Hoy se cumplen 70 años de la “Kristallnacht”

Herschel Grynszpan estaba destinado a ser el punto cardinal de una tragedia que sacudiría a los judíos, a Europa y al mundo entero. Pero en el año 1935 era apenas un simple joven judío como cualquiera que habìa llegado a la adolescencia en Alemania. Mal lugar y mal tiempo para ser adolescente, inteligente, rebelde, y judío.
.
A los catorce años, en el año 1935, terminaba su primera instrucción en Hanover, Alemania, en un clima oficial antijudío que le imposibilitaba pensar en seguir estudiando ni en avizorar un destino posible. Por eso se había anotado para emigrar con otros jóvenes a los territorios de Palestina bajo el Mandato Británico, pero la respuesta fue que le faltaba un año para tener la edad mínima reglamentaria. Sin esperar ese año, la familia consideró que lo mejor era que Herschel emigrara a Francia, a casa de su tio Abraham, para conseguir trabajo en París.
.
A Francia sólo se podía ingresar con contrato de trabajo, o con dinero en el bolsillo como garantía de sustento, pero como Alemania no permitía a los judíos sacar dinero del país, Herschel debió viajar entonces primero a Bélgica, a casa de otro tío, para poder ingresar a Francia desde Bélgica, con dinero declarado como donación de su tío belga. Al entrar a Francia, en septiembre del año 1936, tenía un permiso de salida de Alemania con plazo de retorno hasta el año 1937, y un permiso de entrada a Francia , con permanencia por dos años, hasta 1938. Tenía apenas 15 años.
.
La estadía de esos dos años en París fue dificultosa. Herschel no se llevó bien con su tío Abraham, y se las arregló malamente para sobrevivir en pensiones sin trabajo efectivo, pero acompañado por la actividad polìtica bundista de izquierda.
.
Llegado el año 1938, las noticias de la vida de su familia en Alemania eran cada vez peores. El nazismo avanzaba, sus hermanos habían perdido sus empleos, y la sastrería de su padre debió cerrarse por falta de ventas. A pesar de que sus padres tenían ciudadanía polaca, tampoco podían ir allí, porque en previsión de que los 70 mil judíos polacos que residían en Alemania quisieran volver a Polonia a causa del nazismo, el gobierno de este país, en marzo de 1938, había prohibido la entrada a los judíos que permanecieron fuera del país más de cinco años, y los Grynszpan habían salido de Polonia en 1911.
.
Así llegó agosto de 1938 en el que Herschel no había podido renovar el permiso de estadía en Francia y la policía le había ordenado salir del país, por lo que su permanencia era ilegal. Por otro lado ya tenía caduco el tiempo de regreso a Alemania, aunque lògicamente, no deseaba volver. Se encontraba sin solución posible, sin poder quedarse, y sin poder salir.
.
Además de todo eso, y para agravar la situación de sus padres, Alemania decreta en ese mismo mes de agosto, que los judíos inmigrantes tienen caduco el permiso de permanencia. Procede al arresto de 12 mil judíos polacos residentes, los deporta a Polonia en trenes, pero detiene el recorrido dos kilómetros antes de la frontera y los hace bajar y caminar a pie. Esos 12 mil judíos llegaron a la frontera de Polonia caminando, a un lugar donde se les impedía la entrada. Allí estaban desesperados sus hermanos y sus padres. Su hermana Berta le manda entonces desde la frontera con Polonia a París, una carta rogándole que los ayude “a viajar a América”, a él, que no podía estar en peor situación personal.
.
La carta de Berta está fechada el 31 de octubre. Le llega a Herschel el 3 de noviembre. El domingo 6 de noviembre Herschel va a casa de su tío Abraham a exigirle que ayude a su familia, y en una pelea violenta con su tío que lo acusa de comprometerlo porque está en situación ilegal, logra sacarle 300 francos que se gasta al otro día, de esta forma: un revolver calibre 6.35 y una caja de balas.
.
El 7 de noviembre por la mañana Herschel escribe una carta a su hermana que se pone en el bolsillo, va a comprar el revolver, toma el subte y se dirige a la Embajada Alemana. A las 10 de la mañana, en la oficina de recepción solicita ser atendido como ciudadano alemán por un oficial de la Embajada. Lo recibe Ernst von Rath, un joven oficial alemán, al que Herschel le dispara tres balas en el abdomen gritando: Hago ésto en nombre de 12 mil judíos perseguidos. Tenía 17 años.
.
Fue apresado por la policía a quien se entregó mansamente. La carta que llevaba en el bolsillo decía: Mis queridos padres, no puedo hacer otra cosa, el corazón me sangra cuando leo la tragedia de 12 mil judíos, quiero que el mundo entero se entere de mi protesta, perdónenme.
.
Pero nada mejoró para los judíos. Sino que en Alemania se redobló el ataque, con una furia no conocida. Hoy, hace exactamente 70 años, el 9 de noviembre de 1938, moría Von Rath por las heridas recibidas. Por la noche, un violento pogrom se desataba contra los judíos, por parte de jóvenes alemanes que de manera “espontánea” se manifestaron contra la forma en que los judíos pretendían hacer “justicia por sus manos”, asesinando a un diplomático alemán.
.
Esa noche y hasta la madrugada, 90 judíos fueron asesinados, miles de comercios atacados con sus vidrieras rotas, 200 sinagogas destruídas o incendiadas, 30 mil judíos arrestados y deportados. Se les hizo cargo de una multa colectiva por la vida de Von Rath y los destrozos de los edificios. Esa noche, del 9 al 10 de noviembre de 1938, se conoce como la “Kristallnacht” ,”La noche de los cristales”.
.
La Kristallnacht, es recordada en el mundo entero porque se considera el primer acto de lo que luego se llamaría el Holocausto.

67 Comments on “Hoy se cumplen 70 años de la “Kristallnacht””

  1. Evita,esta noche haré todo lo posible para asistir al solemne acto en al Municipalidad de Amsterdam,recordatorio de la Kriastall nacht.
    Muy bueno del post.
    Pupi Espinoza.

  2. EVA: excelente el relato para que esta fecha no transcurra en silencio.

    Es èste un dìa de paradojales coincidencias.

    Un 9 de noviembre de 1918, hace noventa años, nacìa la Repùblica de Weimar, en medio de la abdicacion del Emperador que ponìa fin a la participaciòn de Alemania en la Primera Guerra. A travès de un manifieso liminar,
    la socialdemocracia alemana intentò en esa fecha construir las bases de un sistema democràtico en un paìs que pocos años despuès se constituyò en el mayor exponente del totalitarismo moderno.

    Para condenar este proyecto, cinco años despuès, un 9 de noviembre de 1923, Adolfo Hitler encabezò un frustrado
    golpe de Estado que lo lanzò a la vida pùblica.
    Varios muertos, una corta prisiòn, la elaboracion de MI LUCHA le permitieron asomarse a la sociedad alemana en medio de una infravaloraciòn sobre los desenlaces que sus propuestas podrìan alcanzar.

    Ya en el poder, un 9 de noviembre de 1938, estaban festejando esta efemèrides del calendario nazi cuando llega
    la noticia de la muerte de VON RATH. Determina ello las instrucions que desde el propio acto, la màs alta
    jerarquìa del Partido suministra para que comience la matanza conocida como KRISTALLNACHT.

    Finalmente y parece increìble, un 9 de noviembre de 1989, hace apenas 19 años, cae el MURO DE BERLIN.

    Es entonces una fecha para que nos miremos bastante y serìa bueno que EFRAIN haga lo posible para ir a ese acto en AMSTERDAN.

    Estoy pensando que habrìa que seleccionar entre tantos que uno podrìa proponer, un hecho que merezca ser
    evocado alrededor de una fecha que encierra sorprendentes y variados significados.

    Si logro quedarme con uno, lo comunico en un mensaje pròximo

  3. Como hecho paradigmàtico de este dìa, elegirìa tener presente que la mayor parte de la humanidad dejò solos a los judíos alemanes y a los polacos, como lo ejemplifica a tìtulo iniciàtico, la familia de Grynzpan.
    La misma indiferencia tuvieron luego al iniciarse la guerra, con los restantes judìos de Europa.

    Todas las restricciones que los paìses civilizados pusieron al ingreso de judìos en sus territorios, agravaron el horrible destino de millones de seres humanos.

    Meses antes de noviembre de 1938, en la conferencia de EVIAN, donde en la frontera entre Suiza y Francia, se reunieron nada menos que 32 naciones, incluìdas todas las grandes potencias por iniciativa de EEUU, se llegó a un lamentable acuerdo para mantener severamente restringidas las cuotas de inmigraciòn para los judìos que quisieran abandonar sus paìses de origen.

    EVA recuerda esta fecha como el primer acto del Holocausto y asì fue efectivamente.
    Pero tambièn fue una señal para desinhibir a buena parte del pueblo alemàn y transmitirle la idea de que el mundo no iba a perturbarse mucho por la suerte de las minorìas judìas.

    De haber primado un orden internacional solidario y un grado de humanismo que estuvo ausente, sobraban en 1938 posibilidades polìticas y militares para detener a la maquinaria nazi.

    Creo que todo eso es lo que deberìa recordarse en estas fechas

  4. Comparto el recuerdo de Valderrama sobre la conferencia de Evian. Deberíamos agregarle al tema que el gobierno argentino de la inmediata posguerra probablemente fue el más activo en la admisión de criminales de guerra y/o contra la humanidad.
    No le bastó eso al gobierno peronista, también le dio protección a la prensa asociada al rebrote mundial neonazi:

    ¨Más allá de lo estrictamente germano, “Der Weg” llegó a ser uno de los órganos más importantes del neofascismo mundial: recibía material de corresponsales en Francfort, Berlín, Graz, Zurich, Roma, Londres, París, Bruselas, Estocolmo, Madrid, Nueva York, Ottawa, Sao Paulo, Cairo, Damasco, Tánger, Johannesburgo y Calcuta. Con todo, un clima político hostil y crecientes dificultades económicas llevaron a la desaparición de la revista a fines de 1957.¨ Cristián Buchrucker, Informe Final de la CEANA.

