el mismo porcentaje (35%) que en la Argentina”.
Incluso la jueza Elena Highton de Nolasco, miembro de la Suprema Corte de Justicia, ratifica lo que señalamos y que, además, la ley de Medios Audiovisuales no tiene nada que ver con la libertad de prensa:
“-¿Usted cree que está en riesgo la libertad de expresión en la Argentina en esta puja Gobierno-Clarín?
-No, no creo que esté en riesgo la libertad de expresión, y francamente la libertad de expresión no está mencionada en el expediente ni en nuestra resolución; se mencionan otros derechos, pero no la libertad de expresión.
-Independientemente de lo que dice el fallo, ¿usted cree que en Argentina está en riesgo la libertad de expresión?

-No veo como un riesgo la libertad de expresión, porque ustedes hablan de la libertad de expresión. En este expediente (Clarín) no está en juego la libertad de expresión.”

Pero no sólo en Argentina desmienten esas afirmaciones que se vierten detrás del Muro de Clarín, sino que a nivel mundial lo hacen, ya que el relator especial de Naciones Unidas para la Libertad de Opinión y de Expresión dijo que “acabo de poner de modelo en el consejo de Derechos Humanos de la ONU en Ginebra” y que “Argentina es un modelo para el continente y un modelo también para otras regiones del mundo”, y defiende “el combate de monopolios y eso es parte de sus leyes económicas. Y en el combate de los monopolios incluye los monopolios de los medios de comunicación. O sea, ningún monopolio debe existir y especialmente los monopolios de los medios de comunicación porque eso inhibe y rompe la libre competencia del mercado.
Incluso periodistas que ahora pertenecen al Grupo, como Chiche Gelblung y Jorge Lanata, apoyaron en su momento públicamente la ley.
(Para más datos sobre estas afirmaciones ver la entrada ¿Los miedos al 7D vienen en 3D o en HD? ¿Es la Ley de Medios o la “Ley de Miedos”?  en mi blog)
Tampoco es correcto llamar a la ley 26.522  “Ley de Medios K”, ya que la redacción final de la misma es producto de un largo proceso y un amplio debate de la sociedad toda, y fue votada por muchos partidos políticos: el proyecto de ley “fue apoyado por partidos de centroizquierda (Nuevo Encuentro, Proyecto Sur, Partido Socialista), radios comunitarias, todas las universidades nacionales, los sindicatos, organizaciones de derechos humanos, la ONU y organizaciones nacionales e internacionales de periodistas y trabajadores de prensa.
Los votos positivos provinieron del bloque oficialista Frente para la Victoria-Partido Justicialista, y varios bloques opositores como el Partido Socialista, Encuentro Popular y Social (sabatellismo), Solidaridad e Igualdad (SI), Partido Nuevo Contra la Corrupción (juecismo), el interbloque Partido de la Concertación/FORJA, el Frente Cívico por Santiago y Proyecto Sur, entre otros”.
Y, además, “en una larga sesión que se extendió por aproximadamente veinte horas el Senado de la Nación convirtió en ley el proyecto. El texto fue aprobado en general con 44 votos a favor y 24 en contra“.
Nota completa

Como hemos visto, muchas de las repetidas noticias sobre cuestiones fundamentales emitidas por el grupo de medios hegemónicos detrás del “Muro de Clarín” no soportan la mera contrastación con la realidad. Pero estas mentiras o verdades a medias son efectivas para construir una cortina de humo que nuble la vista, sesgue el entendimiento y lleve a formar opiniones carentes de sustento: erróneas. Viene bien a cuento para caracterizar el método utilizado detrás del Muro de Clarín, la afirmación de Jean Cocteau: “Un vaso medio vacío de vino es también uno medio lleno, pero una mentira a medias, de ningún modo es una media verdad”.

Quizás lo más conveniente para todos en estos tiempos de Glasnost argentina es actuar como se haría al enfrentar un diagnóstico médico complicado: apelar al beneficio de la duda y realizar una interconsulta con otro médico; es decir, pedir una segunda opinión. Esto vale tanto para quienes se encuentran detrás de la cortina de humo clarinista como para cualquier ciudadano que quiera estar informado. Debemos evitar así el microclima que puede formarse en mayor o menor medida si no contrastamos lo que los medios hegemónicos divulgan con segundas versiones sobre los hechos. Porque el saludable derrumbe de estos muros depende, además de la tarea fundamental de los Gorbachovs, en gran medida de la voluntad de los mismos damnificados, y para eso casi siempre la duda es una buena consejera…

(Un análisis más extenso sobre la metodología de tergiversación de la realidad utilizada detrás del Muro de Clarín puede encontrarse en la entrada de mi blog ¿Es correcto decir que Clarín miente? No.)

 

113 Comentarios a “Glasnost, Perestroika y la Caída del Muro de… Clarín.”

  1. Es un total disparate comparar a Clarín con el estalinismo mediático. Se nota que el tema te desborda, lo mismo le pasa al gobierno por eso se van a comer flor de chasco el 8D.
    El mercado, si bien no en un sentido perfecto, implica libertad por parte del consumidor que quiere consumir ESO. Acá ya de entrada no más la situación es diferente a si lo que existe es un monopolio estatal que decide por vos. La película es otra y en el caso de los medios de comunicación este grado de libertad se ve como en muy pocos mercados: Uno está ahí, frente al kiosco, y elije qué diario comprar entre todos los que están ahí abajo. Mercado perfecto. Subestimás a ese consumidor tanto que lo asimilás al sujeto cooptado por las dictaduras estatizantes: Error conceptual, una lástima, esta vez sí, para todos.

    [responder]

    Silenoz

    Y ¿por qué un disparate y de qué forma lo desborda?
    La libertad de elegir la tenés en la medida que tengas diversidad ¿donde la hay en las 250 licencias que detenta el grupo? ¿Qué monopolio estatal?
    Y las demás trapisondas de fundir cableros zonales, condicionar pautas publicitarias a colegas y un largo etc. (Embarrate por acá, podés encontrar diversos currazos)
    ¿Así que tal como está “este grado de libertad (que) se ve como en muy pocos mercados” no es monopólico?.
    Así que la gente quiere consumir ESO ¿qué gente? ¿Mandaste a hacer una encuesta a Management & Fruit?

    El error conceptual y disparate es no dar argumentos que intenten refutar el posteo y quedarte en el panfleto con el agravente de confundir la LMA con los medios gráficos y encima, por si fuera poco, arrogarte representatividad de la “gente”. Dejáselo a los operadores independientes mediáticos de poca monta

    Segúi parado frente al kiosco

    [responder]

    Me enteré hace poco que para llegar a 250 cuentan cada señal de cable de cada pueblito… Es una cuestión tecnológica: Clarín alcanza ese nivel de cobertura a través de muchas señales porque va por tierra, en cambio Telefónica logra la misma cobertura yendo por el aire, es decir, por satélite. Gilada para desmantelar un grupo mediático con el que hace un rato eran amigos. Puterío. Muy poco objetivo para un gobierno nacional. Te recomiendo el artículo que escribió Martín Rodríguez al respecto: un gobierno no se puede dedicar a estas cosas, no está para estas cositas. Y esto lo agrego yo, que para colmo como en este caso las encara mal.
    Diversidad hay, está TN a un clik de Crónica, de C5N, etc, etc. Ni hablar de los diarios, están todos ahí cada mañana en el cada kiosco de diarios. Inclusive dentro de los propios multimedios hay lugar para la diversidad. Porque los medios en democracia son más complejos que la gramscianada que baja desde intereses de clase de los dueños a mensaje final del locutor. Es más complejo el asunto. Porque leen con ese lente el asunto es que Clarín les queda grande.
    Lo del monopolio estatal lo traje a cuento a raíz de la comparación que el post hace con el Muro de Berlín. No la considero como una metáfora válida.
    Macho, la encuesta se hace todos los días sacando plata del bolsillo. Al mercado hay que tratar de entenderlo, no de ponerlo como eje del mal. Lo mismo pasa con Tinelli, ¿negamos su éxito? La gente ve a Tinelli, aunque a nosotros no nos guste. Si no partimos aceptamos estos datos de la realidad social en la que vivimos…

    Silenoz

    Aja y los argumentos…. bien gracias
    Seguís con la gente aflojá un cambio o te designaron Ombusdman
    ” Al mercado hay que tratar de entenderlo, no de ponerlo como eje del mal”
    Claro pobrecitos el mercado está para ganar plata.. no tienen ninguna responsablidad y encima hay que entenderlos…

    “un gobierno no se puede dedicar a estas cosas, no está para estas cositas”
    Claro desarmar monopolios es republiquetamente incorrecto… ¿a vos también te des enseñaron que los monopolios son buenos?

    “Lo del monopolio estatal lo traje a cuento a raíz de la comparación que el post hace con el Muro de Berlín. No la considero como una metáfora válida.”
    ‘tonc para
    La verdad que haga una defensa del mongopolio un Bobonelli hasta lo puedo comprender, pero que los pelagatos tomen una posta encima panfletaria es de fanático “comemielda” digno de lástima

    Nos vemos el 8N man

    diego dixit: “la encuesta se hace todos los días sacando plata del bolsillo…”

    este muchacho diego es una de las muchas víctimas que confunden “consumo” con “voluntad ciudadana”.

    es de los que equiparan decidir entre alternativas políticas con comprar coca o pesi.

    Querido, estábamos discutiendo sobre consumo de medios masivos de comunicación.
    Lo siento pero la comunicación se hace en buena medida por medio del consumo. Al menos en la modernidad se viene haciendo así hace más o menos un siglo y medio.

    diego,

    justamente la ley de medios tiene la capacidad de terminar con el flagelo de que la comunicación dependa exclusivamente del consumo.

    cooperativas, comunitarias, universidades, medios sin fines de lucro.

    ahí está la papa.

    la modernidad de la que vos hablás es bastante antigua y hay que actualizarla.

    Mientras todas esas organizaciones buena onda no ganen y mantengan su lugar en el espacio mediático mediante una suerte de gesto moral para con la sociedad que los “tiene” que consumir, todo bien.
    Raro en este gobierno que se enorgullece de que el consumo interno fue el motor del crecimiento económico (y no el “viento de cola”) que justamente en este rubro que depende de la capacidad de interpretar de cada ciudadano, rechace el rol que el mercado juega con su consumo privado en la reproducción ni más ni menos que de la cultura. Reproducción de enunciados, de discursos, a través del consumo interno, eso pareciera que le jode al gobierno.

    Silenoz

    “estábamos discutiendo sobre consumo de medios masivos de comunicación.”
    Es joda…. o un eufemismo de tu parte?

    la ley no es contra el consumo. no sé qué tiene que ver el culo con el pulso.

    es para ampliar las pisiblidades de consumir cosas diferentes que no tienen lugar en el act5ual sistema.

    si las universidades tienen canales de TV, vas a poder consumir productos culturales, que ni en pedo ponene een el 13. se entiende?

    Basurero

    Puede ser que el tema me desborde, pero no veo que tu caso sea muy diferente. Cuando hablás de mercado libre no considerás cuando en un pueblo hay sólo un cable o sólo un canal de TV o una radio, ni tampoco cuando se habla del 35% del mercado como tope, por lo que implica que en algunos casos ese porcentaje es superado, y allí el mercado libre no existe (utopía liberal siglo XIX). ¿Qué pasó en EE.UU. y Europa con Microsoft, si no era una empresa monopólica sino hegemónica? En cuanto a monopolio estatal eso evidentemente no ocurre acá, sino que ya ocurrió con la TV durante el peronismo isabelista, la dictadura procecista y el alfonsinismo, así que es una hipótesis no aplicable ahora. No sólo no subestimo al consumidor (yo diría más bien ciudadano) sino que si ves en mi blog me canso de derribar el mito de que el ciudadano (todos lo somos) es quien tiene el poder de decición, siempre y cuando haya multiplicidad de voces o candidatos… Uno puede elegir cuando tiene opciones, y cuanto más opciones más libertad. Si vos me atribuís por esto un error conceptual deberías atribuírselo también a EE.UU., Francia, la ONU, la OEA y demás expertos en el tema que recomiendan estas restricciones en los medios y su “mercado”.

    [responder]

    Es que en eso estoy en total acuerdo con vos.
    Clarín no es monopólico en ese preciso sentido, porque su éxito depende de la decisión de cada ciudadano cada vez que compra el diario o sintoniza sus canales. De ahí es que no considero adecuada la comparación con el Muro, que era algo impuesto desde afuera a la voluntad de los ciudadanos. Ese gesto de optar por tal producto cada vez no es una boludez.

    En los pueblitos chiquitos que existe una sola señal de cable es así porque el mercado no da para más. No van a ir a instalarse competidores salvo que estén bancados por el Estado. Entonces, cualquiera que vaya a instalarse reemplazando al grupo Clarín quedaría en esa situación hegemónica al ser el único prestador del servicio.
    Este asunto podría empezar a resolverse si se encarase la comunicación pública desde un punto de vista democrático y no panfletario del gobernador o de la presidencia de la nación.

    Agrego un punto más: la ley no contempla dentro del mercado relevante a la televisión satelital. Con lo cual, además de que Direct TV tiene una sola licencia nacional a diferencia de las cableoperadoras que tienen licencias locales, su share de mercado no se computa para los topes de LSCA. Sin embargo cuando se aprobó la fusión entre Multicanal – Cablevisión el gobierno -la mayoría de la CNDC y Moreno- sí consideró que cable y satélite integraban el mismo mercado relevante con lo cual la posición de la empresa fusionada no era tan dominante.
    Por otro lado, basta de comparar la LSCA con los casos más sonados sobre defensa de la competencia en EUA. En el caso Microsoft, como en otros anteriores -AT&T y Standard Oil fueron los más importantes-, no hubo una ley que mandara a desmembrar la empresa. El gobierno hizo una investigación, detectó que las prácticas abusivas, fue ante un juez hacer la denuncia, en esa instancia probó que las prácticas existían y afectaban el mercado y finalmente obtuvo una sentencia que ordenó la división. Esto se pudo hacer acá con la ley 25.156 -de defensa de la competencia-, que prevé en forma expresa la partición de la empresa por conductas anticompetitivas graves. Pero claro, para eso hay que laburar e ir a un juez y probar todo.
    Se lo pudieron aplicar a Clarín por usar la exclusividad del fútbol como ariete para expandirse en el mercado del cable. Sin embargo todos desde Menem para congelaron la investigación hasta quedar abstracta con el FPT.

    clarín no es monopólico!!!!!

    jajajajaja

    “su éxito depende de la decisión de cada ciudadano cada vez que compra el diario o sintoniza sus canales…”

    claro, pasa que casi todos son de ellos. cualquier cosa que elija el ciudadano será de ellos, querido watson.

  2. Silenoz

    Excelente Basurero, por el derrumbe de muros y a no olvidar: “la duda es una buena consejera…”

    [responder]

  3. No solo existe la intención de desarmar un supuesto muro, sino que paralelamente se está levantando realmente un muro. Esa construcción, que hablando bien, no podemos considerar como nueva, puesto que tiene sus antecedentes en nuestro pasado, por ejemplo con el grupo ALEA, y cuyo instrumento principal ha sido el manejo discrecional de la pauta de publicidad oficial, ha dado lugar a un complejo comunicacional que integran estructuras del Estado, de los amigos y de los socios del gobernante de turno.
    ¿Glásnot? : nada que ver con la transparencia o franqueza de la actuación del Estado.
    ¿Perestroika?: nada que ver con un proceso de liberalización de la economía, todo lo contrario.
    Por supuesto que ese manejo discrecional de los fondos públicos, orientados a que se escuche una sola voz, atenta contra la libertad de expresión. Así lo ha señalado nuestra Corte Suprema de Justicia, en dos fallos señeros (05/09/2007, en causa “Editorial Río Negro S.A. c/Neuquén, Provincial del s/Acción de Amparo” y “Editorial Perfil S.A. c/ Estado Nacional – Jefatura de Gabinete de Ministros – SMC s/ amparo ley 16.986, fallo del 02/03/2011.
    En el primer fallo, al que el segundo se remite para fundamentarlo, entiende que:
    “Al respecto, cabe señalar que no existe un derecho subjetivo por parte de los medios a obtener publicidad oficial. Sin embargo, el Estado no puede asignar los recursos por publicidad de manera arbitraria, en base a criterios irrazonables. Así, los criterios no serían ilegítimos cuando “La necesidad de selección se relaciona con la necesidad de que los funcionarios del Estado establezcan una diferenciación entre una serie de medios de comunicación dentro de una categoría”. “Para adoptar esas decisiones de acuerdo con los principios de la libertad de expresión, las mismas deben estar basadas en criterios ‘sustancialmente relacionados’ con el propósito descrito y que debe ser neutro en relación con los puntos de vista del medio” (Punto 11 del Informe Anual 2003 de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, http://www.cidh.org/relatoria/showarticle.asp).
    Por lo demás, no sólo debe evitar el gobierno acciones intencional o exclusivamente orientadas a limitar el ejercicio de la libertad de prensa, sino también aquellas que llegan a idéntico resultado de manera indirecta. Los actos indirectos son, en particular, aquellos que se valen de medios económicos para limitar la expresión de las ideas. Esta Corte ha señalado la influencia del factor económico en la prensa actual, ya que “Los medios materiales y técnicos, las redes de información, la ampliación de la tirada, la difusión nacional y hasta internacional de algunos medios, la publicidad y propaganda, etc., han insertado a la prensa en el tejido de las complejas relaciones económicas en el que se encuentran las empresas contemporáneas” (Fallos: 320:1191, disidencia de los jueces Fayt, Petracchi y Bossert). La Convención Americana sobre Derechos Humanos establece, en su art. 13, inc. 3, que “no se puede restringir el derecho de expresión por vías o medios indirectos, tales como el abuso de controles oficiales o particulares de papel para periódicos, de frecuencias radioeléctricas, o de enseres y aparatos usados en la difusión de información o por cualesquiera otros medios encaminados a impedir la comunicación y la circulación de ideas y opiniones”.
    Por lo tanto, la distribución de publicidad estatal puede ser utilizada como un fuerte disuasivo de la libertad de expresión, obstruyendo este derecho de manera indirecta (conf. Punto 13 del Informe mencionado).
    10) Que es deber de los tribunales proteger los medios para que exista un debate plural sobre los asuntos públicos, lo que constituye un presupuesto esencial para el gobierno democrático.
    La Corte Interamericana de Derechos Humanos afirmó que “la libertad de expresión se inserta en el orden público primario y radical de la democracia, que no es concebible sin el debate libre” (caso “La colegiación obligatoria de periodistas”, Opinión Consultiva OC 5/85 del 13 de noviembre de 1985, serie A no. 5, párr. 69). Asimismo destacó que “la expresión y la difusión del pensamiento y de la información son indivisibles, de modo que una restricción de las posibilidades de divulgación representa directamente, y en la misma medida, un límite al derecho de expresarse libremente” (caso “La última tentación de Cristo [Olmedo Bustos y otros]“, sentencia del 5 de febrero de 2001, serie C no. 73, párr. 65), y que los medios de comunicación en una sociedad democrática son verdaderos instrumentos de la libertad de expresión y no vehículos para restringirla, razón por la cual es indispensable que recojan las más diversas informaciones y opiniones (caso “Ivcher Bronstein vs. Perú”, sentencia de 6 de febrero de 2001, serie C no. 74, párr. 149). Y también sostuvo que la libertad de expresión tiene una dimensión individual y una dimensión social. Dicha libertad requiere, por un lado, que nadie sea arbitrariamente menoscabado o impedido de manifestar su propio pensamiento y representa, por tanto, un derecho de cada individuo; pero implica también, por otro lado, un derecho colectivo a recibir cualquier información y a conocer la expresión del pensamiento ajeno (casos “La colegiación obligatoria de periodistas”; “La última tentación de Cristo”; “Herrera Ulloa vs. Costa Rica”, sentencia del 2 de julio de 2004, serie C no. 107, párr. 108).En la misma línea de pensamiento, la Corte Europea de Derechos Humanos sostuvo que “la libertad de prensa proporciona a la opinión pública uno de los mejores medios para conocer y juzgar las ideas y actitudes de los dirigentes políticos. En términos más generales, la libertad de las controversias políticas pertenece al corazón mismo del concepto de sociedad democrática” (caso “Lingens vs. Austria”, sentencia del 8 de julio de 1986, serie A N 103, párr. 42).
    Por supuesto, el gobierno no ha cumplido con ese fallo, aportando así un ladrillo más al muro: el rechazo de la división de poderes.

    [responder]

    Basurero

    Para no desviarnos del tema tratado en la nota, que es la enorme influencia de los medios hegemónicos (no monopólicos) sobre su audiencia cautiva, te aconsejo leer la nota http://basureronacional.blogspot.com.ar/2012/10/los-miedos-al-7d-vienen-en-3d-o-en-hd.html donde detallo lo que piensan las Naciones Unidas, la OEA y las ONG que defienden la libertad de expresión en el mundo sobre la Ley de Medios y la libertad de expresión que existe en Argentina hoy en día, quienes saben mucho más que yo sobre el tema.

    [responder]

    Dice el relator de la OEA que antes de la ley de medios:
    “la autoridad de aplicación era completamente dependiente del Poder Ejecutivo”, antes, y ahora:
    ARTICULO 14. – Directorio. La conducción y administración de la Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual será ejercida por un directorio integrado por siete (7) miembros nombrados por el Poder Ejecutivo nacional. El directorio estará conformado por un (1) presidente y un (1) director designados por el Poder Ejecutivo nacional; tres (3) directores propuestos por la
    Comisión Bicameral de Promoción y Seguimiento de la Comunicación Audiovisual, que serán seleccionados por ésta a propuesta de los bloques parlamentarios, correspondiendo uno (1) a la mayoría o primer minoría, uno (1) a la segunda
    minoría y uno (1) a la tercer minoría parlamentarias; dos (2) directores a propuesta del Consejo Federal de Comunicación Audiovisual, debiendo uno de ellos ser un académico representante de las facultades o carreras de ciencias de la información, ciencias de la comunicación o periodismo de universidades nacionales.” y si a esto le sumamos las enormes atribuciones que tiene -ahora- art. l2 de la ley, me parece que el relator peca de ingenuo, especialmente con un gobierno que ha destruido todos los organismos de control de la gestión del Estado.
    Me quedo con los fallos de la Corte.

    Si el voto oficialista es el 54%, y el opositor se fragmenta en una variedad de opiniones con los porcentajes parciales insignificantes que ya se saben, se puede saber en que se refleja el famoso poder de Clarin y ‘los medios’, aparentemente todos en la misma onda de denigrar al gobierno? Con respecto a leer tu blog y las cosas que supuestamente citas de documentos internacionales via Wikileaks, unos consejos:

    - Si vas a inventar textos oficiales, leete algunos del pais del que queres que pasen como genuinos. Es inconcebible que documentos del Dpto de Estado usen el vocabulario que usas.

    - Si vas a inventar textos supuestamente escritos en ingles, conseguite alguien del Buenos Aires Herald o por el estilo, familiar con el idioma, y que te corrija lo que escribiste para que sea mas convincente.

    Basurero

    Hay, Guillermo, Guillermo, yo creo que quienes comentan en Artepolítica no necesitan chicanas tan violentas como ésta para discutir. Hasta dudo que hayas leído el cable que publiqué, pero no importa, en ese caso lo dejo pasar porque el debate sobre el poder del Grupo Clarín lo merece.
    Entonces, digo: no sé para vos, pero para mí este texto original del cable revelado por WikiLeaks:
    “Clarin has political agenda-setting powers and is often described as having the ability to bring down governments. This is true to the degree that Clarin closely follows the tide of public opinion, which it continuously measures through polling firms.”

    es equivalente a éste traducción que publico en mi blog:

    “Clarín tiene el poder de marcar la agenda política y a menudo se lo define como un grupo con la capacidad de derrocar gobiernos. Esto es cierto al grado que Clarín sigue de cerca el curso de la opinión pública, la que mide de forma continua a través de empresas encuestadoras.” (http://basureronacional.blogspot.com.ar/2011/10/wikipis-para-eeuu-clarin-miente-voltea.html)

    Pero si aún así dudás y me seguís acusando de falsificador, podés remitirte directamente a la fuente (algo recomendado para quienes están detrás del muro de Clarín, pero no sólo a ellos) y leerlo comleto (como los publico yo, pero traducidos) con tus propios ojos en: http://www.wikileaks.org/cable/2007/05/07BUENOSAIRES976.html

    Si pensas que me voy a leer todo Wikileaks para comprobar tu veracidad, lo lamento pero no. Pero volvi a tu blog, a buscar el post donde traducias los supuestos cables, y no lo encontre. El que citas es una traduccion fiel y creible, a los que me refiero hablando del gigante, imperio, etc, es la tipica masturbacion verbal kirchnerista que es inimaginable e imposible como uso del idioma ingles.