  5. Emilio:

    Las naciones màs activas en la admisiòn de criminales de guerra a las que usted alude, hay que buscarlas entre las treinta y dos que participaron de esa conferencia de EVIAN.
    Mezquinas con la recepciòn eventual de los judìos en 1938, fueron bastante generosas de 1945 en adelante.
    Y si bien en la Argentina no fueron muy santos en este tema, el record que se le atribuye, tiene mucho mas que ver con la intencion de desprestigiar al gobierno peronista que con el destino efectivo de los criminales nazis.

    Por otra parte, los que pudieron perseguirlos, juzgarlos, sentenciarlos y condenarlos o sea las potencias vencedoras (EEUU, RUSIA, FRANCIA, GRAN BRETAÑA) , fueron los principales responsables de la liviandad con que se abordò el problema, màs allà del espectacular juicio de Nuremberg y otros
    espectàculos similares que no se representaron una persecuciòn eficaz.

  6. Valderrama, gracias por tu colaboración, me entusiasma todo lo que escribís, me parece extraordinario el vínculo de las fechas, sobre todo con la República de Weimar.

    Eso es bueno para hacer recordar a los que creen que el nazismo es una cosa intrínseca al gen alemán desvirtuando la realidad de que es un fenómeno que le pude suceder a cualquier pueblo, que como el alemán en las posguerra segunda, quedó diezmado por las indemnizaciones.

    Es bueno también recordar que aquí tuvimos la suerte de que Alfonsín había puesto la primera piedra para impedir que los militares siguieran haciendo dictaduras, porque en el 2001 no tuvimos ningún salvador de la patria para salir del desastre. Un Hitler en el 2001 hubiera ido adelante de no ser por el juicio a los militares, con obediencia debida y punto final y todo.

    Por eso vino lo que vino después: peronismo, que aunque no le guste a Emilio, fue el recurso natural argentino para levantar cabeza bajo la forma democrática. Porque Emilio, que vive bajo otra bandera, que no le importa demasiado que la Argentina que se haya salvado de la disolución gracias al peronismo, insiste con que Perón dejó entrar a los nazis.

    No le importa que no hubo nadie capaz de tomar el Gobierno, más que Duhalde, al que no habíamos votado, al que habíamos rechazado. No le importa saber cuántos nazis hay y hubo entre los gorilas, eso no le importa. Le importa horadar a Perón.

    A Emilio no le importa que los gorilas gobernaron este país, incluso con Menem, un traidor al populismo peronista. Sobre todo con Menem, que se alzó con los votos peronistas mintiendo que iba a hacer un salariazo, prometiendo que íbamos al primer mundo, pero siendo el mayor de los gorilas que jamás asoló estas pampas, y ojo que lo votamos todos, no sólo los peronistas. Menem nos abrochó a todos: hagámonos cargo señores.

    A Emilio le digo que mi papá entró legalmente al país a fin del año 38. Y así se salvaron con él, de morir gaseados en los campos, muchísimos judíos como la estrella del ajedrez Najdorf, que vino a fin de ese año. Al fin de la guerra había en la Argentina 500 mil judíos prosperando, integrados a la educación común gratuita del estado, y con figuras como la del judío y comunista nada menos de Gelbard, que fue su amigo, en el que confió a muerte, a quien eligió para Ministro de Economía.

    La obsesión de Emilio es insitir con los nazis que dejó entrar Perón. Ya lo sabemos, muchas gracias. Y también sabemos que Kirchner abrió por primera vez los archivos de los nazis ingresados en el país, que incluso no le importó para nada a la Libertadora.

    Si alguien tiene duda de la actitud del peronismo de hoy respecto al tema debe conocer a Beatriz Gurevich y saber lo que hizo Kirchner, leyendo este artículo:

    http://www.argentina-rree.com/documentos/gurevichCEANA.htm

  7. Agradecido por tu entusiasmo. Es muy extensa y todavìa no se ha cerrado la investigaciòn que permita establecer relaciones entre el nazismo y el resto del mundo. Antes, durante y despuès de su caìda.
    Al lado de todo eso, el peronismo y la Argentina, son una cuenta muy chiquita.

    Una salvedad: no hay pruebas de que el nazismo sea “un fenòmeno que le puede suceder a cualquier pueblo” y si serios indicios de posibilidades contrarias.
    A pesar del fenomenal poder de los ocupantes en todos los territorios aliados o invadidos por el TERCER REICH, hubo escasas vìctimas judìas, por ejemplo, en BULGARIA, ITALIA, DINAMARCA y NORUEGA.
    Dicho esto en proporciòn a sus poblaciones.
    En POLONIA fueron exterminados tres millones de judìos pero este es un caso emblemàtico.
    Ingresando en otros paises pueden advertirse algunas variables singulares.
    Mientras en RUMANIA y en HUNGRIA, se masacraron 271.000 y 500.000 judìos respectivamente, entre 1941-45, en la vecina BULGARIA, las minorìas judìas pudieron salir praticamente indemnes, gracias màs que nada a la proteccion de sus connacionales.

    De ITALIA se ignora por ejemplo, que perecieron 7.800 judìos, nùmero benèvolo frente a los tràgicos contingentes de otras naciones. No existiò aparte en ITALIA ningùn campo de concentraciòn, a pesar de que no gobernaba precisamente un tibio.

    Son de esas cosas que dan para pensar que el mundo te da sorpresas y las investigaciones històricas muchas màs.

    Para un 9 de noviembre parece un buen “in memorian”.

  8. Hola Valderrama, te respondo a vos, lamentablemente la intervención a Eva(*) no conduce a un diálogo fructífero, ella parece haber elegido prejuzgarme, asignarme preferencias, intuye que ignoro, y hasta supone que otra bandera ondea en mi cielo.

    Efectivamente, coincido con tu apreciación, quizás en los vencedores está la mayor responsabilidad en la huida de criminales, tanto por la competencia feroz por los despojos del Tercer Reich y sus Estados satélites como por la reubicación de “activos” útiles en otros países. Aquí es donde entra a tallar el papel del gobierno argentino.

    No encuentro entre los países neutrales o los aliados menores, el enorme grado de interés y la particular negligencia en la recepción de esos “activos”. Es un hecho incontrovertible que la Argentina fue el mayor receptor de criminales en América Latina (si no mundial), y cuando el gobierno protestó por la gran cantidad de reubicados, el país se convirtió en un lugar de tránsito, o sea siguió siendo cómplice. Entre tanto, cuando existía interés en cazarlos, el gobierno nacional denegaba deportaciones de criminales franceses, belgas, holandeses, croatas, etc.

    Asimismo, Truman, por ejemplo, no tuvo a un miembro de la Waffen SS Charlemagne como Mahieu dando cursos a los cuadros de su partidos o escribiendo los fundamentos doctrinarios de los demócratas. Ni recuerdo a un ex-líder de un país en una actitud impenitente, descalificando hacia fines de la década de 1960 la “infamia” del tribunal militar internacional de Nuremburgo.

    (*)Eva está mal informada, Kirchner no abrió ningún archivo. El gobierno de Menem lo hizo durante el giro al neoliberalimso, a fin de limpiar a su movimiento del estigma nazifascista ante la comunidad judeo-norteamericana. Gracias a esa decisión tuvimos la CEANA, con sus artículos de nivel académico accesibles a todo público. Kirchner, por el contrario, liquidó a la Comisión.

  9. El que quiera puede clickear en mi nombre y entrar a mi blog. Allí, en la columna del costado, pueden buscar el link al TESTIMONIO de mi hermana Golde, que sobrevivió al holocausto solita a los 9 años. Allí mi hermana cuenta su atroz derrotero, qué poco la ayudaron los polacos, y cómo solamente una persona con alma maravillosa pudo darle la estrategia que le permitió salvarse, que sin esa estrategia psíquica, hubiera terminado baleada en un camino por los mismos polacos. Léanlo, se los recomiendo, es un canto a la vida y la voluntad de sobrevivir.
    No puedo poner el link porque se me borra el mensaje, por eso les pido que entren a mi blog pinchando en mi nombre en letras rojas.

  10. No sé por qué todavía no está mi post de hace unos minutos. Espero que no sea censurado. Pido disculpas por los errores de tipeo, creo que los conceptos se entienden y que hay que hablar de eso, ¿por qué el argentino se destacó entre los Estados por su predisposición a recibir criminales de guerra?, ¿por qué muchos de ellos tuvieron un lugar importante en las instituciones del Estado y por qué otros fueron bien recibidos por el peronismo (como Mahieu, p.e.)?.

  11. Perdón que insista Valderrama, en mi primer mensaje dije “Deberíamos agregarle al tema que el gobierno argentino de la inmediata posguerra probablemente fue el más activo en la admisión de criminales de guerra y/o contra la humanidad.”

    De acuerdo a John Loftus, uno de los escritores que abordaron la recepción y reclutamiento estadounidenses (Proyecto Paperclip, la JOIA, otras oficinas del Pentágono, CIA), la Argentina fue el principal destino mundial de los criminales. Lo que apuntaste vos no contradice a mis conceptos, los complementa. Saludos cordiales.