    De todos modos, tu propio argumento tiene mas agujeros que el Titanic. Si, como decis citando fuentes internacionales, en Argentina hay absoluta libertad de prensa (con lo que estoy de acuerdo), y todas las opiniones son publicadas, entonces tu unica objecion (y la del resto de los fanaticos como vos, que solo quieren un himno de admiracion interrumpido a su diosa)es que Clarin da difusion en gran escala a opiniones que no te gustan. Que son compradas o vistas por gente que no es forzada a hacerlo. Si tenes tanta fe en la opinion que te gusta, pedile a Lazaro Baez o Cristobal Lopez que pongan diarios y canales que sean 678 non stop. Si tenes razon, serian un negocio maravilloso.

    Si todo lo que tenes para quejarte es que Clarin sostiene opiniones que no te gustan, y mucha gente las sigue, tragatelo. Esa es la libertad de prensa. De la misma forma que mucha gente se traga medidas y formas de tomarlas del gobierno que no les gustan, porque eso es democracia. Si te gusta ese aspecto de la democracia, ponete vaselina en el cerebro y acepta la libertad de opinion.

    Silenoz

    Zzzzzzzzzz….. Zzzzzzzzzzzzzz.

    Ehhh ahhh ¿yastá?

    Che… vas a terminar como este

    [responder]

    Te conviene leer un poco a Foucault.

  4. En el siglo de internet,no hay muros posibles, al menos desde el sector privado,smartphones,tablets,netbooks y pcs lo impiden.Millones de páginas,sitios de información y puntos de vista.

    Si es un problema de posición dominante ,porque no dejaron a las telefónicas ofrecer el triple play o que pasa con Direct TV que con una sola licencia abarca todo el pais.

    Me parece que en general al oficialismo le molesta más lo que Clarin dice que su posición dominante, pero sobre eso afortunadamente la ley de medios no dice nada.

    [responder]

    Yo no me quedaría tan tranquilo con relación a Internet:
    http://www.amnesty.org/es/campaigns/irrepressible-info
    http://www.sitiosargentina.com.ar/diario/2012/09/venezuela-aprueba-la-para-el-control-de-internet-y-las-redes-sociales/
    http://investigacion.org.mx/lared/enefeb00/articulo1.html

    [responder]

    Basurero

    Daio:
    Veo que vos sabés más que el representante de la ONU… No sólo que la ley anterior (de la dictadura) daba poder absoluto al ejecutivo sobre las licencias sino que esta ley (que tanto la OEA como la ONU recomiendan para todo el mundo por su respeto a la libertad de expresión e información de los pueblos) le reta poder al Ejecutivo, porque, como decís vos mismo, el Ejecutivo pasa a compartir el manejo con el Legislativo, y pasa a tener sólo dos directores (cuando antes el oficialismo era el único ejecutor) más uno si tiene la mayoría parlamentaria, pero además tiene un director la segunda minoría y otro la tercera minoría, más otros dos designadods por el Consejo Federal de Comunicación Audiovisual
    que representan a todas las provincias y que tienen que ser académicos en el tema. Por lo tanto este ente tiene menos poder que el anterior COMFER, además de que tiene control Congreso, cosa que el COMFER no tenía.

    Silenoz

    ja ja…
    ‘Tas jodido Daio…. ya me veo tomándote Flecha Bus a Retiro para conseguir el fasciculo de The Nation.

    O por ahí por eBay

    Basurero:
    Consulta el art. 16 de la ley y sabrás quien controla el Consejo Federal y, por ende, nombrará a los dos representantes ante la autoridad de aplicación y uno solo de ellos debe representar a las facultades de comunicación social.
    Insisto que no vale mucho la pena de hablar de “controles legales” puesto que este gobierno poca importancia le ha dado a los que existen en la Constitución y mucho menos le dará a los de un simple ley, por más enamoramientos que ésta haya producido.

    Basurero

    Daio, ahora entiendo: los kirchneristas son tan inteligentes y ladinos que engañaron a todos los diputados y senadores opositores que votaron la ley, a todas las asociaciones no gubnernamentales de medios que apoyan la ley, a los organismos de defensa de la libertad de expresión del mundo que la apoyan, a la Suprema Corte de Justicia que dice que no afecta la libertad de expresión, a la OEA y a la ONU que la elogian y recomiendan (y siguen las firmas), y así logró sancionar una ley represiva de la libertad de expresión haciéndola pasar como lo contrario sin que nadie se diera cuenta… Bueno, salvo honrosas excepciones: los capitostes del Grupo Clarín y vos…

    Silenoz

    Ja ja..
    Y si don Basurero…
    Es lo mismo que cualquier otro foribundo anti K que picotea por acá, la diferencia de este con los demás es que el susodicho “habla por los fallos”; de los demás eso si.

    Y como buen integrante de la secta del ballenato de Gorlero, dibuja en el firmamento de las intenciones futuras.

    Muy bueno para recitar el Codex Repetitae Praelectionis, pero tirar argumentos sobre el posteo, en contra en todo caso, ni ahí. No vaya a ser cosa que la realidad le embarre las latus clavus y los calcei senatorii

    Silenoz

    Bueno lo de internet me supongo que algo te mandó don Daio

    ¿Así que la forma de confrontar a un monopolio es propiciando otros? ¿no es mejor desarmarlos y abrir la cancha?

    [responder]

    Por lo menos ahora tendremos un defensor de la libertad que nos proteja en internet:
    http://www.lanacion.com.ar/1520998-y-un-dia-superman-pego-el-portazo-y-dejo-el-daily-planet

    El Daily Planet miente.

    No me extraña esa acusación de un K-riptoniano.

  5. Diego:
    Primero, la ley de medios no interviene en los medios gráficos, por lo que no interesa que el Grupo Clarín tenga un diario de alcance nacional (en EE.UU. Clarín no podría tener Canal 13). Insisto, cuando hablo del muro creado por el Grupo Clarín (más sus cosios La Nación y Perfil) es porque quienes están detrás de ese muro de humo no se entera de muchas cosas debido a lo que señalo en la nota sobre la avasallante multiplicidad de medios del grupo (inimaginable en los países que se suelen tomar como ejemplo de libertad de prensa). Y hablo de hegemonía, no de monopolio, porque eso es lo que hay en Argentina, pero no sólo yo lo hago sino que me baso en muchos expertos en el tema y de quienes tutelan el tema en la ONU y la OEA, entre otros. No hablamos de caramelos o ladrillos, sino de información, formación de opinión, libertad de prensa e infromación, en definitiva: de democracia y derechos humanos, y eso no puede dejarse al arbitrio del “mercado”.
    En cuestión del cable, no importa que haya uno solo, sino que la grilla sea lo suficientemente amplia en cuanto a voces diferentes, y además se habla del 35% del mercado zonal y no de cada pueblo. Para más datos leer la misma ley y sus referencias a la situación en otras partes del mundo. Incluso muchas de las críticas que leo o escucho sobre la ley nacen del desconocimiento tanto de la ley como de su espíritu, y eso es hijo muchas veces del mismo muro de humo que critico.

    [responder]

    Basurero: El mero hecho de meter a Clarín, La Nación y Perfil dentro del mismo paquete habla de tu subjetividad y de ninguna otra cosa. Desde ahí no podés seguir interpretando las disputas simbólicas de esta sociedad. Sin ir más lejos, Clarín y La Nación conforman dos perfiles (valga la redundancia) de lectores con miles de diferencias, diferencia conformada a lo largo de muchas décadas, que por hay hoy coinciden en no tener el tonito chupaculos que el gobierno quiere para los grandes medios masivos, pero ese, comprenderás, es un pequeño detalle que no hace a la vida. Hay un mundo muy complejo por fuera de la locurita obse de este gobierno.
    Entonces, ya el muro que armás es un dislate. No existe tal cosa. Después, si querés miramos pueblito por pueblito, y mientras no sea cosa de sacarle Cablepindonga a Clarín para dárselo al intendente o gobernador peronista de la zona, todo bien, sortéen señales los viernes al atardecer entre los chicos del IUNA.

    [responder]

    Basurero

    ¿Vos decís que no existe lo que yo ejemplifico como muro? ¿Vos creés que los que yo nombro como audiencia cautiva de ese muro de humo (no todos, por cierto) sabía ´realmente lo que menciono en los puntos de la entrada. o que creía que Cristina había dicho que los argentinos debmos tenerle miedi a Dios y a ella, cuando es mentira? Ese el el tema de la entrada, y tan es así que la ley de medios tiene tanto apoyo de los organismos a favor de la libertd de expresión (cosa que tampoco saben los damnificados que menciono. ¿Vos lo sabías también?

    Mirá Basurero, lo que expresan esos puntos que remarcás en el post pertenecen solamente a tu subjetividad. Te marco uno que es crucial: Clarín no dice que este gobierno sea una dictadura. Ese enunciado solamente ocupa un lugar en la película que vos y el gobierno se armaron. Por eso te decía antes, si partís desde allí la sociedad queda al margen de la disputa. Clarín no dice eso, acusándolo de decir eso a sus lectores no les movés ni un pelo, es más, lo afirmás en tanto emisor de discurso dado que está claro que seguro que no dice eso.
    En definitiva, hace ruido que se salga a defender la libertad de expresión desde una posición tan sesgada como la que tiene el gobierno.
    Y repito para terminar, Clarín tiene todos los problemas de los que se lo acusaba desde antes de que el kirchnerismo sea gobierno, nada que ver con generar un “efecto muro de Berlín” en la sociedad. Lo que sí genera es un diálogo con la ciudadanía, un ida y vuelta, tal como se genera en toda sociedad moderna y medianamente libre, es decir, justamente “no stalinista”. Aquellos que simpatizaron con lo que fue el socialismo real durante el siglo XX ni antes ni ahora han sabido manejarse con lo que es la opinión pública, un capítulo que Marx dejó sin escribir en El Capital y que sus admiradores nunca se lo quisieron tomar del todo en serio.

    P.D.: Cristina a eso lo dijo, aunque haya puesto carita para sus bufones en ese preciso momento la cámara fija de la Cadena Nacional la venía tomando tomó de una forma tal como ella le venía hablando a todo el pueblo. Ella tampoco usó nombres propios a la hora de amenazar, así que la duda queda. Sutilezas que no dan para hacerse los ofendidos, en todo caso un error del director de la escena.

    Silenoz

    Diego dixit:“Clarín no dice que este gobierno sea una dictadura. Ese enunciado solamente ocupa un lugar en la película que vos y el gobierno se armaron”

    “La historia y la vida la impulsaron a un sitial inesperado, donde supone que con voluntad y poder se puede todo. No desea peronismo: desea un impreciso progresismo. Recoge en su matriz autoritaria
    Acá
    O
    “Algo extraño sucede en una nación donde un Gobierno dice y hace sin siquiera ser molestado. Eso podría estar denunciando varias cosas: la existencia de un poder ultraconcentrado, la volatilidad de la Justicia y el Congreso, el desgajamiento de los partidos, en especial de la oposición”
    acá
    O
    “por un lado el carácter expulsivo que tiene el kirchnerismo; también, el riesgo que significa que todas las determinaciones dependan exclusivamente de los humores presidenciales en este

    O un poco más sicológico:
    “Aquella imagen podría ser desdoblada en dos planos. El que incumbe a su estado personal donde las emociones , en demasiados momentos, parecieron desplazar a la racionalidad, el equilibrio y el sentido común que demanda siempre la conducción de un Gobierno. Ese desequilibrio, tal vez, ayude a explicar los recurrentes extravíos presidenciales a la hora de repasar la realidad.
    …………………….
    Sus emociones destilan enojo excesivo , resentimiento con sus ocasionales adversarios
    ……………………………
    No es sorprendente que una mujer con ese perfil anímico haya cultivado tantas arbitrariedades, errores y autorreferencias a su desgracia personal
    ……………………………….
    En el encierro se visualizarían con más facilidad los fantasmas, los enemigos y complotadores. Desde ese lugar hacia a una construcción autoriraria, no quedarían tantos pasos por dar.”