  12. No encuentro palabras para traducir la emociòn que provoca el testimonio.
    Avergüenza leerlo desde el confort de un cuarto y una PC.
    Asì como una imagen vale màs que mil palabras, historias como èsta, cada vez que el relato baja a esos dolorosos registros cotidianos , o te marcan para siempre o te reafirman en lo que sentis y pensas sobre estos crìmenes.
    Gracias por recomendar la lectura

  13. Maravilloso, Eva. Simplemente maravilloso.

    ¿Puede pasarle algo como el nazismo a cualquier pueblo?
    No tengo la respuesta. Los datos de Croacia sugieren que el nazismo podía y pudo encontrar puntos de apoyo en la periferia de Europa central. Los ustachas son, tal vez, lo más parecido a los nazis propiamente dichos antes de Argelia, antes de la institucionalización del genocidio como práctica de control social.
    De hecho, la Shoá, siendo el más terrible, no fue el primero de los grandes genocidios de los tiempos modernos: además del genocidio armenio y la muerte de kurdos en la actual Turquía, me viene a la mente el genocidio ucraniano, Holodomor, que significa en esa lengua “matar por hambre”, perpetrado por Stalin entre 1932 y 1933.

    http://es.wikipedia.org/wiki/Holodomor

    Aunque se hizo una película, sigue siendo un tema relativamente poco conocido.

    http://es.wikipedia.org/wiki/Holodomor-1933._Lecciones_no_aprendidas_de_la_historia

    Pero, ¿puede cualquier pueblo convertirse en nazi? Sería tranquilizador pensar que no. En la historiografía reciente, hay dos interpretaciones que chocan de modo frontal, la convencional, de

    Christopher Browning: Ordinary men

    que trata de comprobar historiográficamente algunas reflexiones de Hannah Arendt.

    …y la de Daniel Goldhagen: Ordinary germans,

    que plantea el problema de la culpa colectiva, el antisemitismo racial como un aspecto constituyente específicamente de la Alemania Imperial y luego nacional socialista.

    A mí, en lo personal, Goldhagen no me cierra.

    Hace poco se editó en castellano un texto que recoge algunos de los problemas que tenemos los historiadores al referirnos a estas temáticas (en mi caso, sólo en la docencia, aclaro).

    Es de
    Friedlander, Saúl: En torno a los límites de la representación. El nazismo y la solución final, UNQ.
    Mi recomendación para quien desee acercarse al tema.

    Browning entrevista a los sobrevivientes de un batallón de reservistas, el Batallón Policial de Reserva 101, que actuaron en Jozefow, a 80 km de Lublin, Polonia. Recomiendo enfáticamente esas entrevistas: rompen con varios supuestos comunes sobre la generación de sobrevivientes de la PGM, a la que pertenecían estos reservistas. Muchos de ellos, pese a la continua propaganda, pese al temor a sufrir sanciones que tranquilamente podían implicar la propia muerte, simplemente no pudieron cumplir la misión de fusilar a los aldeanos locales.

    ¿Prueba algo? Seguramente no. A lo sumo, me recuerda algo que dice Bauman: “En un sistema en el que la racionalidad y la ética apuntan en direcciones opuestas, la Humanidad es la principal derrotada.”

  14. Respecto de la nota de Eva sobre Página 12 y la supuesta actitud Kirchner, ya respondí. Falta agregar que Página 12 participó de una campaña política de desprestigio de la CEANA al teimpo que promocionaba a un libro de Uki Goñi. Imagino si a Eva le fastidia mi participación, cuanto más le molestarán las tesis del periodista Goñi, que se pueden reducir a “Perón nazi”.

    Al gobierno de Kirchner se lo acusó de quemar papeles de archivos. Espero que no sea verdad.

    Nota Queman archivos de la pampa nazi http://www.elmundo.es/elmundo/2008/03/16/internacional/1205700505.html

  15. Eva: adhiero a la idea, aunque creo que habría que recordarlo aunque estuviéramos 100% seguros (lo cual es imposible) de que no ha de suceder.
    Justamente, la pregunta sobre si fueron las condiciones económicas, sociales y culturales las que engendraron al nazismo, o bien, si se trata simplemente de reducir todo a la idea de que los alemanes eran un pueblo de desquiciados, viene por ese lado. La primera de las concepciones supone que, en ciertas circunstancias, hay un caldo de cultivo propicio para el autoritarismo y la xenofobia, incluso para el racismo. Por otra parte, ciertos aspectos permanentes de la vida moderna también han confluido en torno a concepciones genocidas.
    Podrá ser una leyenda, pero Hitler, aparentemente, repetía a sus oficiales: ¿quién se acuerda del genocidio armenio?
    ¿Verdadero? No sé. Verosímil, sí.
    Un abrazo
    Sobre Kistallnacht

    http://www.pagina12.com.ar/diario/elmundo/4-114799-2008-11-10.html

  16. Es interesante ésto, cuando se conmemora el comienzo explícito del genocidio nazi (el campo de Dachau ya funcionaba desde 1933 – un tiempito) aparece la infaltable referencia al “santuario argentino” de los nazis y a Peròn (solo y únicamente Perón, los peores y posteriores a él son impolutos demòcratas.)
    Tal vez a don Emilio le moleste que Argentina (de la manito de Perón el malísimo) haya hecho lo mismo que las potencias vencedoras, hechando mano a los “despojos” del 3er. Reich – Claro, no podìa traerse fábricas enteras o virgencitas como el buenazo de Werner von Braun y sus cohetitos V2 ¿Sabe don Emilio que esos cohetes los fabricaban presos judìos hasta la muerte en “fábricas” armadas en cavernas?. Pero Werner tenía la llave para que le perdonen esos pecaditos – una tecnología en la que USA llevaba años de retraso (y que el Werner sabiamente guardaba en camiones lleeeeenos de planitos, dibujitos y ecuacioncitas).
    hay que sincerarse y admitir que unos cuantos miles de judíos muertos en condiciones inenarrables son un módico precio para que al final, la “humanidad” (casi nada) diera el gran salto cuando ese rubio y perfectamente ario Neil Amstrong diò el primer paso en la Luna. Todo muy bonito, pero las raíces un tanto pestilentes, no?
    Y ya que hablamos de despojos, quedó la simpática Gestapo a la que, necesidad obliga, hubo que reciclar contra el inmediato enemigo soviético – el copyright ya lo tenían y experiencia les sobraba, sólo cambiaron de jefes, Himmler y el señor de bigotito ridículo al buenazo pero un tanto tosco Harry Truman. ¡Marche una gestapo para la democracia!!
    También desfilaron aviones, tanques, submarinos, armas livianas, combustible sintético, plásticos, un largo etcétera de fábricas completas y procesos porque, seamos serios, no se hace una guerra para recuperar la libertad gratis – quedarnos con la tecnología de punta es un módico precio para tan humanitario servicio. ¿O no? Detalle menor, en este adecuado proceso de rapiña, un eminente científico especialista en guerra bacteriológica (y que experimentó con humanos, …bah, humanos!, experimentó con lo que había: “sub-humanos judíos”), le evitaron la incomodidad de la condena a muerte para seguir su trabajo para el Tío Sam (¿Algún negrito o hispano habrá terminado de experimento? vaya uno a saber… para la incisiva prensa norteamericana esos personajes no existen y si se los nombra te visita la CIA, el FBI, el agente 86, etc., etc…
    Hablando de la CIA, para no ser menos, reclutò a cuanto “agente secreto” (alemán demócrata infiltrado, que nazi no era ninguno, che) anduviera por ahí, para ponerlo a la laburar por la libertad y la democracia. Como Klaus Barbie, acá, en Bolivia, donde hiciera falta.
    Los rusos hicieron lo mismo, para extender el socialismo, claro – los ingleses, los franchutes, ¡¡¡los checos!!! – que siguieron fabricando los tan simbólicamente nazis Messerschmitts 109 (aviones caza – que curiosamente , la version E llevaba el apodo de “Emilio”) que les vendieron hasta a Israel.
    ¿Y Perón? la verdad es que solo pudo traer los despojos de los despojos, como no pudo traer las fábricas trajo algunos de los ingenieros de esas fábricas para que desarrollen y enseñen tecnología en estas pampas – vinieron muchos, muchos ya se murieron y su hijos argentinos siguen – alguna base tecnológica aportaron y tanto entonces – 1945 – como ahora, sigue siendo preferible una Argentina industrial a una granja colonial.
    ¿Hizo mal Perón trayendo técnicos? No, en absoluto; ademas la mayoria de ellos eran ingenieros jovenes, de segunda linea y no necesariamente comprometidos con los crimenes nazis. Lo que si eran los “lideres rescatados” por los democratas triunfadores.
    Trajo militares, basicamente de la Luftwaffe, para capacitar a nuestra Fuerza Aerea. Supongo que no eran muy progres pero, al menos el mas conocido: Adolf Galland, que termino la guerra en una especie de escuadron de castigo (volando jets) por sus permanentes cuestionamientos a la conduccion. ese señor termino su contrato argentino y fue llamado a la refundacion de la ahora muy occidental, cristiana y democratica “Bundes luftwaffe” en 1955. Este paso el test de la blancura, parece..
    Y los nazis nazis que supuestamente trajo Peron, se suele omitir que esta delicia de personas era ubicada y reubicada globalmente por una agencia de viajes conocida como Vaticano. No voy a cometer la herejia de sugerir que Dios era nazi pero ni en la mas feroz de las curdas pondria una uña al fuego por Pio XII (su representante oficial por aquellos turbulentos años) y la sospechosa burocracia celestial que lo acompañaba, cualquier cosa menos democratas.
    Goebbels decia que habia que repetir una mentira 10, 100, 100 mil veces hasta que se terminara pensando que era verdad; de eso el History Channel sabe mucho y el “refugio nazi” argentino es una de esas mentiras repetidas hasta el hartazgo.
    El pecado de Peron no fue “refugiar” nazis, eso hubiera sido “entendible” para los Truman and Co., el pecado imperdonable fue la pretension de tener un proyecto de desarrollo autonomo y por lo tanto, intentar hacer lo mismo que las potencias vencedoras. Usar los “despojos” del 3er. Reich en beneficio propio.
    El resto es sanata.
    saludos.

  17. Por el año 70 un turista estadounidense se encuentra en una estaciòn del metro de MOSCU esperando un tren que aparentemente està arribando con atraso.
    Mira con cierta impaciencia su reloj y le comenta a un ciudadano soviètico que està a su lado, en forma quejosa, lo llamativo que le resulta la demora.

    – Y ustedes, que discriminan a los negros !!! – le responde airadamente el ruso, agregando: – De què se queja? _

    Le he robado esta historia a un humorista y cantaautor que en las ùltimas semanas anduvo escribiendo con enorme repercusiòn en este blog.

    Pero creo que viene al caso respecto de la recurrencia con la que vuelve ,el hecho de que durante el gobierno peronista, ingresaron al paìs muchos pròfugos nazis, sin controles que facilitaran su expulsiòn, cuando se estàn analizando situaciones troncales de la historia del totalitarismo, como ha sido por ejemplo el 9 de noviembre de 1923,1938 abiertamente confrontados con el 9 de noviembre de 1918 y 1989. Todo en clave para la evaluaciòn del siglo XX.
    En ese plano,
    es tan significativo el ingreso de nazis a nuestro paìs en 1946 y años siguientes, frente a la evocaciòn de la KRISTALNACHT y su menciòn como pròlogo de la SHOA ?

    No resulta màs llamativo, como lo comenta RAM, que hubieran podido salir de EUROPA con documentos falsos o autènticos ?

    Alguien escuchò alguna vez crìticas a DE GAULLE, ROOSEVELT; CHURCHILL, ATLEE, DE GASPERI y tantos otros gobernantes europeos por no haber instado tràmites de extradiciòn para delincuentes nazis llegados a Amèrica Latina ?

    Cuantos gobiernos còmplices y sofisticadas màquinas de silencio se habràn articulado para que un oficial nazi como Kurt WALDHEIM llegara a las NACIONES UNIDAS y a dirigir los destinos de su paìs ?

    Quienes sino los representantes de las potencias vencedores son los responsables de que el TRIBUNAL DE NUREMBERG se halla constituìdo para juzgar nada màs que a veinticuatro acusados?

    Dos docenas de criminales para un genocidio articulados por miles que fueron obviados, aunque unos escasos cientos fueron derivados a procesos de menor repercusiòn que el de Nuremberg.

    Entre esos obviados, por elegir algùn tèrmino que los exhiba, estaba EICHMAN de cuya existencia se sabìa lo suficiente como para no dejar afuera del banquillo que ocuparon los otros conocidos.

    Si hay que investigar como llegaron a nuestras tierras esos nazis en 1946, hay que empezar por la cabeza y avanzar desde ahì.
    En ese contorno, vale lo de meter al gobierno de PERON en el anàlisis pero hasta entonces, creo que es mejor bancarse la demora del subte sin comentarios.

  18. Valderrama, gracias por tu colaboración inteligente. Gracias y mil gracias.
    El turista en Moscú se creía que al moscovita le divertía que el metro llegara con atraso.
    El turista norteamericano en Moscú no vivía en Moscú. Pero reaccionaba como si viviera en EEUU, ajeno completamente a los avatares de la vida soviética, donde que llegara tarde el metro, era lo de menos.

    Recuerdo también, y no es un chiste sino lo que ví personalmente en un noticiero, que había suspendido un vuelo en avión a causa de la declarada guerra en Biafra. Una mujer encolerizada gritaba: yo voy a viajar, porque yo soy ciudadana de los EEUU y pagué mi pasaje !!

  19. Emilio, lamento no poder releer su respuesta a mi comentario anterior.
    Y sí, tiene razón, el tono de la respuesta quizás no fue el mejor pero a estas alturas ya resulta fastidiosa la cantinela del Perón “refugiador de nazis”. No lo dijo letra por letra, pero la idea estaba.
    Se equivoca, le aclaro, cuando me incluye entre “los peronistas” porque no lo soy ni quiero serlo, pero da la casualidad que en esa época Perón era el presidente democráticamente electo de mi país y como tal y en función de su proyecto de gobierno podía plantearse traer técnicos para desarrollar industrias y tecnología de modo autónomo.
    La tecnología de punta por entonces era indudablemente alemana y esos técnicos emigraron a todo el mundo, la mayoría hacia los paises vencedores.
    De los paises periféricos se destacó Argentina, “portándose mal” según ciertas miradas no inocentes del bando aliado, molestos porque ese generalucho sudaca los copiaba con desparpajo.
    Y como los nazis se repartieron por todo el mundo, algunos vinieron para acá (con el Vaticano como agencia de viajes – detalle que a usted parece importarle poco pero, lo siento, es muy importante y descriptivo de las hipocresías y complicidades que los nazis implicaron siempre. O sea, Perón no los trajo, se los mandaron, no es lo mismo)
    Y no viene mal dar nombres, se sabe de Eichmann (en 1960 y por motivos conocidos), de Priebke (ya era un viejito, Perón llevaba décadas difunto y el tipo era una figurita insignificante con sus 300 muertos italianos – es medio cínico decirlo así pero el tipo era un 4 de copas comparado con los otros)
    SE DICE que anduvieron por acá: Bormann, Mengele, Barbie y hasta el mismísimo Adolf pero, pruebas concretas no hay. También anduvo Skorzeny pero ése era más farsante y estafador que nazi, pero si quiere lo contamos.
    En Chile estuvo esa simpática colonia “Dignidad” pero el “refugio” era la Argentina, Chile no calificaba.
    Lo realmente intolerable es que todas estas acusaciones vengan de paises y gobiernos (especialmente los norteamericanos) que no solamente se afanaron toda la tecnología disponible, con fábricas y todo sino que además en función de su propia “seguridad” reciclaron cientos, miles de nazis de la gestapo, de las SS y, por supuesto, esos científicos “inocentes” como von Braun, que de tanto pensar en ir a la luna nunca vió quiénes eran y cómo padecían los “obreros” judíos en las cavernas donde se fabricaban sus juguetes V2 (los mismos que luego usara en USA para enseñarle a los yanquis como era el asunto)
    Esta basura humana es una especie de prócer y un tipo como Perón un “refugiador de nazis”? Si este es el criterio para medir; la NASA entonces, qué carajo es?
    Si lo suyo es obsesivo, como plantea Eva, lo lamento por usted – Perón no fue ningún angelito pero resiste muchísimo mejor los archivos que tantos paladines de la democracia “occidental”, precisamente en lo que hace a reciclar nazis y sacarles el jugo. No tienen, ni saben lo que es, autoridad moral como para levantar deditos acusadores (obviamente podrían usarlos mejor rascándose el tujes)
    Tampoco y ya que el tema era la tristemente célebre “Kristallnacht” – pueden hablar mucho cuando son co-responsables del genocidio nazi.
    Dachau fue el 1er. campo de concentración, abierto en 1933 – que “no sabían” no sirve como excusa, sabían y se hicieron los giles – igual que en la guerra española (cuando bloquearon a los republicanos y Adolf y Benito tuvieron el piedra libre para apoyar al sedicioso Franco y practicar su futura guerra) – Tampoco es que se enteraron de los campos de exterminio cuando los ocuparon – jamás hicieron nada contra esos campos y, sobre todo, contra los trenes que llevaban las víctimas, no “existían, ninguna fuerza aérea “nunca vió nada” y así sucesivamente. No movieron un dedo para evitar tamaño crimen – podían y no precisamente en 1945, sino 10 años antes. Pero eso no cuenta, claro.
    Y todavía tienen el tupé de acusar a un general sudaca que no tiene un solo muerto de ésos en su historia, tanto que insisten en mostrarlo antisemita y nazi.
    Saludos.

  20. Gracias Ram por tu enorme contribución.

    Si tenemos que decir quiénes fueron los nazis en la Argentina, alcanza con estudiar qué le pasó José Ber Gelbard, de quién fue amigo, y Ministro de Economía, y quiénes lo expulsaron del país.
    Perón le permitió y alentó a José Ber Gelbard, un judío polaco comunista, formar la CGE, fue su aliado y luego al volver, lo pidió enfáticamente de Ministro de Economía. Al morir Perón, Gelbard comenzó a recibir sobre sus espaldas el odio antijudío y antiperonista todo junto. El Proceso lo expulsó, le quitó los bienes, lo persiguió y no pudo volver más, muriendo en el exterior.
    Es raro que si Perón era nazi, hubiera tenido en Gelbard a su gran aliado, hubiera confiado en él, y lo hubiera tenido a su lado hasta la muerte.

  21. Gracias, Eva, aunque yo no me animaría a llamarla “enorme”.
    Si hay demasiado dato suelto por ahí como para que se siga insistiendo con un verso como éste en el que parece que solamente Perón “albergò” nazis, cuando lo real es que esa historia fue montada y amplificada para desacreditar un proyecto autónomo de país que, si habláramos en serio, trasciende al propio Perón y debiera afectarnos personalmente, como ciudadanos de ese paìs, no como “peronistas”.
    No me interesa tanto la defensa del personaje que como todos, tiene sus claroscuros, sino deschavar los embustes que tan generosamente divulgaron y divulgan. Perón “es nazi” pero ellos recurren a ser Goebbels para desacreditarlo. Buenísimo.
    No sè realmente el grado de relaciòn entre Peròn y la comunidad judía aunque descreo del dichoso “antisemitismo” (especialmente si los quejosos han sido y son antisemitas)
    Que desde USA vengan a darnos lecciones de “corrección”, omitiendo a Henry Ford, Charles Lindberg, la IBM y hasta el padre de JFK, es mucho. Tienen alfombras muy grandes tapando demasiada mugre como para, precisamente ellos, insistir una y otra vez con el mismo cuento. Y ni hablar de cuanto monstruo no tuvieron empacho en reciclar, utilizar para finalmente dibujarles una historieta con final feliz y beso incluido.
    Puedo sonar obsesivo con el tipo, pero von Braun es precisamente un buen ejemplo.
    Pero bueno, Artepolìtica es un sitio donde “lo judío” aparece con frecuencia y tal vez sea mejor así, que se pueda hablar de ello sin complejos y, si es posible, sacar del medio los embustes y las chicanas.
    Saludos.