    Y esto son los van der Kerkhof no ma’
    ¿Sos o te hacés? ¿lees o no el Clarinete?

    Te tiran algún hueso o de puro pelagato fiel…..

    Tengo ententido que el primer lugar de CABA en entregar los diarios es en Primera Junta, arriba de la estación de subte… andá que en un par de horas llega.. parate en el kiosco, aprovecha que tá lindo para estar al sereno

    Silenoz, ¿me estás cargando? Por un lado te hacés el sensible ante esas inducciones de la prensa opositora y por otro lado me linkeas a un artículo que contiene una foto de tu querida presidenta con esos Gordos sindicalistas, tira tiros, encastrados de por vida a sus cargos. ¿Te das cuenta que te prendés fuego vos solo? Después de esa foto, ¿desde dónde te podés hacer el ofendido porque un periodista le dice autoritaria a tu presidenta? Después de esa foto ya no te podés quejar de nada. Ramal que para, ramal que cierra.
    Lo que tendría que haber hecho el kirchnerismo en lugar de pelearse con Clarín y la clase media es rearmar el sindicalismo entero. Pero les tuvieron miedo y ahora ahí están, dentro de un internismo que solamente les importa a los que salen en las fotos y a los que entran en las boletas del año que viene.

    Silenoz

    Ja ja… ¿sensible yo? si tengo más puteadas encima que referí de fulbo y con respecto a los que se pueden defender muy bien menos..

    Si la foto, ahora lo bueno seria que me demuestres que el Clarinete en todo caso dice que esta diKtadura no es tal…

    Te ayudo, andá al Gugl escribí:
    site:clarin.com democracia Kirchner (o algo asi) y apretá el botón y para el ejemplo sería así

    Che ¿fuiste a Pra. Junta?

    Silenoz, dejá de hacer el trabajo diario de leer Clarín con lupa y no te ofendas más con ese medio salvo que saquen en la tapa este título: : “Dictadura Kirchner” Mientras no veas eso en los kioscos de diario, decile a tu mente que cambie de tema. No tiene sentido googlear una nota de hace 3 años con en la que el hijo de Alfonsín dice que este gobierno no es tan democrático. Puterío. Basta de puterío, para saciar esas ganas veo el programa de Rial y el de Canosa. Este tonito volcado a la política es lo que genera rechazo por Uds, mucho más que las medidas concretas que el gobierno toma, ¿te das cuenta? Fuera de joda te lo digo.

    Silenoz

    Ja ja ..
    mirá no leo el clarinete desde el ’09 ma’o meno’.. con changüi y todo

    Stubborn Love

    bai de euy

  6. Basurero:
    A muchas almas, cándidas algunas, con mala conciencia otras,entre ellas innumerables legisladores, se las asustó con la vigencia de la “ley de la dictadura”, cuando del texto original de dicha ley no quedaba mucho, y si bien era cuestionada por haber permitido formaciones monopólicas, fueron las reformas introducidas a partir de 1989 las que permitieron mayores concentraciones- Así durante el gobierno de Carlos S. Menem se reemplazó el inciso (e) del artículo 45, que impedía a las empresas periodísticas editoriales ser permisionarias de canales de TV o radios; y los incisos (a) y (c) del artículo 46, que respectivamente disponían que el “objeto exclusivo” de un licenciatario debía ser la radiodifusión y que no podía haber más de 20 personas integran-do las sociedades radiodifusoras. Durante el gobierno de Néstor Carlos Kirchner, en mayo de 2007 el Poder Ejecutivo dictó el decreto 527, con el cual otorgó una prórroga de diez años a los principales grupos económicos titulares de licencias de radiodifusión -que mantendrán en algunos casos hasta 2108 y 2025-, con el argumento de garantizarle “previsibilidad económica” a sus inversiones. Días antes de finalizar el mandato de éste presidente se aprobó la fusión de Multicanal y Cablevisión.-
    La verdadera interpretación de la nueva ley, no le van a dar altos juristas internacionales, más aún porque ya la está interpretando, día a día, nuestra Presidenta en sus cadenas nacionales. Escúchenla, se que son un poca extensas y tediosos, pero hagan un sacrificio, y van a ser de lo que se trata.

    [responder]

    Basurero

    Bueno, bueno ya es un avance que reconozcas el enorme poder del multimedio para condicionar gobiernos y sacarles leyes en su propio beneficio, como hasta los EE.UU. reconocen en sus cables secretos. Dentro de poco, quizás, llegues a reconocer que todos quienes apoyan y recomiendan la ley para otros países no son “idiotas” o “corruptos” como vos sugerís que son los diputados y senadores que “sin darse cuenta” o cobrando el vil dinero K aprobaron una ley autoritaria que le
    daría “poder total” a la “dictadura kirchnerista” sobre las mentes y las voluntades de los pobres e incautos ciudadanos…

    [responder]

    Basurero:
    Quienes aprobaron la ley, no son necesariamente idiotas o corruptos, pueden muy bien ser discípulos del matrimonio Laclau/Mouffe, cuyo modelo de futuro (?) es la autocracia, a la que -para no asustar demasiado- llaman hegemonía.
    Por suerte los ciudadanos no son “pobres incautos” y no se tragan eso de las dictaduras mediáticas.

    Ya te puse mas arriba que lo de tus ‘cables secretos’ esta tan mal falsificado que te aconsejo lo saques, lo lustres y cepilles con ayuda mas experta, y pruebes de vuelta.

    Basurero

    Hay, Guillermo, Guillermo, yo creo que quienes comentan en Artepolítica no necesitan chicanas tan violentas como esta para discutir. Hasta dudo que hayas leído el cable que publiqué, pero no importa, en ese caso lo dejo pasar porque el debate sobre el poder del Grupo Clarín lo merece. Entonces, digo: no sé para vos, pero para mí este texto original del cable revelado por WikiLeaks:
    “Clarin has political agenda-setting powers and is often described as having the ability to bring down governments. This is true to the degree that Clarin closely follows the tide of public opinion, which it continuously measures through polling firms.”

    es equivalente a éste traducciíon que publico en mi blog:

    “Clarín tiene el poder de marcar la agenda política y a menudo se lo define como un grupo con la capacidad de derrocar gobiernos. Esto es cierto al grado que Clarín sigue de cerca el curso de la opinión pública, la que mide de forma continua a través de empresas encuestadoras.” (http://basureronacional.blogspot.com.ar/2011/10/wikipis-para-eeuu-clarin-miente-voltea.html)

    Pero si aún así dudás y me acusás de falsificador, podés remitirte directamente a la fuente (algo recomendado para quienes están detrás del muro de Clarín, pero no sólo a ellos) y llerlo comleto (como los publico yo, pero traducidos) con tus propios ojos en: http://www.wikileaks.org/cable/2007/05/07BUENOSAIRES976.html

  7. Basurero:

    El problema con la metáfora de los muros, además de que se mezclan cosas que no son equivalentes, es que plantea que los que están de un lado (el del gobierno) lo hacen de modo conciente y militante y los del otro son una conjunto de tarados con el cerebro lavado por el poder omnímodo de Clarín.

    Se te escapa algo, en esta cuestión de formular divisiones amigo/enemigo, pareciera que se han creado dos campos estáticos e irreductibles y esto no es así. Hay permanente permeabilidad de cada uno de los lados hacia el otro.

    El kirchnerismo se benefició de esta volubilidad con la muerte de Nestor y actualmente los desaciertos de la gestión, los modos autoritarios, la manipulación de los hechos y la inflación están produciendo un drenaje inverso que se verifica en la caída de imagen presidencial y disminución de la intención de voto.

    La similitud con el stalinismo se debe a que el reflejo natural del kirchnerismo frente a las críticas es cerrarse en sí mismo y endurecer posiciones, justamente en torno a los aspectos criticados.

    Esta actitud lleva a una distorción creciente y acumulativa en la percepción de la realidad y termina dando por sentado que lo propio es idéntico a la verdad.

    Aunque se que nos les gusta la comparación, actúan con el mismo concepto de vanguardia esclarecida del leninismo, que como sabemos termino en las crueldades del stalinismo.
    Y no seamos ingenuos de pensar que todo ocurrió debido a que Lenin murió y que Stalin era un perverso, fué una cosa sitémica.

    Un buén térmometro para saber en que lugar se está parado es ver en que dirección se da mayoritariamente el flujo de apoyos, si lo hace en la dirección del gobierno, entonces quedense tranquilos, ahora si el flujo va en dirección contraria empiecen a preguntarse que hicieron mal.

    En Berlin durante la época del muro se conocieron miles de caso de gente que quería huir del stalinismo a Alemania Occidental, pero no hay registros de significación de intentar radicarse en el lado Oriental.

    [responder]

    Silenoz

    ZXC:
    Ja….
    Es curioso, en la respuesta a un comentario de Basurero le decís “Tu post es una chicana, fué respondido en iguales términos” y venís acá y comentás con otro panfleto como alguno por ahí arriba ¿no será que no tenés argumentos para refutarlo más allá de reproducirnos definiciones provenientes de la resistencia de gorlero?

    Ahora, dejando toda la sarasa a la que nos tenès acostumbrados un par de preguntas:
    ¿cómo estás tan seguro que CFK se cierra a si misma y no consulta ninguna decisión? y, de ser así ¿cómo debería manejarse de acuerdo a tu criterio?

    [responder]

    Ay Silenoz!

    Me encanta chicanear con vos ya que además puedo practicar idiomas, pero sabés que pasa:
    Además de escribir en este blog tengo algunos vínculos personales con gente de varios los partidos políticos, incluído el kirchnerismo y la gente habla en privado cosas que en público no confiesa.

    También lo hacen los ministros y secretarios del gobierno…

    y que se le va a hacer, hasta los opositores se enteran.

    Basurero

    ¿Dónde digo “son una conjunto de tarados con el cerebro lavado por el poder omnímodo de Clarín”? ¿Cómo explicás los engaños exitosos del Grupo relacionados con “tienen que temerle a Dios y un poquito a mi”, lo de la Lay de Medios que “ataca la libertad de prensa” y del triunfo sorpresivo de Cristina Fernández…?

    ¿Dónde hablo en términos amigo-enemigo? Hablo de que el mercado cautivo del Grupo y sus socios no están debidamente informados sobre lo que sucede en Argentina, debido fundamentalmente a la tarea de décadas de su dominio hegemónico del mercado audiovisual, más allá de las elecciones personales de su audiencia. Para no hacerla lunga, un ejemplo de esa desinformación:
    http://basureronacional.blogspot.com.ar/2012/09/es-correcto-decir-que-clarin-miente-no.html
    Por suerte, el dominio no es total como lo era detrás del Muro de Berlín, pero es mucho más poderoso que en los países que muchos elogian: EE.UU., Europa, Japón, etc.

    ¿Vos estuviste aquí durante el menemato? ¿Era Menem un dialoguista? ¿Era Alfonsín un dialoguista consensuador? ¿De la Rúa era contemporizador? Ambos radicales declararon el estado de sitio, Alfonsín incluso encarceló periodistas, “atacó” la libertad sindical (usando terminología clarinista actual), “atacó” la libertad de prensa al “atacar” a Clarín, quiso eternizarse en el poder lanzando infrustuosamente la reforma de la Constitución, De la Rúa se fue en helicóptero dejando muertos en la Plaza de Mayo luego de avalar la corrupción en el Congreso, y Menem les hizo juicio a un par de periodistas, entre ellos a Timerman y demás “pecados democráticos”. ¡Qué autoritarios son los Kirchner que no sólo no hicieron eso sino que derogaron leyes que penalizaban a los periodistas.

    Gracias por la clase de comunismo real, pero el muro de humo estalinismo lo construyó Clarín, no el gobierno, que como dice la ONU legisla a favor de la ampliación del derecho de expresión e información.
    http://basureronacional.blogspot.com.ar/2012/10/los-miedos-al-7d-vienen-en-3d-o-en-hd.html

    [responder]

    Basurero:

    1) Decir: “Hablo de que el mercado cautivo del Grupo y sus socios no están debidamente informados sobre lo que sucede en Argentina, debido fundamentalmente a la tarea de décadas de su dominio hegemónico del mercado audiovisual, más allá de las elecciones personales de su audiencia.” y decir que: “del otro son una conjunto de tarados con el cerebro lavado por el poder omnímodo de Clarín.” es a mi entender decir lo mismo con distintas palabras.