  22. Me parece que aquì lo que ha ingresado no es el tema judìo, sino un dato tendenciosamente aquilatado, por el cual se atribuye categorìa de nazi al gobierno peronista por los pròfugos que ingresaron al paìs en los primeros años de su mandato.
    COmo veo que el tema no ha cerrado, quisiera apuntar que estudiosos de la Universidad Hebrea de Jerusalem, tienen comprobado que la Argentina en proporcion a su poblaciòn, es el paìs que mayor nùmero de refugiados judìos recibiò entre 1930 y 1949, con la obvia excepciòn de PALESTINA.
    La Camara de Comercio argentino-Israeli, el Instituto Judio Argentino de Cultura y varias organizaciones comunitarias de la colectividad judìa se desarrollan entre 1946 y 1950.
    Llegan alrededor de esos años Weizman, el primer Presidente israelì y GOlda Meir que se abraza con Evita y le agradece frazadas de la FUNDACION que durante años estuvieron en los kibbutz.

    Si es por la conducta de los dirigentes judìos israelìes hacia el gobierno de PERON, podriamos convenir en que muchos judìos argentinos han terminado siendo mas papistas que el PAPA.

  23. La respuesta de RAM nos exime a todos de mayores comentarios. Hasta el día de hoy, el Proyecto Manhattan, que implicó el desarrollo de tecnología bélica capaz de imponer predominio estratégico por sesenta años, hubiese sido impensable sin la colaboración de los refugiados alemanes en Estados Unidos.
    Pero acá miramos por el ojo de la cerradura, y así se pierde perspectiva.

  24. Ram: en cuanto al grado de relaciòn de Peron con la comunidad judìa vale la pena apuntar que se profundizò una tendencia que ya venìa desde 1930.
    Segùn estudios de la Universidad Hebrea de Jerusalem, ningùn paìs del mundo, salvo la propia Palestina, recibiò entre 1930 y 1950 mayor nùmero de judìos, en relaciòn a su poblaciòn, que la Argentina.
    Y entre 1946 y 1950 se desarrollaron diversas organizaciones comunitarias, al punto tal que hubo un reconocimiento efectivo por parte del Estado de Israel que por esos años enviò a su PResidente, Weizman y a GOlda Meir que creo que se abrazò con Evita.
    La FUNDACION EVA PERON màndo con su emblema propagandistico y no podìa ser para menos, miles de frazadas a los kibbutz.
    O sea, relaciones màs que normales y nada compatibles con la imagen de antisemita que pretenden atribuirle.

  25. A ver si nos damos cuenta de la táctica de arruinar un post y derivar los comentarios hacia otro lado. Si estábamos hablando de la Kristallnacht, ¿cómo terminamos con Perón y los nazis que dejó entrar a la Argentina?

    ¿Dónde se habló de Perón en el post?
    Cuando Valderrama nos daba el dato de la conferencia de Evian, donde 32 países cerraban la entrada de judíos, viene Emilio a decir que la Argentina abría las puertas a los nazis.
    Eso no es derivar inocentemente el tema del post. Esa es una práctica perversa, porque estábamos hablando de los judìos cuando podían escapar, no de los nazis cuando tuvieron que escapar.

    Atención: a mi propio padre, la República Argentina le abrió sus puertas en el año 38, después de haberle sido NEGADA la entrada a los EEUU.

    Como era de tràmite común, el extranjero que deseaba inmigrar a los EEUU, le enviaba una carta al presidente solicitándoselo, explicando los motivos. Mi padre envió una carta a Roosvelt, diciéndole que en Polonia faltaba el trabajo. Roosevelt le contestó que en EEUU tampoco había trabajo, y que para estar sin trabajo, era mejor quedarse en su paìs.

    En cambio la Argentina lo recibió sin problemas. A fin del mismo año, en diciembre, vino el famoso ajedrecista Najdorf. Tanto Najdorf como mi papá, no volvieron a ver jamás a sus familias que quedaron en Europa. Si hubiera sido por los EEUU, mi padre hubiera muerto junto con su familia polaca, en el campo de Treblinka.

    Curiosamente, alguien con el que no pude contactarme, está tratando de vender esa carta de mi padre por Internet, pero yo le mando mails y no me responde. La carta de mi padre, traducida al inglés, está aquí:

    http://newsgroups.derkeiler.com/Archive/Soc/soc.genealogy.jewish/2008-07/msg00112.html

    Mi padre se llamaba Herszko Lenczner, y siempre hablaba de la carta que le mandó a Roosevelt, nunca creí que la iba a encontrar publicada en Internet:

    29 Mar 1937 letter from Herszko Lenczner. UI Siedlecka xx, Sokolow Podlaski, Poland, addresed to President ROOSEVELT. He pleads for entry into the US where he has a brother who has already provided him a transportation ticket. Herszko is married with two children. There is a cover memo with no attribution (US agency) of 1 Jun 1937 directing the American Consular in Warsaw to “make appropriate acknowledgment”…

  26. No quiero dejar pasar la fecha conmemorada, tan dolorosa y cuyo génesis nos cuenta con su notable sensibilidad Eva.
    Creo que la Kristallnacht fue parte de un proceso incontenible por la dinámica criminal de los sucesos europeos, y que si el diplomático alemán no hubiera sido asesinado, igual otro suceso hubiera servido de chispa para un estallido que no tenía nada de espontáneo.
    En ese marco es indudable que las menciones a Argentina sólo pueden referir a lo que se constituyó en un faro de esperanza en un momento oscruo para la humanidad.
    Sin necesidad de insistir con el disco rayado de Emilio, creo que la multitud de judíos que vinieron a nuestro país, y después eligieron quedarse, así como la relación del Estado de Israel con la Argentina de Perón dice la verdad mejor que los repetidores de infamias.
    Una acotación acerca de Miguel Mandel Najdorf y otros: integraba el equipo polaco que disputaba la Olimpíada de Ajedrez , que se jugaba en el teatro San Martín de Buenos Aires cuando estalló la guerra. El certamen no se suspendió, pero se retiró el equipo inglés. Alemania reforzada por 2austríacos ganó el torneo,escoltada por Polonia; los organizadores decidieron que el encuentro Polonia-Alemania fuera tablas (empate) sin jugarse.
    Najdorf al término del mismo resolvió quedarse. Lo mismo decidieron numerosos participantes del certamen, judíos y no judíos que encontraron aquí refugio, en muchos casos para toda sus vidas, convirtiendo con su concurso a Argentina en potencia ajedrecística: Paulino Frydman, Gideon Stahlberg, Erich Eliskases, Paul Michel, Ludwig Engels, Albert Becker, Heinrich Reinhardt, Jirí Pelikán, Karel Skalicka, Markas Luckis, Movsas Feigins, Ilmar Raud, Moshe Czerniak, Meir Rauch, Victor Winz, Aristide Gromer, Franciszek Sulik, Adolf Seitz, Chris De Ronde, Zelman Kleinstein, Sonja Graf and Paulette Schwartzmann. El estonio Paul Keres, uno de los mas grandes ajedrecistas del siglo XX también intentó quedarse, pero tras la invasión soviética a su país, fue presionado para retornar.
    En el caso de Najdorf, nadie de su familia logró sobrevivir al exterminio nazi. Durante muchos años, convertido en un famoso jugador de ajedrez, esperó que su notoriedad permitiera a algún miembro de su familia ubicarlo y contactarlo. Fue en vano.

  27. Cómo te agradezco Carpe Diem este hermoso relato.

    Separados de sus familias desde el año 38, llegado el fin de la guerra en el 45, habiendo pasado ya 7 años de soledad sin esposa e hijos en plena edad de gozarlos, tanto mi papá como Najdorf, esperaron por dos años más que alguien hubiera sobrevivido.

    Luego, como la mayoría de los hombres que no habían venido con sus mujeres e hijos, habiendo quedado solos en el mundo, se volvieron a casar aquí, y tuvieron hijos argentinos.

    Todos los judíos que habían llegado hacía poco, igual que todos los otros recientes inmigrantes, alquilaban su vivienda en edificios de renta construidos para ese fin. No existía la propiedad horizontal.

    Perón sanciona el 13 de octubre de 1948 el Régimen de Propiedad Horizontal. Sin embargo los rentistas no desean deshacerse de sus edificios que les daban buena renta. Y no se construían los suficientes edificios nuevos como para que todos pudieran tener vivienda propia.

    Entonces, a través de una ley de congelamiento de los alquileres, que había llevado el valor de los alquileres a valores tan bajas que a los rentistas no les alcanzaba para sostener los gastos del edificio, se los fuerza de este modo a vender su propiedad a los inquilinos por el régimen de propiedad horizontal y privilegio de compra del iquilino.

    Así compró mi padre nuestra primera vivienda. Gracias a un gobierno popular, que no hacía otra cosa que favorecer a la gente de menores recursos.

  28. Eva: hermoso post, y mejores comments. Te cuento que mi zeide llegó en el ’35. Mi bobe, con mi mamá y su hermana, el 9 de julio del 39. Por dos meses yo estoy acá. De la familia de mi abuelo quedaron una hermana, en Palestina, y un sobrino en la URSS, y sabés como eran esas familias de prolíficas.