    2) Conocí a Alfonsín personalmente y te aseguro, que sería algo chinchudo pero era dialoguista y muy consensuador, en cuanto a Menem era mas bién un transero de toma y daca, su ideología y praxis me producen profundo rechazo, pero no era un autoritario, y De la Rua era claramente una persona sin aptitudes para el cargo ejecutivo, pero como legislador no fué malo y es autor de algunas leyes que han tracendido hasta el presente.

    3) Respecto de la Ley de Medios Audiovisuales, ya me he pronunciado exhaustivamente en otros posts y mi punto de vista ha sido debatido en el foro.

    Por mi actividad profesional, en diversas oportunidades he tratado con las gerencias del grupo Clarín, especialmente las de Radio Mitre y Canal 13.

    La realidad es que es una estructura monstruosa en tamaño y muy diversa en cuanto a lo ideológico, cada gerencia es un pequeño reino.
    Hablar del grupo Clarín como una unidad es algo ficticio, una construcción artificial que facilita la creación e identificación de un “enemigo”, pero en la realidad es algo muy heterogeneo.

    Lo curioso, cuando se habla de esto, es que no se critica la baja calidad artística (deliberada y conciente) de las producciones del grupo Clarín y la elementalidad intelectual de sus desarrollos conceptuales, es decir de la pobreza de la sustancia que producen.

    Probablemente no lo hagan porque la producción de la TV pública (deliberada y concientemente) es igualmente pobre en sus contenidos artísticos e intelectuales, plagados de un didáctica ramplona y antigua, con los ojos vueltos hacia un pasado mítico y supuestamente glorioso que jamás existió.

    En el fondo lo que le envidian a Clarin es “el envase”, es decir el depliegue tecnológico ostentoso con que envuelven productos conceptualmente muy pobres.

    Le envidian el dinero.

    4) El monopolio por acaparamiento de frecuencias de radio, que supuestamente estaría alienando a la población argentina, solo existe en la Ciudad de Buenos Aires y el conurbano, capaz que pueda haber algún problema en Córdoba y en Rosario, en el resto del país hay hoy frecuencias de radio y TV abierta disponibles de sobra y para poner un cable solo hay que decidirse y hacerlo.

    Lo que no hay es interesados para hacerse cargo e instalar emisoras profesionales.

    Menos aún hay interesados que quieran poner un medio que ademas realice producción propia, cosa que personalmente agradezco ya que gracias a eso vivimos los productores independientes.

    De muy mala fé no se dice que el negocio de la radiotelevisación es extremadamente costoso y que quién se decide invertir en ese sector pretende obtener ganancias proporcionales a lo que invierte.

    Perón diría que la única verdad es la realidad….

    decís: “la producción de la TV pública (deliberada y concientemente) es igualmente pobre en sus contenidos artísticos e intelectuales”

    de qué programas hablás exactamente?

    Basurero

    ZXC:
    Vos decís: “Hablar del grupo Clarín como una unidad es algo ficticio, una construcción artificial que facilita la creación e identificación de un “enemigo”, pero en la realidad es algo muy heterogeneo”.
    Aunque la ley no sólo se refiere al Grupo Clarín, lo del poder de los grupos podés discutirlo con la ONU, OEA y demás expertos en la materia de libertad de expresión e información que recomiendan poner límites a los dueños de licencias, ¿por algo será, no?

    Vos decís: “Lo curioso, cuando se habla de esto, es que no se critica la baja calidad artística (deliberada y conciente) de las producciones del grupo Clarín y la elementalidad intelectual de sus desarrollos conceptuales, es decir de la pobreza de la sustancia que producen.”
    ¿Calidad? Si la ley no habla de contenidos sino de la libertad de la población de escuchar varias voces, recibir información por distintos medios de acuerdo a su libre voluntad, lo de los contenidos para la ley argentina no interesa, en cambio en otros países democráticos sí están legislados.

    Vos decís “El monopolio por acaparamiento de frecuencias de radio, que supuestamente estaría alienando a la población argentina, solo existe en la Ciudad de Buenos Aires y el conurbano, capaz que pueda haber algún problema en Córdoba y en Rosario, en el resto del país hay hoy frecuencias de radio y TV abierta disponibles de sobra y para poner un cable solo hay que decidirse y hacerlo”.
    ¿Dónde dije “alienando”? Hablaría, en todo caso, de desinformando. Pero lo que vos describís como un monopolio (no lo es para mí) es incluso más grande de lo que vos señalás, y supera largamente lo estipoulado por la ley nacional. El Grupo Clarín se conforma así: http://es.wikipedia.org/wiki/Grupo_Clar%C3%ADn

    Basurero:

    Ciertamente que vos no hablás de contenidos, yo si lo hago no solo porque es mi tema, sino porque creo que la calidad de los contenidos que se le ofrecen a un pueblo aumenta o disminuye su libertad.

    La desinformación en todo caso es producto de una “falta” no de un exceso, hacer desaparecer TN no le va a aportar a las localidades que no tienen otros medios de comunicación alternativos “lo faltante”, en el mejor de los casos solo quedara Radio Nacional o la TV pública como monopolio.

    Ya se ha comentado mucho el tema de los costos de instalar medios de comunicación profesionales y sostenerlos como para abundar en esto.

    ¿Acaso crees que Clarín si se ve forzado a desinvertir va a entregar las emisoras equipadas llave en mano a quién venga?

    La ley solo los obliga a ceder las licencias, la infraestructura de transmisión y producción es propiedad privada y no la van a regalar.

    Cuando pase el tiempo y las nuevas emisoras no aparezcan y los espectros radioeléctricos no se cubran por falta de interesados, tal como ocurrió en la época de Menem, empezarán a batir el parche de que solo son viables los medios de comunicación si están agrupados en multimedios.

    Esto no es nada nuevo y las telefónicas lo vienen planteando desde las privatizaciones.

    Y aquí viene el tema de la calidad de los contenidos:
    Si se busca ser “popular” inevitablemente se bajará la calidad de los contenidos, es los que hace la TV pública y lo que hace Canal 13, y en general el resto delos canales salvo horosas excepciones de algunas productoras independientes.

    Lo “popular” produce raiting, pero como los dulces “entretienen pero no alimentan”, lo culturalmente tracendente suele ser mas dificil de asimilar y requiere de espectadores u oyentes que no estén dispuestos a aceptar discursos unidimensionales y complacientes.

    Ahora en Argentina la TV y la radio están concebidas casi exclusivamente como medios de entretenimiento y esto le cabe especialmente por ejemplo a los programas políticos de la AM de Radio Nacional y 678, los del grupo Clarín está a la vista que todos lo son.

    Cambiar la tónica demagógica de los medios de comunicación argentinos (públicos y privados) es cambiar sus contenidos y redefinir sus objetivos.

    El problema es el doble discurso, el doble pensar, hablar de cultura y en realidad hacer adoctrinamiento, hablar de arte y en realidad hablar de entretenimiento, hablar de información y solo realizar manipulación editorial, hablar de literatura y en realidad mostrar historietas, hablar de historia y mostrar los programas de Felipe Pigna, hablar de ciencia y referirse a Tecnópolis, y así podemos seguir al infinito.

    A veces los estadistas tienen que tener el valor de plantearle a sus pueblos las cosas tal cual son, aún al precio de enfrentar al pueblo a su propia ignorancia y falta de preparación.

    Sinó empezamos por reconocer que la educación y formación cultural de nuestro pueblo ha decaído mucho y que en gran medida esto no es atribuible a la dictadura militar sinó a la demagogia de las democracias del 83 a esta parte de nada servirá la ley de medios ni ninguna ley de educación.

    Basurero

    ZXC:
    ¿”Hacer desaparecer a TN”? ¿TV pública y Radio Nacional son un monopolio? ¿Ceder las licencias?
    Veo que has caído en la trampa del Grupo o, tal vez, vos mismo seas un ejemplo de quienes están detrás del muro de humo de Clarín. Insisto, la ley no afecta a contenidos, que siguen siendo libres, cualquiera podrá seguir diciendo lo que quiera como hasta ahora, y con la libertad completa de que gozan todos los medios abiertamente opositores como nunca lo han tenido, no te preocupes. El tema es la propiedad de las licencias, la multiplicidad de voces sin importar lo que esas voces digan, como recomiendad la ONU, OEA etc. Si leés la ley vas a ver que TN no sólo no va a desaparecer (como engaña el Grupo a su audiencia) porque lo que la ley habla es de la propiedad de las licencias y no de exceso de señales en el espectro (a lo sumo las mismas deben venderse (no cederse) a otras empresas) sino que lo más probables es que el Grupo Clarín mantenga TN y Cablevisión y tenga que vender Canal 13, Volver y un par más del AMBA.
    Vos decís: “Sinó empezamos por reconocer que la educación y formación cultural de nuestro pueblo ha decaído mucho y que en gran medida esto no es atribuible a la dictadura militar sinó a la demagogia de las democracias del 83 a esta parte de nada servirá la ley de medios ni ninguna ley de educación.” Bueno, no sólo no habla de contenidos, lo que asegura la total libertad de expresión en el país sino que tu afirmación peca de poco democrática. lo que nos llevaría a otra discución sobre dictadura y democracia que dejo para otro momento. Sólo acotaría que la mejor de las dictadures es mucho peor que la peor de las democracias.

    Basurero:

    Tratemos de no tener un diálogo de sordos, yo ya se que la ley de medios NO trata sobre los contenidos, lo tengo perfectamente claro.

    Justamente ese es uno de los aspectos criticables que tiene, ya que al no tomar partido por una determinada escala de valores que defina “que es lo valioso y que no lo es”, deja librado al mercado o a la manipulación política local que es lo que se entronizará como “valioso”.

    La ilusión es pensar que no tratando el problema de la “calidad” de los contenidos el tema se resuelve por sí mismo y no es así.

    Multiplicidad de voces se confunde muy a menudo con multiplicidad de micrófonos, que es algo completamente distinto.

    Por otro lado ninguna sociedad razonablemente organizada puede precindir de cierta organización jerárquica de los valores éticos, morales y estéticos que asume como propios.

    En general la gente de la sociología tiene muy presentes los valores morales y éticos, pero los aspectos estéticos los tienen negados, como si no existieran o fueran mala palabra o pertenecieran exclusivamente a las oligarquías.
    (Utilizo el término “etética” no solo en el sentido artístico sino también en el referido a la “forma” en que el hombre desarrolla sus acciones).

    En el afán de darles voz a las clases oprimidas, las estereotipan forzándolas a continuar con consumos culturales “propios” que en realidad no son otra cosa que la expresión y resultado de la miseria en que viven.
    Un ejemplo perfectamente claro y actual: La “cumbia villera” o el “regaeton” son músicas carentes de cualquier tipo de valor artístico musical o poético y que sin embargo son productos fielmente representativos de esas clases.

    ¿Que hacemos, los dejamos que se continúen alimentando de mierda cultural para que no sientan afectada su identidad?

    Otro ejemplo: Las clases bajas tienen consumos alimentarios sobresaturados de grasas, lo que les provoca todo tipo de problemas de salud, sin embargo esos consumos están identificados como las “dietas del pueblo” aunque en realidad sean las dietas de la miseria.

    ¿Qué hacemos, para que no sientan afectadas sus costumbres sociales y no se afecten sus vínculos identitarios, dejamos que se continúen arruinando la salud?

    Doy estos dos ejemplos en los que podría inferirse como solución afectar la libertad individual, al sugerir forzar un cambio, pero en realidad tanto al “devolver” la posibilidad de salud con una alimentación sana o devolver la posibilidad de “inteligencia” modificando las pautas de consumo cultural, lo que se hace es permitiur al individuo encontrar su propia voz y su propio modo libre de los atavismos culturales de origen.

    Yo en este punto tomo partido abiertamente por Sarmiento, se debe educar por la razón o por la fuerza y esto fundado en la mas cruda razón de estado:

    Un país necesita de ciudadanos inteligentes, preparados y autónomos, capaces de desarrollar ampliamente el pensamiento abstracto, si aspira a alguna clase de progreso relativo, en un mundo donde la inteligencia es un arma de conquista.

    Porque además hay una falacia en el el mito de dar “cauce a la expresión de todos”.

    Para expresarse hay que tener “con que hacerlo” y si una inteligencia no está cultivada y carece de posibilidad de abstracción, en el mejos de los casos podrá expresar dolor o alegría, pero con seguridad nunca articulará sus deseos e intereses de modo autónomo, proactivo y politicamente eficaz.