  29. Eva: mi abuelo lo conocía a Najdorf… de hecho, yo aprendí a jugar por mi abuelo, en parte. Me contaba que Najdorf jugaba en la placita de la calle Sarmiento y Medrano.
    Mi abuelo, nacido en 1907, vino en 1924, cuando lo soltaron de Odessa. Tenía doce hermanos.

    Sobre Perón y los nazis, y la elocuente afirmación que sugiere que la Argentina fue uno de los mayores receptores, bueno, véase

    http://www.dw-world.de/dw/article/0,2144,1481498,00.html

    “Los amantes de teorías de conspiración ya se ven confirmados. Hasta en el New York Times ya se pudo leer la sospecha de que la CIA mantuvo relaciones bastante cordiales con implicados en el régimen nazi después del 1945.

    Los críticos de la agencia sostienen que la CIA, que durante décadas divulgó miles de documentos (unas 1,2 millones de páginas) sobre la Alemania nazi y los crímenes en la Segunda Guerra Mundial, guarda en secreto los que se refieren a las relaciones entre los nazis y la Oficina de Servicios Estratégicos (OSS, por su sigla en inglés), predecesora de la CIA.

    Interés por los proyectos secretos de los nazis

    Al término de la Segunda Guerra Mundial y en el comienzo de la Guerra Fría, según los críticos, los servicios de inteligencia de EEUU contrataron y ampararon a criminales nazis para que sirvieran como espías contra la Unión Soviética y sus aliados.

    La creciente presión provocó ahora un cambio en la estrategia dela CIA. Este lunes, el servicio secreto estadounidense inició conversaciones con varias dependencias del gobierno de EEUU.

    En este contexto no interesan tanto los casos conocidos de científicos alemanes quienes al fin de la guerra simplemente cambiaron su puesto de trabajo de Alemania a EEUU. El más famoso de ellos es sin duda Wernher von Braun, ingeniero y jefe del programa de cohetes de los nazis, que posteriormente trabajó en programa nuclear de EEUU y se convirtió en jefe de la NASA.

    Wernher von Braun y los otros

    Von Braun elaboró durante la segunda guerra mundial en la localidad de Peenemünde el proyecto de los cohetes V2. Poco antes de que Peenemünde formara parte de la zona ocupada por los soviéticos, los norteamericanos trasladaron 400 toneladas de cohetes, material técnico y 118 científicos alemanes con sus familias a EEUU. La operación se llamó Overcast y su objetivo era buscar y reclutar para la industria norteamericana a los científicos nazis, los especialistas en aeronáutica, en guerra biológica y química, en investigación nuclear y tratamiento del uranio.

    Luego, el programa Overcast se convirtió en el proyecto Paperclip. Entre mayo de 1945 y diciembre de 1952, 642 científicos, técnicos y otros “especialistas” involucrados en el régimen nazi fueron “importados” a EEUU.

    Excusas de la CIA

    El argumento de la CIA para mantener en secreto algunos documentos es que su divulgación podría “comprometer las fuentes y los métodos” de trabajo, o que los individuos mencionados no caen bajo la definición de criminales de guerra.

    Sin embargo, los documentos publicados hasta ahora por la CIA ya revelen estrechos contactos con personajes bastante más involucrados en el régimen nazi que en el caso de algunos científicos encerrados en sus laboratorios. La CIA haría bien en investigar su propio pasado. Posiblemente le ayudaría tomar como ejemplo a las diversas comisiones de la verdad que se formaron en otros países para investigar los capítulos oscuros de la propia historia. Los números de teléfono de esas comisiones se encuentran en Internet. No debería ser demasiado difícil para la CIA.”

    Gabriel González, “La CIA abre sus archivos nazis”

    (¿Dónde habrá quedado Emilio?)

  30. Carpe Diem: ¿Tenemos otro ajedrecista por aquí?, yo sabía de Ezequiel nomás, por todos los nombres que citaste parece que sabés mucho del tema.
    Me alegra encontrar a tantos que conocieron a Najdorf aquí, el papá de Eva, el abuelo de Ezequiel, yo lo traté bastante.
    Najdorf hizo algo espectacular para tratar de encontrar algún pariente que quedara vivo. En 1947 dió una simúltanea a ciegas a 45 tableros, con este record mundial se hizo conocido para que si algún pariente de él quedaba, pudiera contactarlo, como dice Carpe, eso no ocurrió.
    Vivió hasta 1997, tenía 87 años y jugó muy bien al ajedrez hasta pasados los ochenta años. Jugué con él muchas veces en partidas rápidas amistosas y cuatro veces por torneos oficiales. Su inteligencia y lucidez hasta sus últimos días eran impresionantes. Un mes antes de su muerte analizaba con los mejores jugadores del país (nunca dejaba de ir a ver los torneos importantes)en igualdad de condiciones. En el torneo que refiero de junio del 97, Ricardi el mejor jugador argentino de los años 90, le mostraba una partida. En una posición complicada, el “viejo” como le decíamos todos, señala una casilla del borde del tablero que parecía no tener relación con la posición. Ricardi pensó “bueno, ya está viejo”. Pocos segundos después se dió cuenta que era la casilla donde lograba esconderse el rey de su adversario. No lo podiamos creer, a los 87 años vió el plan ganador de 7 u 8 jugadas casi instantaneamente. Una personalidad realmente increible.

  31. Carpe, Udi, Ezequiel, Sergio, Valderrama, Efraín, Ram, gracias por compartir con ustedes esta rememoración que hemos hecho a una fecha tan significativa. Me quedó en el tintero la opinión de Trotsky, y las diferentes opiniones que existieron en la evaluación del acto unipersonal de Herschel Grynszpan. Todos estuvieron en contra del terrorismo de acción unipersonal. Pero algunos proveyeron a la defensa del muchacho, como una periodsta norteamericana de apellido Thompson, que hizo una fundación para pagarle los honorarios a los abogados defensores.
    La historia del juicio es apasionante, seguramente algún día tome de vuelta lo que sigue de la historia y haga un post con ello.
    Un beso grande a todos, y NUNCA MÁS.

  32. Desaparecieron unos post, el que Eva me llamaban Alberto (un confusión o delirio de ella) y mi respuesta donde decía que no iba a mantener intercambio con Eva. Cambié de idea al leer recién la continuación del hilo.

    Dice Eva: “(mencionar a Perón) Eso no es derivar inocentemente el tema del post. Esa es una práctica perversa, porque estábamos hablando de los judìos cuando podían escapar, no de los nazis cuando tuvieron que escapar.”

    Perversa Sra. es la censura que usted aplica. Si no tiene estómago para soportar opiniones contrarias no se haga la moderadora. Después de adjudicarse la soberanía sobre el tema, donde no se podía mencionar a Perón según su punto de vista, termina contado entre los logros de su gobierno la sanción de la ley de propiedad horizontal. No es descabellado supone que su inquietud por el tema esconde una actitud “perversa” de bajada de línea.

    Me parece que no se puede ejercer la “moderación” después de injuriarme como lo hizo en su primera respuesta, para además con prepotencia maligna después negarme la participación. Usted se parece bastante a su compañero Apold.

  33. Quisiera responder en cinco puntos a ram, a Ezequiel Meler y también en general para todos:

    1) Te había dicho, ram, alguien quitó la respuesta, que considero moralmente inaceptable el refugio a criminales, sea en la Argentina o en la Cochinchina. Respeto que otros piensen que en aras del desarrollo nacional son bienvenidos personajes como Mengele, Eichmann, Pavelic, Ostrogovsky (jefe del gobierno nazi bielorruso), etc. Pero no puedo evitar mi perplejidad (y cierto desagrado) ante la lenidad de algunos participantes, no creo que sea la forma de hacer un mundo mejor.

    2) Aquí se está comentando la recepción de judíos en la Argentina de la inmediata posguerra. Seguramente el historiador Ezequiel Meler está al tanto de los estudios que remancan el rechazo sistemático del gobierno de Perón, y como los judíos en su mayoría apelaron a subterfugios para ingresar al país. Las normativas del pronazi director de migraciones (Peralta) fueron claras al respecto, y se mantuvieron hasta 1949 pese a su salida del gobierno. No fueron las únicas, esos criterios también estuvieron presentes en otras dependencias como la DAIE, la CREI y los consulados dependientes de Relaciones Exteriores. La Argentina no recibió a los judíos con la generosidad de la aquí se habla, fue un grupo indeseable (no el único), aunque sí hubo cupos limitados al ingreso a través de la OIA y canales no oficiales.

    3) En ningún lado le dije nazi o antisemita al gobierno peronista, ni estoy repitiendo propaganda trillada. Sostuve que Argentina se destaca entre los Estados como un gran receptor de criminales, y que cumplió un triste papel de depósito de “activos” útiles. Por otra parte, no asocié nazi a criminal, puntualicé los últimos. Lamento que a muchos les incomode la evocación, pero es parte de la historia nacional, y el gobierno peronista, más que nadie, pudo haber hecho otra cosa, basta mirar a nuestro vecino Uruguay.

    4) Mencioné el reclutamiento norteamericano en una respuesta Valderrama. Al paso nombré agencias y programas, nombré a un autor que abordó el tema, podría citar a otros más. Podría hablar del papel implícito otorgado en la Conferencia de Evian a los países de América Latina y como esa política endureció el rechazo a los judíos. Guardaré estos típicos para un foro no partidista, en donde no se abren temas “inocentemente” para después bajar líneas con la ley de propiedad horizontal.

    5) Ya la peronista Eva en su primera respuesta me dijo que tengo que hacerme cargo del menemismo (a mí, que lo combatí), falta que me tilden de agente de la CIA…

  34. Eva: que no te quede trotsky en el tintero. Mirá se arma una orga y te quedás sin tinta. Además, no conocía su opinión. Dale, tirá una línea.