  8. Me gustaría una respuesta real, concreta y probada a las siguientes preguntas:

    * Que medio de comunicación asociado al grupo Clarín, afirmo o dio a entender, mediante alguna editorial, entrevista o noticia, que el gobierno actual es una dictadura?

    * Que medio de comunicación asociado al grupo Clarín, afirmo o dio a entender, mediante alguna editorial, entrevista o noticia, que la libertad de prensa en Argentina peligra o está restringida como nunca?

    * Que medio de comunicación asociado al grupo Clarín, afirmo o dio a entender, mediante alguna editorial, entrevista o noticia, que el triunfo de Cristina Fernández en las elecciones del año pasado fue una sorpresa?

    [responder]

    Basurero

    Para evitar redundancias, te remito al comentario de Silenoz
    anterior, de las 1:12 am
    Y en cuanto a la “sorpresa” por el triunfo de Cristina Fernández ver: http://basureronacional.blogspot.com.ar/2011/08/la-basura-en-el-ojo-de-la-opinion.html

    [responder]

    ¿esto es joda, no?

    ¿o es que solamente leés tiempo argentino?

    [responder]

  9. Me parece que decir que parte de la clase media está engañada y se moviliza por lo que dice Clarín, es como cuando desde otros sectores se habla de la movilización por el chori o el pancho y la coca. Si no sirve para un lado no sirve para el otro.

    [responder]

    comparto en parte. pero solo en parte.

    los enojados de las cacerolas no solo piensan así “por clarín”, sino por compartir una ideología que rechaza a este gobierno.

    la diferencia entre unos y otros es que no es lo mismo decir que los militantes k lo son por “el pancho y la coca” (es decir, un trueque); que ser opositor por estar mal informado. acá no hay trueque, no hay clientelismo.

    lo equivalente sería decir que los militantes k lo son por leer tiempo argentino y los 8n por leer carlín.

    saludos!

    [responder]

  10. O sea que tener una ideologia y medios que la reflejen es siniestro cuando no es la tuya, pero si es la tuya, cuanta mas gente la apoye y mas medios la reflejen, es buenisimo. Por una vez, un comentario honesto y sentido.

    [responder]

    No, estamos a favor de la pluralidad de las voces. Pero eso, por supuesto, Ud ya lo sabe.

    [responder]

    Y si estas a favor de la pluralidad de voces, y la de Clarin no tiene el menor efecto sobre el exito electoral de tu partido o sobre las medidas que el gobierno toma, como esta requeteprobado, se puede saber que es exactamente lo que te molesta de Clarin?

    Aparte de que la ponga histerica a CK, que no me parece razon suficiente para llevar ‘Clarin Miente’ a Africa y Vietnam.

    Eso de que no “tiene el menor efecto”, sencillamente no es cierto. Clarín lo viene utilizando hace ya muchos años para chantajear presidentes y otros políticos, o se cree que se dejaban apretar de boludos que son, nomás.

    De todas maneras la ley de medios audiovisuales no hace referencia a la prensa escrita como Ud sabe perfectamente.

    Igual me molesta que mientan ofendan y tergiversen a nuestra presidenta, por quien siento un profundo y sincero aprecio, mas allá de que respeto su derecho a hacerlo.

  11. por mi parte apoyo el trabajo de Basurero,que aparece como un estudio muy detallado,y,a pesar de que la comparacion que hace no puede dejar de ser metaforica,por el peso social de ambos casos es certera.

    [responder]

    ¿Peso social? Te regalo una balanza para Navidad, decime a qué dirección te la mando.

    [responder]

  12. Creo haber sido claro en la entrada, pero si para algunos no es así, trataré de serlo ahora:

    * Cuando hablo de las ventajas de la Ley de Medios (además de suscribir lo que dice muchos expertos en el tema y la OEA y la ONU, que nadie sospecharía de ser kirchneristas) estoy diciendo que lo que propone es abrir el espectro audiovisual a más voces, más ideologías, más matices, es decir: hacerlo más democrático; y eso sólo se logra poniendo límites a la propiedad de las licencias, como se hace en todo el mundo, incluso más estrictamente que acá.
    * Como detallo en una entrada en mi blog (http://basureronacional.blogspot.com.ar/2012/10/los-miedos-al-7d-vienen-en-3d-o-en-hd.html) Clarín no es el único conglomerado mediático que excede ese límite, pero parece que sí es el único que quiere desobedecer la ley, pero eso ya supera esta nota. El tema de quienes están detrás de este muro de humo que describo es que la mayoría ignora lo que acabo de decir, además de los demás puntos que detallo, pero eso no quiere decir que son idiotas (como se quiere señalar en algunos comentarios) sino que nadie puede conocer lo que se le oculta (y más aún si la concentración de medios hace que las voces sean pocas) o como decía mi abuela “el que no sabe es como el que no ve”, por eso es que digo: “Quizás lo más conveniente para todos en estos tiempos de Glasnost argentina es actuar como se haría al enfrentar un diagnóstico médico complicado: apelar al beneficio de la duda y realizar una interconsulta con otro médico; es decir, pedir una segunda opinión. Esto vale tanto para quienes se encuentran detrás de la cortina de humo clarinista como para cualquier ciudadano que quiera estar informado. Debemos evitar así el microclima que puede formarse en mayor o menor medida si no contrastamos lo que los medios hegemónicos divulgan con segundas versiones sobre los hechos”.

    * El problema no es que el Grupo Clarín (más sus socios circunstanciales) sean críticos del gobierno, sino que es hegemónico (un problema tipificado por los organismos internacionales como que restringen la libertad de expresión e información). Lo que se busca no es eliminar la crítica, uniformar el relato, sino ampliar las voces sin importar su contenido, porque el contenido no está legislado (cosa que sí pasa en otroa países). Es por eso que los usuarios de ese grupo de medios no conocen lo que señalo en la nota.

    [responder]

    Basurero:
    No pudo entrar a debatir con vos sobre que el gobierno desea que se escuchen más voces, porque vos estás convencido, por fuera de toda duda y evidencia, es una especie de núcleo cerrado al debate y creo que se basa en una postura de apoyo acrítico a esta administración. Se respeta, estás en todo tu derecho.
    Lo que sí quiero destacar es que la caída del muro solamente puso en evidencia lo que ya en general se conocía: que los países del llamado “socialismo real” eran sistemas totalitarios, en donde la vida humana no valía nada y los derechos solo existían para una nomenklatura. Si bien eso se conocía, muchos occidentales lo negaban con énfasis y decían que esas denuncian solo eran inventos del capitalismo para destruir el mejor país del mundo. Esa fue la tragedia de un muro, que más que material era ideológico: negar los crímenes del sistema soviética, negativa que impidió probablemente salvar la vida de millones de seres humanos. Nada que ver, para mí, con el tema de Clarín, las víctimas del comunismo no se merecen esa comparación.

    [responder]

    Basurero

    No tenés que debatir conmigo si no querés, sino que lo tenés que hacer con las Naciones Unidas, la OEA y los demás expertos sobre el tema de la libertad de expresión e información, quienes no sólo apoyan sino que recomiendan esta ley como ejemplo e apertura democrática a esas libertades.
    No reconocer esto o ignorarlo (antes de la caída del muro de humo se justificaba, ahora no) y no incorporarlo al debate demuestra cerrazón ideológica. Olvidate de las intenciones del gobierno si querés, leé la ley, las opiniones que cito arriba y dejá de lado tu antikirchnerismo, porque dentro de 10 años no va a haber gobierno K y la ley seguirá funcionando. Que no te coma la cotuntura o el sentimiento opositor al gobierno, porque la ley no es K sino ley nacional.

    “porque la ley no es K sino ley nacional.”
    Si fuere así se hubiesen preocupado en cumplirla y no en centrar el relato solamente en Clarín. A esa postura “cerrada” es a la que me refería con la imposibilidad de debatir.

    Completo debido a que tuve que salir.
    No es que no quiera debatir, al contrario, es un gusto hacerlo,pero así como no dejo de reconocer que mi oposición a este modelo,desde sus inicios,puede perjudicar los análisis coyunturales, creo que vos pones demasiado corazón y uno no puede ir contra el corazón de los demás.

    Basurero

    Veo que pasaste por encima de algunos de los links de la nota, porque allí verías que Clarín no es el único que debe adecuarse a la ley (http://basureronacional.blogspot.com.ar/2012/10/los-miedos-al-7d-vienen-en-3d-o-en-hd.html), y que los demás grupos afectados ya empezaron a cumplir la ley (el tema principal es el artículo que dispone la “desinversión”. Y la postura “cerrada” es la del Grupo Clarín, que no quiere cumplir las leyes nacionales que lo afectan. De ahí surge la discución sobre el tema, hasta que la Suprema Corte de Justicia dijo que eso termina el 7 de diciembre.

    [responder]

  13. Diegp:cuando digo peso social no merefiero ni a la fisica ni a la economia sino a la capacidad de influencia de los referentes sobre la conciencia de la gente.No te hagas el vivo.No contestes por contestar.Por tus comentarios veo que no aceptas la influencia de los medios de comunicacion sobre la conducta de la gente,que es esta la que elige en el kiosko y en la TV.Estamos en grupos de opinion diferentes.Sostengo que la gente elige sobre una oferta muy preperada segun determinados intereses.

    [responder]

    Te había entendido bien, Isabel. El socialismo real del siglo XX pierde por penales contra el nazismo en el torneo del terror, de ahí tenemos que partir.
    Lo de Clarín es un mambo que existía hacía rato en cierta segunda línea con cierta reminiscencia progresista que con el kirchnerismo hizo cierta química positiva, pero si nos ponemos en serios es un mundo aparte.
    Lo que pasa es que la izquierda argentina no pidió perdón por el socialismo real del siglo XX. Entonces, así es lógico que surjan cada tanto estos dinosaurios del fondo del mar. Porque se trata de gente que todavía tiene poder (y no sólo simbólico) que no tiene ganas de sacar turno todos los martes a las 18 hs con algún buen terapeuta con el qeu puedan enjuagar todas esas costras que se les acumularon en el reverso de la piel durante los años de juventud. Si con Stalin ya muerto y todo se tuvo que caer el Muro para que muchos dejaran de hacerle sonrisitas a lo que había del otro lado. Falta una autaocrítica tipo Muro pero de Los Lamentos.

    Los medios de comunicación influyen, pero nada que ver con el poder que puede ejercer un Estado sobre sus ciudadanos si así se lo propone. Para no ir lejos, el canal TN es mucho más democrático que lo que es este gobierno cuando se pone a hacer periodismo político. Por eso, también, hace ruido que sea este gobierno el que se llene la boca con democracia mediática… Si cuando tienen toda la manija mirá lo que generan… O sea, el muerto se ríe del rasguñador, para situar la metáfora.

    Saludos

    [responder]

  14. le dan 35 millones de pesos por año a página 12 de propaganda oficial que tiene una tirada de menos de 15 mil ejemplares. En serio creen que este gobierno puede hablar de estar “favorenciendo la libertad de prensa?” dejense de joder muchachos.

    [responder]

  15. Si se le niega el importante grado de autonomía que cada ciudadano en tanto sujeto tiene para consumir cultura, el paso siguiente, por mera lógica, es negarle toda autonomía al sujeto. Y como acá se viene discutiendo desde el punto en el que se acepta la democracia en la que vivimos desde 1983 para esta parte, yo deduzco que debemos reconocer el alto grado de diferencias que tiene que haber entre que sea el Estado el que decide los contenidos y las formas de la cultura y que sea el mercado. Porque el mercado no es la mera transmisión de intereses a contenidos y formas de la cultura. Mucho menos lo es en el caso de los bienes culturales. No lo es dado el enunciado que mencioné recién: Porque entender esta relación como una línea directa nos lleva a negar el sentido de la democracia en la que vivimos.
    El mercado, las empresas gigantes, tienen que vender sus productos. Esa lógica de la seducción y del manejo del deseo precisa de un diálogo entre el productor y el sujeto, consumidor. Ahí se reproduce el grueso de la cultura. Ahí están Suar y Tinelli, ¿o Uds se piensan que si lo sacan al Chueco de Canal 13 y lo ponen en su puesto a alguno de Uds el canal haría más rating que ahora? Ni de casualidad, Suar tiene un talento así como Batistuta tenía el suyo para meter goles. La cultura no se arregla con guita e intereses, en el medio nacemos y morimos nosotros y nuestros seres queridos, con nuestros sueños, deseos y alegrías de por medio.
    El mercado, el capitalismo, no es la tosquedad que los troskos inculcaron en la cultura burguesa. Es más fino el asunto, más delicado, por eso, entre otras cosas, cuando tuvieron la oportunidad de reemplazar ese modo de cultura por otro, hicieron el desastre que al siglo XX le tocó sufrir. Es algo que todavía falta pensar con toda la profundidad del caso.
    La diferencia entre Clarín y la URSS, es la misma que entre que te violen o te seduzcan. Un mundo de por medio. La voluntad y la democracia.

    [responder]

    Basurero

    Vos decís: “Ahí están Suar y Tinelli, ¿o Uds se piensan que si lo sacan al Chueco de Canal 13 y lo ponen en su puesto a alguno de Uds el canal haría más rating que ahora? Ni de casualidad, Suar tiene un talento así como Batistuta tenía el suyo para meter goles”.
    Yo te diría que leas nuevamente al nota, esta vez sin un prejuicio antikirchnerista. Porque, repito, los contenidos no están afectados y los grupos que se exceden en la cantidad de señales van a tener que venderlas s otras empresas y no entregarlas al gobierno. Algunos de estos comentarios no hacen sino confirmar lo que describí como la cortina de humo de Clarín, porque salen a discutir cosas que no sólo no menciono en la nota sino que tampoco están en la ley nacional de medios audiovisuales.

    [responder]

    OK, entonces coincidimos: En democracia los contenidos no están en juego. Ergo, hoy por hoy Clarín no nos está privado de nada. Algunos de sus lugares los van a ocupar Moneta, Vila, Manzano o Electroingeniería, y en el mejor de los casos no basarán sus negocios en subsidios estatales y sí lo intentarán hacer, como Clarín ahora, vendiendo publicidad, es decir, seduciendo a sus consumidores con sus productos culturales. O sea, en el mejor de los casos Suar no va a perder poder, para decirlo de una manera figurativa. Así, el tema Clarin, coincidimos vos y yo, es un tema meramente comercial. La Serenísima también ocupa una franja muy grande del mercado de los lácteos, algo similar al 7D tendría que hacerse para que esta empresa no pueda manejar a su antojo el precio de la leche. El tema es estrictamente comercial, esto tendría que salir a aclarar el gobierno. Pero no lo hace, sino que ha enfocado todos sus cañones mediáticos a demonizar el discurso de Clarín, es decir, a pujar por los contenidos de este multimedio. Esto no me lo podés negar. El entretiempo de Boca-River está dedicado a demonizar a dicha empresa. “Clarín miente” se ha hecho una consigna de militancia. Estamos ante otro error del gobierno, y así se está ganando enemigos de manera innecesaria. Lo mismo le pasó con la 125.

  16. TN tiene un mensaje CONTINUO durante TODO EL DIA defendiendo los intereses anti-K,y los canales que recibo por Cablevision(no me queda otra aunque me roben en la cuota)responden a esa
    linea,quedando anemico el mensaje de la TV publica como defensa del gobierno.Es comico aunque tragico aistir a los programas de Lanata,Silvestre,Montenegro,etc.que “invitan”a un oficialista frente a 3 anti-K asistidos por el locutor.En cuanto a la relativa eleccion de los mensajes por parte del sujeto conviene que leas algo de sociologia y de psicologia social,Diego,de Durkheim en adelante.Veras como estamos inmersos en un mercado interesado en vender aunque sea basura,como pasa con los productores que mencionas.Hay que tener una personalidad intensa y preparda para sobreponerse a violencia,sexo y crispacion como propuestas envolventes.

    [responder]

    Sí, ya sé que Tinelli y Suar venden “basura” (perdoname las comillas) pero como vivimos en democracia te los tenés que fumar. Porque -y acá perdoname conceptos que suenen familiares de la psicología y la sociología -te los tenés que fumar igual. Porque es el deseo lo que interviene en la decisión de consumir, consumir más no sea productos culturales. Y como el deseo me hace calentar con, ponele, Yuyito González remitiendo a una lógica que no se puede defender por altos Valores ni por Morales Solidarias, el consumo cultural es entendible que tampoco siga lógicas nobles, para llamarlas de alguna manera. Ergo, mientras haya democracia la comunicación y la cultura se van a performar minuto a minuto por lógicas que no son las que encumbran los nichos de la alta sabiduría ni la alta moral. Es la sociedad en la que vivimos. Qué se le va a hacer, hay que convivir con MacDonalds y con el Combo 1, big mac, papas y Coca medianas, por más que los foros autorizados nos digan que esa comida nos contamina y nos quita años de vida. El deseo tiene otra lógica, me gusta más el big Mac que la lechuga. Ya se demostró en el siglo XX lo que pasa cuando un cierto grupejo de supuestos sabiondos pretenden administrarle la cultura al pueblo. Choca con la democracia, por eso la primera consigna es siempre el rechazo a todo supuesto saber. El mercado vende basura y nosotros nos excitamos con Yuyito González y con el big mac. El mercado es más complejo porque el sujeto es más complejo. Enseguida cualaquiera se da cuenta que esos foros con poder con lo primero que chocan es con la democracia. Esto no implica que las empresas de comunicación y cultura no tengan intereses económicos y también políticos. Todo está dentro de la bola cuando de lo que se trata es de cultura y de discursos.

    ¿Contenido Anti-K? Date cuenta que dentro de ese concepto vos misma metés desde Lanata a Silvestre (que no trabaja para Clarín hace un par de años)pasando seguramente por Chiche Gelblung y por Tenembaum y Zloto. Es como si quisiéramos fundir a toda Europa en un solo país grande. Es tu obscesión, Isabel. Además, no salen más oficialistas porque ellos no quieren. Clarín es un multimedio muy jodido pero no por los motivos que vos marcás. En definitiva, a los grandes multimedios no se los combate con una bajada de línea gruesa y uniforme. Por eso también es que al ver eso, los que no tenemos nada que ver con Clarín nos preguntamos qué quiere esta otra gente que se ha puesto a combatirlo. Un multimedio se hace llenando el espacio audiovisual de voces y de plumas más plurales y más inteligentes, no de obsecuencia militante. Eso es un paso atrás de la libertad de prensa.

    [responder]

    ‘Los que no tenemos nada que ver con Clarín’… (y nos pasamos todo el día haciendo de abogados de Clarín…).
    Buenísimo… YOU’VE MADE MY DAY!

    Más basura son las series aparentemente serias subvencionadas por el INCAA, y más basura no sólo a nivel de contenido amén de ideológica es la telenovela preferida del pueblo consumidor: Graduados. Pero bueno, en el país del costumbrismo audiovisual, lejos de Borges, Buñuel y Buster Keaton y muy cerca de Corín Tellado, la basura huele inodora.

    [responder]

  17. es fundamental que te des cuenta de que el deseo SE GENERA,flaco.No podemos pretender cultura del Colon clasico,de ballet o de academia,pero una cosa es la cumbia colombiana y otra la villera.¿Por que bajar a lo mas berreta?Yuyito ya es muy poca cosa,las hay mejores.¿Y quienes son los”supuestos sabiondos”?…La democracia se basa en la confianza sobre el pueblo,no sobre ningun supuesto saber.No nos deprimamos tanto.Prefiero incluso la obsesion a repetir los estereotipos que vos traes sobre Clarin.Debo agregar que no milito y menos soy obsecuente,sino critica.

    [responder]

    Está bien que se genera, que no es innato. El tema es que en una sociedad democrática se tiene que generar en una suerte de diálogo entre productores y reproductores de objetos de deseo. No es algo puro y duro que te lo encajan: “Tomá, vos, deseá esto!”, no, no funciona así el asunto.
    Coincido con vos también en que la democracia no se basa en ningún supuesto saber, pero a ese concepto lo ponemos a rodar una vez que decimos que la cumbia de tal lugar es más digna para ese pueblo que la de tal otro lugar o tal otro tiempo. Una vez que aceptamos que no sólo el arte clásico vale la pena, ya no podemos entrar a dividir entre “lo popular bueno y lo popular malo”. Ninguna razón te sigue hasta ese punto, por eso ninguna autoridad es digna de esa división desde el rol del Estado. Cualquiera que se ponga a dividir qué cultura merece ser bancada y cuál no, se está poniendo en ese viejo lugar de supuesto saber. Está asumiendo, con otro ropaje, el mismo cargo que ocupaba la jerarquía eclesiástica en su momento.

    Entonces, hasta dónde, hasta cuándo está buena Yuyito es un tema que ni vale la pena discutir. No vale la pena porque la razón no acompañaría a nuestros argumentos, sean estos cuales fueran. ¿Hasta qué edad una mujer “está buena”? ¿Cuántas cirujías estéticas aguanta una vedette? ¿Ves que estaríamos cayendo en preguntas que no obtienen solidaridad por parte de razón alguna?

    Por eso, sáquenle Multicanal a Clarín, que vuelva a hacerse cargo de ese cable De Narváez o similar y que todo siga como era entonces, con Suar y el hijo de Palito Ortega marcando el rítmo del deseo popular, y con el kirchnerismo amigo de los grandes multimedios.

    [responder]

  18. El blog de Diego se llamaba dudo de todo. Ahora se llama defendiendo lo indefendible.

    [responder]

  19. Basurero:
    Muy bueno el post, enriquecido además por los links a sus otros post con esos super-exhaustivos análisis de las falacias de la ‘prensa independiente’.
    Un detalle interesante: ‘Cortina de hierro’ es una expresión que usó Churchill en 1946. No era algo estrictamente material, como después fue el Muro. (Es gracioso enterarse que él reprodujo la misma expresión que en alemán pronunció Goebbels en 1945 sobre las consecuencias que iba a tener un posible triunfo de los aliados).
    http://es.wikipedia.org/wiki/Cortina_de_Hierro
    Hasta podríamos decir que ‘cortina de hierro’ es todavía una imagen más exacta para caracterizar la ‘frontera informativa’ de Clarín. Por lo ‘inmaterial’.
    By the way… ¡cómo salieron a vocear todos los bogas de Clarín, eh!…

    [responder]

    Basurero

    No sabía lo de Goebbels, gracias por el dato. Usé la metáfora del humo en lugar del hierro porque si uno duda y quiere quizás puede ver entre el humo, porque es m´s difuso que el hierro y la de Clarín no es tan sólida en democracia como lo fue durante la dictadura. Repito, uno puede ver si duda…

    [responder]

  20. Los que quieran enterarse algo más de Clarín harían bien en leer ‘Pecado original – Clarín, los Kirchner y la lucha por el poder’ de Graciela Mochkofsky.
    La autora (para nada amable ni con los Kirchner ni con las Abuelas, dicho sea de paso), muestra claramente los manejos de Clarín con todos los gobiernos. Se ve bastante lo que pasó con Alfonsín.
    Y todo es cierto: lo puede atestiguar alguien como yo, que compré Clarín todos los días durante varias décadas.

    [responder]

    Así es, como también lo es la manipulación que el gobierno, las abuelas y la justicia hicieron de la causa de los hijos de la Sra Noble:
    “Era lógico, entonces, que mientras Kirchner mantuviera una alianza con Clarin, Carlotto no alentara una confrontación con Ernestina. Luego de la derrota de Marquevich, que coincidió con la llegada de Kirchner al gobierno, Abuelas abandonó su papel activo en la causa que investigaba si Marcela y Felipe eran hijos de desaparecidos”. Mochkofsky, Graciela. Pecado original. Clarín, los Kirchner y la lucha por el poder.Planeta. Bs. As. 2011. página 308.
    Unos buscaban hacer negocios, otros utilizando a los organismos de derechos humanos y bastardeando sus luchas, buscaban también hacer negocios y perpetuarse en el poder. Lindísimo.

    [responder]

    Claro, yo mismo lo digo, pero qué lástima que se le pasó por alto TODO lo que el libro cuenta de Clarín…
    Voy a repetirlo una vez más: la verdadera tragedia fue el terrorismo de Estado, sin el cual no habría Abuelas ni Madres como imperfectas organizaciones.
    Usted hace lo mismo que los que critican a los judíos ‘cazadores de nazis’ buscándoles temas de corrupción, o que viajen mucho y vayan a buenos hoteles, o que se acuesten con la cuñada.
    Ese negacionismo es nazi.
    Y lo suyo, acorde con eso para el caso argentino.

    Corrijo, no usé bien la palabra, no es ‘negacionismo’ (cosa que también hacen los nazis encubiertos, y los nacionales procesistas encubiertos).

    Lo que el libro -pocas veces citado e ignorado en general por el kirchnerismo- cuenta de Clarín, que no necesité citar porque lo hiciste vos y cuenta del kirchnerismo, grandes socios, hasta que algo dejó de funcionar, socios incluidos en el relato de los derechos humanos “ad usum delphini”.
    No se que tienen que ver los nazis y las acusaciones de procesistas con esto, salvo que es la muletilla que utilizan los que no tienen argumentos o no saben argumentar.

    - Si no quiere o no puede entender la analogía, es problema suyo y no mío. (Debería poder entenderlo porque siempre está con los nazis en la punta de la lengua para lo que no lo amerita).
    - Si no quiere o no puede ver lo que hizo Clarín ANTES de los K., y que se cuenta en el libro con detalles, es problema suyo y no mío.
    - Hubo terrorismo de Estado, pero de eso no se habla y sí de buscarle las manchas a las víctimas.
    Eso lo pinta de cuerpo entero.

    ¿Terrorismo de Estado? Claro que lo hubo en la persecución a los hijos de Ernestina de Noble: tres leyes ad hoc, jueces serviles, periodistas a sueldo del gobierno. ¿Cuándo se van a disculpar?

    Llamar ‘terrorismo de Estado’ a ese episodio, sólo se le puede ocurrir a la dirección del Grupo Clarín. Y a Daio.

    Silenoz

    Daio aflojá.. ¿quien sos? el paladín de la liga de la justicia, encima estos tienen guita como para que los ande defendiendo un juez de pobres y ausentes.

    Si fueran tan limpios e inocentes ¿por qué estuvieron durante tanto tiempo haciendo trapisondas legales de las cuales me imagino que podrás recitarnos sin problemas, para evitar los ADN? Y cuando accedieron ¿no habrá sido por que, andá a sber cómo, pudieron verificar, subrepticiamente, que no estaban en el banco de datos?

    ¿Te rasgaste la toga cuando tumbaron al juez Marquevich? Seguro que no por que ahí no hay avasallamiento de las instituciones de la república ¿no? A pesar que esos pibes no parecen haber sido adoptados legalmente ¿Y tu indignación? ¿O estás esperando el fallo?

    Los que tendrían que haber pedido perdón, en todo caso, son los rufianes que gratuitamente defendés, por el tiempo y recursos estatales invertidos y por haber boludeado con la esperanza y sentimientos, como mínimo, de aquellas personas que andan buscando a hijos y nietos.

    Dale, espero abajo los artículos del fallo de sobreseimiento “ad æternum” de la cámara IV del Juzgado X con asiento en Base Marambio

    La defensa de los nobles hijos la habrá pagado la señora, pero los estropicios que hicieron desde el gobierno, lo pagamos todo nosotros. La “otra” señora es incapaz de sacar un dólar de sus bóvedas, a pesar de que el “señor” nunca llegó a disfrutarlo. Veo que defiendes al juez Marquevich, te recuerdo, lo que dijo Verbistky sobre este personaje,en Página 12, sobre que las denuncias por la adopción fueron hechas por agentes de inteligencia del gobierno de Menem, con propósitos de extorsión económica y política…,no excusa el descuido del juez por las garantías constitucionales que desaconsejan privar a una persona sobre la base de presunciones.” (citado en el libro de Graciela Mochkofsky, página 294). Claro, era otro Verbistky y otros tiempos.

    Silenoz

    “La defensa de los nobles hijos la habrá pagado la señora,”
    No, salieron de nuestros bolsillos papá

    Yo no defiendo a nadie pero me permito dudar cosa que vos no como buen muyahidín de la causa

    Y encima no contestaste mis dudas ya que sos el defensor ad honorem

    Dale, otro citame otro nro. de folio

    Silenoz:
    Yo no soy abogado del monopolio (privado), no el público (de socios/amigos), aclaro, por las dudas, y que cuando Néstor se “acordó” de los derechos humanos, Clarín fue el instrumento que publicitó esa política. Uno y otro tenían que lavar muchas culpas,por su silencio, complicidad, vista gorda y otras travesuras durante el proceso y así lo intentaron hacer: eran tal para cual. Luego entraron a tallar los negocios y el Néstor también “recordó” que el monopolio privado era -y había sido- malo.

    Silenoz

    Dai no corras el arco…..

    Y bueno, si ustedes instalan el arco en Tecnópolis…

    Basurero

    Buen dato Daio, una periuodista poco citada en los medios hegemónicos. Yo sí la cito:
    “Precisamente, su libro reconstruye la relación de Clarín con todos los gobiernos, desde el último golpe hasta la actualidad. “Con la dictadura, el gran beneficio para Clarín fue conseguir Papel Prensa que inaugura 1978. Era un viejo proyecto de Noble y del desarrollismo”.
    “La dictadura creó en el Ministerio del Interior una oficina de censura donde los diarios debían enviar sus páginas antes del cierre, tenían que ser aprobadas y recién ahí volvían y podían ser publicadas. Esa oficina cerró a los dos días porque la autocensura era tan eficaz (de los diarios que no cerraron, por cierto) que no hacía falta que el gobierno censurara”,
    “Clarín – está demostrado con hechos, claramente en el libro- funciona como un grupo de presión que utiliza los medios para hacer esa presión y que en muchos casos, sobre todo en información política y lo que tiene que ver con el gobierno, esas coberturas están ligadas a lo que ocurre tras bambalinas que son conversaciones entre los ejecutivos del Grupo y los gobiernos”,
    Graciela Mochkofsky
    Ver más en: http://basureronacional.blogspot.com.ar/2012/07/mitos-argentinos-hoy-el-periodismo.html

    Basurero

    Algunos párrafos de Graciela Mochkofsky sobre Clarín y los medios, los reproduzco aquí: http://basureronacional.blogspot.com.ar/2012/07/mitos-argentinos-hoy-el-periodismo.html
    Saludos.

    [responder]

    Después del sofocón porteño de ayer, uno debería dar preferencia al debate sobre políticas de gobierno, antes de que se produzca el “gran apagón”, pero sigamos con el eje del mal y el libro de G. Mochkofsky.
    No hay dudas de que por más hermosa ley de medios que pueda elaborarse, lo importante es quien la aplica y, no hay dudas de que la cabra tira al monte, nos dice la autora refiriéndose a la prehistoria de Néstor:
    “Anuló a la oposición política -según los pocos que se le oponían abiertamente, comprando voluntades con cargos o favores- y diseñó una prensa adicta. Durante buena parte de su largo mandato, los cuatro periódicos locales dependían absolutamente de la pauta oficial y no podían encontrarse en sus páginas señales de crítica o escrutinio sobre el gobernador y su gestión. Los periodistas vivían en la abulia” (página 146).
    “Apenas asumió el gobierno (nacional), Kirchner tradujo en una política su visión sobre los medios y el periodismo: trazó una línea entre aliados y enemigos, concedió a unos el acceso a la información y primicias,y retribuyó a los otros con silencio informativo absoluto y una confrontación pública en las que los identificó como opositores políticos” (página 147)
    “Así como declaró enemigos a escribano y La Nación, Kirchner eligió a Magnetto y a Clarín como sus amigos. Como todos los presidentes de la democracia antes que él, Kirchner creía que un sistema de buen trato con Clarín le garantizaría un buen trato recíproco.” (página 158.-)
    Y así seguimos hasta la ruptura, que a mí entender poco tiene que ver con la Resolución 125 y mucho con la decisión de Néstor que le sucediere su esposa.

  21. Silenoz

    ZXC
    Acá vertís algunas apreciaciones que cito seguidamente:

    ”Un ejemplo perfectamente claro y actual: La “cumbia villera” o el “regaeton” son músicas carentes de cualquier tipo de valor artístico musical o poético y que sin embargo son productos fielmente representativos de esas clases.
    ¿Que hacemos, los dejamos que se continúen alimentando de mierda cultural para que no sientan afectada su identidad?”

    ” …… pero en realidad tanto al “devolver” la posibilidad de salud con una alimentación sana o devolver la posibilidad de “inteligencia” modificando las pautas de consumo cultural, lo que se hace es permitiur al individuo encontrar su propia voz y su propio modo libre de los atavismos culturales de origen.”
    ” Para expresarse hay que tener “con que hacerlo” y si una inteligencia no está cultivada y carece de posibilidad de abstracción, en el mejos de los casos podrá expresar dolor o alegría, pero con seguridad nunca articulará sus deseos e intereses de modo autónomo, proactivo y politicamente eficaz.”

    Tu comentario es totalmente prejuicioso y despectivo, que a vos no te gusten determinados géneros musicales no los invalida ¿con qué autoridad podés decidir por los demás qué es bueno y malo?

    Encima ni siquiera estás bien informado pero por acá, acá y por este lado hay alguna info para tu amenazada tranquilidad ante la inminente Hunnenschlacht

    Tu comentario es estigmatizante al degradar costumbres sencillamente por que provienen de un mundo que, estoy seguro, nadie quiere, con ese criterio hasta el tango debería estar prohibido.

    Sos muy “liberal” excepto para encauzar descarriados sociales de acuerdo a tu particular punto de vista, no creo que bajo este proceso de lobotomización logres que las montoneras puedan “encontrar su propia voz y su propio modo libre de los atavismos culturales de origen.”

    ¿Por qué se le debería quitar a ciertos individuos su “atavismo cultural de origen”? ¿cuál se debería implantar en reemplazo?
    Con la manipulación por vos propuesta seguro que la articulación de sus deseos no va a ser autónomo

    Y después nos venís a sermonear con stalinismo……

    Frente a semejante comentario que roza al de más baja estopa que pudiera provenir de algún “espalda plateada”, cualquiera podría pensar que sería deseable “liberarte (a vos) de tus atavismos culturales”. Aplicar tu propia medicina.

    Lo bueno de todo esto es que nos vamos sincerando y ganando honestidad

    In Our Mystic Vision Blest (be brave)

    Lyrics

    [responder]

  22. es tan falso lo de la prensa independiente como que la opo no esta detras de los cacerolazos.Y de ultima,si estos son”apoliticos”como pretenden por ejemplo Miccehetti,Bullrich,Carrio,si lo que se quiere es despreciar a todos los politicos,estas chicas parecen querer retornar al gobierno de…los militares?

    [responder]

  23. Raúl C:
    No te conviene mentar “la soga en la casa del ahorcado”, hablando del proceso y de los nazis. No olvides que Zaffaroni comparó a Néstor, por sus métodos de atropellar las instituciones para perpetuarse en el poder, con Hitler, y que Néstor consideró al proceso como un “Estado de Derecho”, y que gracias a sus buenas relaciones con los militares consiguió “los primeros pesistos” para iniciar su carrera política en democracia. Si no hubiera sido así, nunca hubiera existido el kirchnerismo, ni vos, por supuesto.

    [responder]

    Daio: igual que sus compañeros de oficina, cuando se le observa que es mentiroso pasa a ser grosero y ofensivo.
    Yo existo desde antes de NK y CFK, biológicamente hablando y en todo sentido, ya que me gano la vida honestamente como profesional independiente. NO COMO USTED.
    Lo de NK en la época de los militares ya ha sido desmentido repetidamente y no me tomaré el trabajo de volverlo a hacer.
    Los que llaman ‘terrorismo de Estado’ a cualquier cosa que no lo es, indudablemente han sido -y en muchos casos siguen siendo- los partidarios del terrorismo de Estado verdadero. Y usan la expresión como parte de sus técnicas de guerra psicológica.

    [responder]

    “(…profesional independiente. No como usted.” Los servicios te informaron mal, nunca he recibido sueldos, ni del Estado ni de empresarios, salvo el de docente universitario en los 70 hasta que las autoridades del Estado de Derecho me lo prohibieron.
    ¿Desmentido? Está la copia de la solicitada publicado en un diario de Río Gallegos, en la ´poca en que el proceso era un “Estado de Derecho”, ya lo he pegado varias veces y no lo volveré a hacer: “No hay peor ciego…”

Tu comentario


Si es tu primer comentario en este blog, va a ser moderado por un editor. o se aceptarán comentarios que incluyan calumnias, agravios o expresiones discriminatorias, tampoco aquellos que involucren el uso de múltiples seudónimos.