    De la OSS habían salido materiales hace años, con pinta de originales. Estaban escaneados por la NSA. Había testimonios, pero que ahora la CIA lo confirme, diría el amigo de la tarjeta, “no tiene precio”.

    Sergio: lo maravilloso del último Najdorf es que no se refugiaba en su edad para calcular menos y jugar con un estilo más técnico, posicional. No, era impaciente, y si podía, te sacaba la cabeza. Por eso le gustaba tanto Ricardi en posiciones de iniciativa.
    No sé, a veces me da la impresión de que a la “vieja guardia” no la aprovechamos lo suficiente. Tres subcampeonatos olímpicos, en tiempos de la URSS, y un tercer puesto, nos dieron.
    Hay que recordar que quienes huían de la discriminación y de la persecución generalizada, en esa generación, en muchos casos se habían volcado al ajedrez para no enloquecer. La Europa central (Mitteleuropa) de entreguerras era muuy pesada para ellos. El racismo estaba institucionalizado en muchos países, incluyendo Rusia, donde el primer grupo protofascista de la era contemporánea, Centuria Negra, había hecho escuela.

    Emilio: ¿Qué opina del documento citado más arriba?
    ¿Cómo queda la tesis?
    Le aclaro que un viejo usuario de AP, Alberto, usaba varios nicks, y uno era Emilio. Por eso Roberto, Eva y quien le escribe, inicialmente, pensamos que se trataba de Alberto.

    PD: Más en general, no le recomiendo a la comunidad desafiar al maestro -perdón, oficialmente, Gran Maestro Internacional- Sergio. Casi que juega a otra cosa: es como un picado contra Riquelme, Messi y Aguero.

  35. Emilio: tengo en mi poder documentos de la DAIA que estipulan lo contrario. Además de ello, tengo las experiencias familiares, que muestran lo contrario. Te recuerdo que tenemos la segunda comunidad judía del planeta. Por otra parte, la Argentina fue uno de los primeros países en reconocer la soberanía del Estado de Israel, en 1948.

  36. Errata:
    “Tras reconocer al Estado de Israel de jure en febrero de 1949, el gobierno de Perón entabló relaciones diplomáticas con éste tres meses después”
    Klich, Ignacio: “El primer acuerdo comercial argentino – israelí: consideraciones políticas y económicas”, en Desarrollo Económico, VOL 37 Nº 145, abril – junio 1997.

    En el abstract, leo

    “Después del establecimiento de relaciones diplomáticas y la apertura de la primera legación latinoamericana en Tel Aviv, la Argentina firmó un generoso acuerdo comercial con Israel, que le otorgaba condiciones favorables para la adquisición de productos argentinos. En la medida en que Palestina había sido desde el inicio de la segunda posguerra uno de los principales mercados argentinos en Medio Oriente, el acuerdo formalizaba una situación previa a la creación de Israel. Sin embargo, desde el punto de vista político, éste formaba parte de los esfuerzos invertidos por Juan Perón para mejorar su imagen en los Estados Unidos y crear las condiciones necesarias para una relación argentino-estadounidense más productiva. Al igual que la acreditación de un peronista judío como principal diplomático argentino en Tel Aviv, el acuerdo apuntaba a granjearse la buena voluntad de la diáspora judía”

    Lo puede consultar, creo, acá

    http://www.jstor.org/pss/3467155

  37. “Entre los años 1906 y 1912, la inmigración judía aumentó a un ritmo de alrededor de 13.000 inmigrantes por año, siendo la mayoría de Europa Oriental, también de Marruecos y el Imperio Otomano. Los inmigrantes judíos en la Argentina rápidamente se adaptaron y llegaron a desempeñar un papel importante en la sociedad argentina.
    En 1920, aproximadamente 150.000 judíos vivían en la Argentina.
    A partir de 1928,7 oleadas de inmigrantes judíos llegaron desde Alemania y el resto de Europa ocupada, especialmente después que Hitler llegara al poder en 1933. Entre los inmigrantes judío-alemanes ingresados después de 1928, hubo miles que escapaban de las políticas antisemitas implementadas durante ese régimen.
    Pese a ciertas restricciones, Argentina fue el país latinoamericano que incorporó más refugiados judíos entre 1933 y 1945. Desde 1928 el país recibió alrededor de 45.000 judíos europeos”

    http://es.wikipedia.org/wiki/Historia_de_los_judíos_en_Argentina

  38. El libro que yo conocía que podría abonar la tesis contraria es de Uki Goñi. Como las cosas que habitualmente me cita, es un trabajo sin reconocimiento académico. Vuelvo a insistir en un punto: en Historia no hay verdades absolutas, pero existen consensos relativos. Cuando le cité bibliografía, lo tomó a mal, posiblemente porque creyó que le estaba indicando que la leyera. No, lo que le indicaba es cuál es el consenso historiográfico, reflejado asimismo en la Nueva Historia Argentina de Sudamericana, en la Nueva Historia de la Nación Argentina de la Academia Nacional de la Historia, etc.

  39. De nuevo Ignacio Klich, titular de la CEANA (Comisión para el Esclarecimiento de las Actividades Nazis en Argentina)

    “A juicio de Klich, ”La auténtica Odessa” [de Uki Goñi] no brinda una ”visión completa” de los hechos, pues pese a las restricciones, Argentina fue el país latinoamericano que incorporó más refugiados judíos entre 1933 y 1945”

  40. Ezequiel:

    Me parece que su información no contradice a mis dichos, es un complemento. Tomé por cierre del rechazo a 1949 (incluso dije inmediata posguerra). Esos acuerdos son posteriores y como dice el artículo tienen por marco otro alineamiento internacional del país, o al menos un acercamiento a los EEUU.

    Por otra parte, repito, en ningún lado califiqué al gobierno peronista de antisemita. Digo que a los judíos no les fue fácil el ingreso por los canales legales. Hay que agregar que no fue el único gobierno argentino y de América Latina con una política dura.

    No sé cual es la tesis, supongo que quiere decir que los EEUU acogieron a más criminales. Claro que EEUU (nombré más de una vez a los vencedores) reclutaron del Tercer Reich a científicos, técnicos y miembros de servicios de inteligencia, de seguro entre todos ellos criminales. El caso argentino tiene una particularidad, además de alemanes y austríacos, vinieron (y en mayor cantidad) croatas (casi todo el gabinete de Pavelic, ¿esos eran científicos?), ucranianos, bielorusos, eslavos, rumanos, húngaros, anticomunistas de los países bálticos, y colaboracionistas belgas, franceses y holandeses.

    Ya sé que otros recibieron a croatas, etc y que la Argentina no fue el único depósito para estos individuos, eso está claro, pero creo que tiene un lugar destacado entre los Estados y que el gobierno podía ponerle un freno, no lo hizo.

    Ezequiel, y termino, si prefiere en el rubro recepción de criminales, ubiquemos a la Argentina en segundo, tercero, cuarto lugar… El conteo de criminales (difícil de hacer si no imposible) no cambia que cualquiera sea el número, en el caso argentino fueron demasiados.

    Mis saludos.

  41. Ezequiel: veo que ahora nombró a Goñi, si se fija más arriba -espero que Apold no lo haya volado- sostuve que las tesis de Goñi se reducen a “Perón nazi”. Trate de no endilgarme autores que no he tomado en cuenta.

  42. Emilio:
    Dije que era el libro que conocía al respecto. No que usted se basara en él. Y cité datos y trabajos, así como opiniones, bajo la etapa 1906 – 1945, y para 1933 – 1945. Todos referidos a inmigración judía.

  43. Cito si, esto
    “Al término de la Segunda Guerra Mundial y en el comienzo de la Guerra Fría, según los críticos, los servicios de inteligencia de EEUU contrataron y ampararon a criminales nazis para que sirvieran como espías contra la Unión Soviética y sus aliados”

    Nótese que dice “criminales”, no científicos. ¿Estaría bien una cosa y no la otra? ¿Y que lo haga Estados Unidos, pero no la Argentina?

    Es un extracto de la DW

  44. La del estribo, Ezequiel. En el otro tema no me sugirió bibliografía sin más, me la dio para quitarme los prejuicios sin preguntarme antes ¿conoce estos libros?. No es fácil conversar con alguien que desde el pedestal determina que mi aporte “no suma” (como hizo una vez) o que contiene varios prejuicios.

    Me parece que no tengo nada más para agregar, y estoy cansado de imjurias y de tanto muñeco de paja fabricado para responderme, tal vez sin esa intención pero así es como suenan algunas respuestas. Cada cual es dueño de informarse de varias versiones y de sacar conclusiones. Creo que no conviene hacerlo con una camiseta partidaria.

  45. Emilio:
    Usted ha citado a la CEANA. Yo también: de hecho, cité a su coordinador, Ignacio Klich.
    Entre paréntesis, notará el lugar que tiene otro historiador cuyo nombre está asociado a la tesis contraria al ardid del peronismo como nacionalismo de derechas. Digo esto porque fue tema de otro post, el de Jorge.

  46. Pero bueno, desde ya le aclaro que no pretendo que cambie de opinión. Sí me preocupa que informe parcialmente, y sin el debido conocimiento. Hay desarrollos disciplinarios que no pueden quedar a la buena del ensayo periodístico. Si no tiene, como usted dice, nada más que agregar, le envío un saludo.

  47. Gracias por tus elogios Ezequiel, igual no hay que exagerar, me conformo sobradamente con Battaglia para una comparación futbolística :P
    Es cierto lo que decís del ajedrez de Najdorf en su vejez, su capacidad de cálculo era asombrosa.
    Hay una anécdota graciosa sobre el equipo subcampeón olímpico de 1950 y el peronismo. Tras el torneo fueron recibidos por Perón y Evita, y se le ofreció a cada uno de los jugadores que pidiera lo que quisiera. Najdorf que vendía seguros y quería crecer en el rubro, pidió nada menos que asegurar a Perón, Rossetto (el padre de Cecilia) y/o Guimard, no estoy muy seguro, pidieron casa propia, Bolbochan se conformó con que le instalaran el teléfono, que tenía pedido hace mucho. Llegaron a Pilnik (que, como Najdorf, también había llegado en la olimpíada del 39), tan antiperonista como mujeriego, ¿qué iba a hacer, pedir o no pedir? La miró a Evita y le dijo: “un beso suyo señora”. Evita se levantó y le dió un beso.

  48. Ezequiel:

    Conozco y me gustan mucho los trabajos de Klich por sus matices. Me parece que también hay que tomar en cuenta a Senkman, quien enfatiza más el rechazo a los judíos:

    Klich Ignacio, Perón, Braden y el antisemitismo: opinión pública e internacional, en Ciclos nº2, 1er. semestre de 1992. En pgs. 12 a 15 menciona el desempeño de Peralta y su influencia posterior.

    Senkman Leonardo, Perón y la entrada de técnicos alemanes nazis, 1947-1949; un caso de cadena migratoria, en EML nº31, diciembre de 1995. (En este también menciona las trabas al ingreso de judíos).

    Senkman Leonardo, La Argentina neutral de 1940 ante los refugiados españoles y judíos, en Ciclos nº9, 2do. semestre de 1995.

    Entiendo que Gurevich comparte la línea interpretativa de Senkman en cuanto a la restricción, y sé de la polémica del último con Klich. En resumen, en mi opinión, la Argentina recibió a judíos (dudo si es cierto que mucho más que Brasil), si entraron en cantidad no fue por la política oficial, aunque después la amnistía regularizó su situación.

  49. Emilio
    No sé a usted pero a mí me llama la atención que cuando se menciona a la Argentina como “refugio nazi” sea siempre en forma tan sesgada.
    Los nombres de nazis reales que se dan nunca son muchos, está éste, aquel y aquel otro; alguno notorio, otros no; alguno alemán, otro croata y así …¿Cuántos? 10?, 100? mil? – no, son pocos y en general “en tránsito” y muchos de los que se menciona, como el incomparable Adolf son de gente “que lo vió” (como al bicho del lago Ness, no?)
    Un número importante, ahí sí, de alemanes que ni siquiera eran “científicos” sino básicamente ingenieros jóvenes y sin laburo que ni siquiera tuvieron mucho tiempo para ser nazis.
    Si quiere puede comparar, dónde estaban las facultades de ingeniería antes de esos alemanes y donde estuvieron después.
    De eso se trata, una decisión política legítima de un gobierno democrático – demonizada y bastardeada con la excusa nazi por los intereses locales y extranjeros a los que la sola mención de la palabra autonomía les da urticaria.
    Tampoco ví que le preocupara mucho el tema: “Después de Perón”; ¿los nazis se fueron en estampida?, el Vaticano se hizo bolche y no mandó a ninguno más?
    Los “demócratas libertadores”, después del 55, ¿se volvieron pro-judíos? los curas progresistas?
    Sospecho que no, el Camps que torturaba más a Timmermann, por judío, no era precisamente un “peronista”. ¿O sí?
    Es de sentido común que los prófugos, responsables de un régimen criminal como el de la Alemania nazi, se iban a desparramar por todos lados, es obvio; pero lo que no es obvio es su pretensión de suscribirlo a Perón, a todo su gobierno y, por extensión, a toda la Argentina; mientras se hace el distraído con el ingreso MASIVO de nazis al servicio de los norteamericanos.
    Usted puede citar muchos autores, libros y libritos, pero no le sirve de mucho si quiere jugar con naipes marcados, hace trampa y se le nota.
    Solo un ejemplo – Eichmann, que se secuestró acá (ilegalmente, dicho sea de paso), era un monumental hijo de puta, responsable del entramado burocrático del asesinato a escala industrial de millones de personas; bueno, ese tipo no es responsable directo de la muerte de ningún preso judío o no judío – un contable asqueroso pero contable al fin….
    Y la contracara, mi “amado” Werner von Braun, responsable del diseño de juguetes como el V2 (usado contra blancos civiles, no militares, pequeño detalle que lo descalifica un poco más) y también responsable – en tanto era el capo “técnico” – de las monstruosas condiciones de los “obreros” que fabricaban esos cohetes: hasta la muerte y en cavernas (literal) inconcebibles – Bueno, ese tipo, que estuvo ahí y que era el chef principal de esa “cocina” de muerte y destrucción; bueno, ése es un prócer del “desarrollo humano” y la NASA, supongo, una casa de retiros espirituales donde nunca anduvo un nazi y al servicio de la bondad universal. ¿No?
    Y la NASA fue el postre, el primer conchabo se lo dió el US Army.
    Pero claro, debe ser que yo me olvido de esas sabias palabras de un Roosevelt menos bueno: “Somoza es un hijo de puta, pero es nuestro hijo de puta”. Donde dice Somoza, ponga a quien se le ocurra, nazi o sucursal y después venga a contarme lo mucho que hay que agradecerles a los norteamericanos la gentileza de avisarnos por qué ese general, presidente electo de este país, era un tirano y un “refugiador” de nazis.
    Afanándole la frase a Jauretche: “Empareje, y hablamos”
    Saludos.

  50. Ram,

    Gracias por su respuesta, pero no voy a insistir sobre el punto. Creo que ya lo hice a lo largo del tema. Pero más que por eso, después de releer el hilo, noté que Valderrama redujo la censura a una demora en el subte. No habría demora sin la censura, Valderrama.

    Por otra parte, la perversión de Eva Row conducía a un burdo remate: durante el gobierno popular la gente accedía a la vivienda propia. Los curiosos parámetros para definir que es pertinente, las injurias y el papel de Apold no dan para más.

    Ezequiel, dese por respondido con esos artículos.

  51. Emilio: podrìa haber demoras en el subte de Moscù con o sin censuras.
    El cuento tendìa a señalar que las falencias del transporte en RUSIA no podìan compensarse con el racismo que albergaba la sociedad estadounidense.
    En la misma lìnea, la falta de solidaridad del mundo y en particular de las grandes potencias, con las persecuciones de que fueron vìctimas las minorìas judìas, antes y durante la Segunda Guerra Mundial, siendo la conferencia de EVIAN un rotundo exponente de esta afirmaciòn, no es un tema que circule por la misma vìa que pueda utizarse para analizar el gobierno peronista y su comportamiento con el ingreso de pròfugos del nazismo a tantos paìses de Amèrica Latina, como el nuestro.
    La insistencia en el tema me recuerda el siguiente relato.
    Un tipo estaba buscando bajo la potente luz de un farol, en la puerta de una casa, algun objeto que habìa perdido. Se acerca alguien a ayudarlo y le pregunta que perdiò.

    Le responde que se le cayeron las llaves en la esquina.

    – Porquè no va a la esquina, entonces ? –
    le indica, totalmente extrañado.

    – Porque en la esquina no hay luz y aquì sobra – es la respuesta.
    En lo que hizo el peronismo con los nazis que llegaron al paìs, no hay mucha màs iluminaciòn que en la esquina.
    La desgraciada luz que sì irradia el comportamiento de la humanidad, frente al nazismo, entre 1933 y 1939, perìodo en cuyos finales ocurriò la tràgica KRISTALLNACH que abriò este intercambio de opiniones, es de un alcance tal que a mi me diò la impresiòn que esto de PERON, ingresò tan forzado como el ruso que le imputa racismo al yanqui ante la demora del subte.

    A esta altura, la polìtica habitacional del peronismo, la situaciòn de miles de judìos inmigrantes que gracias a ella pudieron acceder a su primer vivienda en estos suelos luego de pagar alquileres congelados , ya darìa para otra serie de post y no quiero abusar.

  52. Emilio: sí, esos artículos sí los conozco, y la fuente es una revista muy recomendable, al igual que algunos de los autores.

    Se sumó material nuevo a partir de una excelente publicación de Daniel Lvovich, pero no cambia sustancialmente el cuadro de discusión, según creo. O, mejor dicho, cambia el del post anterior, que estaba signado por la presunción de continuidad entre el nacionalismo de los treinta, el peronismo y la Triple A.

    Hubiera empezado por Ciclos, hubiésemos llegado más rápido. Con la suma de matizaciones que ha incluido en este post, me doy efectivamente por satisfecho.

  53. Valderrama:

    Mis posts aparecieron por que los habilitaron desde la Administración. Por eso la metáfora de la demora y la censura.

    Puede que haya sido insistente. Quizás se debe a la respuesta recibida, más el posterior bloqueo del que no estaba seguro, supuse que podía ser un problema técnico y por eso envié varios post durante tres o cuatro horas.

    Creí que no era forzado mencionar que una vez vencidos los regímenes fascistas, desde un lugar del mundo se lanzaba propaganda, a eso había apuntado mi primer post. Ya se conocía que había ocurrido en Europa.

    Saludos

    Ezequiel:

    Tomaré su recomendación, en otra oportunidad nombraré la bibliografía de entrada.

    Hasta otra.

  54. Valderrama:

    Me olvidaba, en este tema el recuerdo de la ley de propiedad horizontal y como el gobierno peronista favorecía a los sectores menores, vaya si es muy forzado.

    Por otra parte, en este tema también se introdujo que el gobierno de Kirchner fue el primero en abrir archivos argentinos de la posguerra. Falso. Y no tiene nada que ver con la Noche de los Cristales Rotos, ¿no?.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *